El Gobierno no salda las deudas con el cine
  1. Cultura
  2. Cine
pagará 30 de los 42 millones pendientes

El Gobierno no salda las deudas con el cine

El Consejo de Ministros ha aprobado un suplemento de crédito que no permitirá pagar todas las deudas contraídas con el sector del cine español

Foto: Rueda de prensa tras el consejo de ministros (EFE)
Rueda de prensa tras el consejo de ministros (EFE)

"Hay Gobiernos que gastan, y Gobiernos que pagan, el nuestro es de los que paga". Así ha comenzado la rueda de prensa del Consejo de Ministros Soraya Sáenz de Santamaría en la que ha anunciado un pago parcial de la deuda contraída con el cine español. El Gobierno ha aprobado mediante un Decreto Ley un suplemento de crédito para el Ministerio de Cultura y el Instituto de la Cinematografía y las Artes Audiovisuales (ICAA) de 30 millones para saldar parte de las ayudas a la amortización de largometrajes correspondientes a 2012. Sin embargo, con esta cantidad no se cubre la deuda contraída de 42 millones de euros, que Wert prometió resolver en octubre de 2013.

El ministero de Cultura avanzó hace unos días que hoy aprobarían un suplemento de crédito que permita hacer frente a esas obligaciones, algo que solo ha ocurrido parcialmente. La única manera de hacer frente a las deudas es aprobando suplementos de créditos como el aprobado hoy. Anualmente, la cantidad presupuestada para el Fondo de Protección a la Cinematografía es de 33,7 millones, cifra que no alcanza el pago de las obligaciones contraídas.

Ramón Colom, presidente de la Federación de Asociaciones de Productores Audiovisuales Españoles (FAPAE), ha manifestado su descontento con esta medida. En unas declaraciones a EFE ha asegurado que no se cree que el Gobierno no tenga los 10 millones de euros restantes: “El Gobierno tiene una deuda con la industria cine de 40 millones de euros, solo de 2012, y no pueden decir ahora que aprueban 30. Las cifras no se corresponden a lo que habíamos hablado con el Gobierno", ha asegurado Colom, que ha tratado sin éxito de contactar con el ICAA para que le expliquen por qué no se ha aprobado el pago del total de la deuda y cómo piensan solucionar la cifra que falta. "Si no encuentran ese dinero, hay 40 empresas que cerrarán y quebrarán por todas las deudas al sector", ha zanjado.

Por su parte), Puy Oria, presidenta de la asociación de productores audiovisuales madrileños AMA (que abandonó en junio FAPAE) ha asegurado a Efe que la aprobación de un crédito extraordinario de 30 millones de euros para pagar las ayudas al cine es "una buena noticia", ya que servirá "para poder ir resolviendo" el endeudamiento del sector.

El ICAA ha valorado positivamente el esfuerzo realizado por el Ministerio de Hacienda al aportar 30 millones de euros para el pago de las ayudas a la amortización, que considera que ascienden a una cantidad de 39 millones, y asegura que el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte trabaja para aportar una dotación de crédito adicional

El presidente de la Academia española del Cine, Enrique González Macho, opina que las ayudas a la amortización de largometrajes correspondientes a 2012 aprobadas hoy por el Gobierno demuestran que "es indudable de que no hay un auténtico deseo de que las cosas se solucionen, ni aunque sea maquillándolas".

"Es muy lamentable, pero es lo que es. Y es todo así; las ayudas fiscales se quedaron en nada después de tres años y ahora... Es evidente que están destruyendo el cine a marchas forzadas", ha dicho González Macho hoy en declaraciones a EFE.

En febrero de este año, y a escasos días de la gala de los Premios Goya, ya se aprobó el pago de 22,5 millones de euros, en aquella ocasión correspondientes al último trimestre de 2011, dejando pendiente lo relativo al año 2012.

La imposibilidad de hacer frente a estas deudas viene provocada por el descenso en el presupuesto destinado por parte de Cultura al Fondo de Protección a la Cinematografía con la que cuenta el Instituto de la Cinematografía y de las Artes Audiovisuales (ICAA). Una cantidad que en el año 2007 se pactó entre PP y PSOE que debería alcanzar los 100 millones de euros en 2013 y que para este año se ha quedado en los 33,7 millones.

Wert reconoció hace unos días que la industria “está pasando por momentos difíciles”. Aunque para contrarrestar ha destacado los resultados del cine español en los ocho meses que han pasado de año, en los que la cuota de pantalla en términos de recaudación ha crecido hasta el 24,4%, gracias al éxito de Ocho apellidos vascos.

El Ministerio de Cultura tiene, además de las deudas, otras cuentas pendientes con la industria del cine. La bajada del IVA cultural, que acaba de cumplir dos años lastrando el cine español y llenando las arcas de Hacienda, y la renegociación de los incentivos fiscales para los productores contemplados en la nueva Reforma Fiscal. Cultura se comprometió con el sector a que llegarían al 30%, aunque finalmente los dejó en un 20%, sólo dos puntos superior a las que ya existían.

Cine Cine español Productores cinematográficos Cristóbal Montoro José Ignacio Wert Deuda Reforma fiscal Ocho apellidos vascos IVA
El redactor recomienda