iii edición de los premios platino

El orgullo latino corona a Colombia y arremete contra Trump

'El abrazo de la serpiente' se convierte en la gran triunfadora de los Premios Platino con siete galardones, incluidos los premios a mejor película y dirección para Ciro Guerra

Foto: Ricardo Darín, Premio Platino de Honor (Efe)
Ricardo Darín, Premio Platino de Honor (Efe)

El cine iberoamericano sacó anoche el orgullo latino en la tercera edición de los Premios Platino, que se celebraron en el Centro de Convenciones de Punta del Este (Uruguay). La sangre, el carácter, el color y el espíritu latino se adueñaron de una fiesta de los premios del cine iberoamericano que tuvo un marcado acento político y en la que se reivindicó la igualdad de la mujer, la unión de la industria latina y se coló como invitado involuntario Donald Trump

Boris Izaguirre, Santiago Segura y Adal Ramones, dos de los presentadores de la noche junto a la uruguaya Natalia Oreiro, mencionaron al candidato a la presidencia de Estados Unidos por sus discursos racistas contra los latinos. Ramones aseguró que México sí construirá el famoso muro que quiere levantar Trump “pero para protegernos de él”. Paradójicamente, en el país abundan los carteles de Trump e incluso está construyendo una torre de viviendas de ultralujo frente a playa Brava en Punta del Este. 

Pero los Platino fueron también el homenaje al cine de autor y de menor tamaño hecho en Iberoamerica. La gran sorpresa de la noche fue la lluvia de premios que recayó sobre ‘El abrazo de la serpiente’ (Colombia, Venezuela y Argentina). Este pequeño y conmovedor filme, rodado en blanco y negro, que retrata a las comunidades amazónicas colombianas y habla del encuentro intercultural, sigue haciendo historia. Estuvo nominado al Oscar a la mejor película de habla no inglesa convirtiéndose en la primera película colombiana en llegar a los premios estaodunidenses y anoche se llevó siete estauillas de las ocho a las que estaba nominada. Se alzó con los premios a mejor película, la mejor dirección para Ciro Guerra, música original para Nascuy Vidal así como los cuatro premios técnicos: montaje, sonido, dirección de arte y de fotografía. Por cierto, los cuatro se dieron a la vez con Segura aligerando los discursos. Una idea muy exportable para nuestros interminables Goya.

El equipo de 'El abrazo de la serpiente' (Efe)
El equipo de 'El abrazo de la serpiente' (Efe)

"Es un honor gigantesco", aseguró Guerra con su galardón en la mano, y más ahora que están viviendo "un momento muy especial para Colombia. Espero que sea el momento de la paz por fin y que todas las historias que han estado sepultadas por tantos años de violencia comiencen a salir y los cineastas seamos una herramienta para contarlas". El director explicó que 'El abrazo de la serpiente' representa "la confirmación de un camino que ha cristalizado en el surgimiento del cine colombiano, un cine que está buscando historias, una honestidad y una identidad". Además de representar un espaldarazo para mejorar la distribución de estas películas más de autor y poco comerciales que tienen difícil verse en otros países. 

En la misma línea, la productora del filme, pidió "apoyo de nuestros gobiernos para generar hábitos de consumo". "Somos miles en Iberoamérica pero solo somos campesinos produciendo producto orgánicos contra grandes multinacionales. El cine no le da cáncer a nadie pero necesitamos apoyo para estimular el consumo de cine lationamericano”. Porque lo que anoche se vivió en los Platino fue una demostración de orgullo (quizás la palabra más repetida de la velada) latinoamericano y hermandad, conscientes de la necesidad de construir una industria potente para poder competir con las grandes producciones de Hollywood.

“Tenemos el talento, necesitamos confianza”

Ricardo Darín hizo especial hincapié en la importancia de la unión de la industria del cine latina frente al gigante de norteamericano. “Detrás de esto lo que verdaderamente perseguimos es que se valore el trabajo y el esfuerzo de tanto talento diseminado por nuestra región, con la misma lengua y muchas veces nos sentimos inhibidos frente al apabullamiento de las superproducciones. No tenemos que bajar los brazos. Tenemos que sentirnos orgullosos de todo el talento que tenemos”, aseguró el Premio de Honor de esta edición de los Platino.

“Frente al desproporcionado presupuesto multimillonario de las superproducciones, nosotros todos los días, y cada vez más, debemos responder con talento, creatividad, imaginación, esfuerzo, ganas, picardía y atrevimiento. Es la forma de responder y suplir la falta de presupuesto. Tenemos el talento, lo único que necesitamos es tener confianza en nosotros mismos”, añadió entre los aplausos de una platea que le recibió en pie y con vítores.

Paulina Rubio en plena actuación en los Platino (Efe)
Paulina Rubio en plena actuación en los Platino (Efe)

“Que alegría hablar para toda esta gente y que todos me entiendan con nuestra ñ. Estos premios deberían llamarse los Platiños”, aseguró Segura entre risas al inicio de una gala que fue retransmitida por televisión a más de medio centenar de país para una audiencia potencial de 700 millones de espectadores. El español estuvo ágil y divertido en su rol de maestro de ceremonias -otra elección de la que deberíamos también tomar nota- durante las dos horas y media que se alargó la ceremonia. Eso sí, estos Platino fueron amenos aunque hubo casi más música que cine. Hasta siete números musicales, entre otros, de Paulina Rubio, Álvaro Soler, Diego Torres, Cali y El Dandee o el color y el ritmo de las comparsas uruguayas.

'El clan' (Argentina y España) y 'El club' (Chile) parecían las dos grandes favoritas de la noche pero al final se fueron a casa con un premio cada una para sus protagonistas, además del mejor guion para el filme de Pablo Larraín. La actor argentino Guillermo Francella se alzó con el premio a mejor interpretación masculina por su trabajo dando vida a Arquímedes Puccio en la primera, mientras que Dolores Fonzi ganó el premio a mejor actriz por 'El club'. La argentina quiso dedicar el premio a las mujeres víctimas de violencia y discriminación “para que el Estado deje de oprimir nuestros derechos”, a la par que pidió libertad para Belén, una joven argentina de 25 años condenada a ocho años de cárcel en Tucamán acusada de homicidio doblemente agravado y alevosía por haber abortado. 

La guatemalteca ‘Ixcanul’, que además también se ha alzado con el premio del público, ganó el Platino a la mejor ópera prima. Un galardón que suma a la larga lista de premios (48 en total) que lleva la película como el Oso de Plata de la Berlinale y el Cine en Construcción del Festival de San Sebastián. Su director, Jayro Bustamante, aseguró que este galardón es “un sueño personal, un sueño comunitario, un sueño de un país porque estamos emergiendo en el cine en Guatemala”.

La Premio Nobel Rigoberta Menchú (Efe)
La Premio Nobel Rigoberta Menchú (Efe)

Uno de los momentos más emotivos de la gala se vivió cuando la Premio Nobel de la Paz, Rigoberta Menchú, subió al escenario para entregar la estatuilla a la mejor película de Educación en Valores a la brasileña ‘Que horas ela volta?’. “El cine es un poderoso arte que debe inculcar el respeto, la concordia y la paz. Es por eso que hago honor a esta extraordinaria iniciativa que hace posible que se unan las aspiraciones de paz con la educación y el cine. Gracias por enaltecer la igualdad, el reconocimiento, el respeto, sobre todo cuestionar las convenciones sociales”, aseguró. 

La española ‘Atrapa la bandera’, de Enrique Gato, se hizo con el Platino a la mejor película de animación y la hispanochilena ‘El botón de nácar’, de Patricio Guzmán, ganó el premio a mejor documental que recogió Jaume Roures. El productor de este filme que habla de los presos políticos chilenos, pidió que en España “saquemos a más de 100.000 personas que están en las cunetas desde hace años y están también desaparecidos”.

Fueron, junto al premio de 'El clan', los únicos que se llevó España para casa a pesar de tener entre los nominados a Inma Cuesta o Javier Cámara. El cine español también estuvo representado por actores como Hugo Silva, Natalia de Molina, Eduardo Noriega o Antonio de la Torre, que se encargaron de entregar los premios. Además de que ayer se anunció que la cuarta edición de los Platino se celebrará el año que viene en Madrid para seguir exhibiendo el músculo y orgullo latino. 

Ganadores de los Platino

Mejor película iberoamericana de ficción: 'El abrazo de la serpiente' (Colombia, Venezuela y Argentina)

Mejor dirección: Ciro Guerra, por El abrazo de la serpiente' (Colombia, Venezuela y Argentina)

Mejor guion: Pablo Larraín, Guillermo Calderón y Daniel Villalobos, por ‘El Club’ (Chile)

Mejor actor: Guillermo Francella, por 'El clan' (Argentina y España)

Mejor actriz: Dolores Fonzi, por 'Paulina' (Argentina)

Mejor ópera prima de ficción: 'Ixcanul', de Jayro Bustamante (Guatemala)

Mejor película de animación: 'Atrapa la bandera', de Enrique Gato (España)

Mejor película documental: 'El botón de nácar', de Patricio Guzmán (Chile y España)

Mejor música original: Nascuy Linares, por 'El abrazo de la serpiente' (Colombia, Venezuela y Argentina)

Mejor dirección de montaje: Etienne Bousaac y Cristina Gallego, por 'El abrazo de la serpiente' (Colombia, Venezuela y Argentina)

Mejor dirección de arte: Ángelica Perea, por 'El abrazo de la serpiente' (Colombia, Venezuela y Argentina)

Mejor dirección de fotografía: David Gallego, por 'El abrazo de la serpiente' (Colombia, Venezuela y Argentina)

Mejor dirección de sonido: Carlos García y Marco Salaverría, por 'El abrazo de la serpiente' (Colombia, Venezuela y Argentina)

Premio Platino de Educación en Valores: 'Que hora ela volta?', de Anna Muylaert (Brasil)

Premio Platino de Honor: Ricardo Darín

Cine

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios