El terror español ya no asusta en la taquilla
  1. Cultura
  2. Cine
'rec 4' el último fracaso del género

El terror español ya no asusta en la taquilla

El cine de género español fracasa en taquilla desde hace años. Lejos quedan los tiempos en los que 'Los Otros', 'El orfanato' y las primeras 'REC' triunfaban

placeholder Foto: Fotograma de 'Rec 4', de Jaume Balagueró
Fotograma de 'Rec 4', de Jaume Balagueró

El cine español esperaba conseguir esta semana un nuevo número uno en la taquilla. Se estrenaba REC 4, uno de los estrenosmás potentes del año y punto y final a una de las sagas más lucrativas del terror español.

A pesar del bajón de la tercera entrega, esta cuarta parte volvía a los elementos que convirtieron 'REC' en un buque insignia del cine de género nacional. Jaume Balagueró recuperaba los mandos en la dirección y Manuela Velasco volvía a ponerse en la piel de la reportera Ángela Vidal.

Las previsiones colocaban su recaudación durante el primer fin de semana en 1,2 millones de euros, lo que la hubiera situado sin problemas en el lugar más alto del ranking. Las alarmas saltaron cuando el viernes no fue el filme más visto del día, cediendo su lugar a Drácula, la leyenda jamás contada.

Los peores augurios se han cumplido y REC 4 (que ha costado cerca de cuatro millones de euros)se queda en medio millón de euros de recaudación según los primeros datos ofrecidos por la consultora Rentrak. El peor dato de toda la saga, que comenzó en 2007 con 1,5 millones en sus tres primeros días, continuó con 2,1 millones en 2009 y bajó a los 823.200 euros con Rec 3: Génesis en 2012.

El fracaso del filme es la última prueba de que el terror nacional ha perdido el contacto con los espectadores.Lejos quedan los tiempos de El Orfanato, Los Otros o incluso los primeros REC, cuando el público arrasabalas salas para disfrutar de buen cine de género hecho en España.

Sin embargo el cine internacional sigue apostando con éxito por el terror. Filmes como Insidious, Expediente Warren o una producción con capital español como Mamá han calado en los espectadores en los últimos años.

En nuestra industria sin embargo sigue dando buenos resultados el thriller oscuro que coquetea con el terror, como han probado El Cuerpo y Los ojos de Julia, ambos protagonizados por la reina del género,Belén Rueda, y que tuvieron una buena maquinaria promocional detrás.

Sequía del terror cañí

Durante años pareció que el terror era la gallina de los huevos de oro del cine español. Amenábar y Bayona reventaron las arcas con sus filmes, y Balagueró conseguía repartos internacionales para sus películas que funcionaban bien en taquilla.

Los directores españoles de género eran reconocidos en todo el mundo e incluso muchos, como Paco Plaza o Gonzalo López-Gallego, han saltado a Hollywood para probar suerte en la meca del cine.

La burbuja del terror se pinchó en 2009,último año en el que encontramos un gran éxito español. Se trataba, cómo no, de REC 2, que sumó 861.629 espectadores y más de 5 millones de euros.

En su intento de seguir explotando el filón se produjeron películas que pasaron por las salas sin pena ni gloria como La posesión de Emma Evans en 2010 (135.000 espectadores), y también productos de muy baja calidad, como E.S.O, entidad sobrenatural oculta (25.000 espectadores), que quemaron lo conseguido los años anteriores.

La mayor parte de estrenos de terror en los últimos años han sido estrenados con una nula promoción y en un número muy reducido de salas, hundiendo al género. ¿Cuántos espectadores han oído hablar de Secuestrados, Insensibles, Retornados o La cueva?

Poca confianza en un tipo de cine que vivió su momento de gloria y que en EEUU ha demostrado que con una producción de costes asequibles puede dar grandes resultados económicos.

Este año se han estrenado, además de REC 4, otros tres filmes de terror de los que no se ha escuchado nada, a pesar de que algunos han sido muy bien recibidos por la crítica como La cueva. Los otros dos fueron Purgatorio y La hermandad.Con el primero Antena 3 y Apaches intentaron revolucionar sin éxito las ventanas de distribución ofreciendo el filme en plataformas de VOD. El segundo, una especie de Orfanato con Lidya Bosch se estrelló y no llegó ni a los 500 euros en cada una de las 106 salas donde se estrenó.

Habrá que ver si la producción de Alex de la Iglesia, Musarañas, que llegará en diciembre cambia la situación y devuelve brillo a un género olvidado.

Cine Taquilla Terror Cine español Noadex
El redactor recomienda