Miedo a un mundo de superheroínas
  1. Cultura
  2. Cine
ESTRENO DE 'LUCY', CON SCARLETT JOHANSSON

Miedo a un mundo de superheroínas

Scarlett Johansson se ha convertido en el último año en una estrella de acción. Un rol reservado para los hombres y en el que las mujeres han fracasado

placeholder Foto: Scarlett Johansson en 'Lucy'
Scarlett Johansson en 'Lucy'

Capitán América, Thor, Star Lord, Los mercenarios de Stallone… Películas de acción llenas de testosterona y cuerpos masculinos. Nada de chicas. Sólo como secundarias de lujo, comoacompañantes de los protagonistas.

Las mujeres han sido ignoradas como superheroínas o estrellas de acción por Hollywood. Natalie Portman es una mera comparsa al lado del dios del trueno, y hasta Stallone ha tenido que esperar tres entregas para introducir un personaje secundario femenino en su saga.

EEUU tiene pánicoa darle el control de un filme a una heroína. Las experiencias previas han creado un miedo a que cualquier producto cargado de adrenalina que llevara el rostro de una mujerfracasara en taquilla.

Si bien la presencia de hombres en este tipo de filmes siempre ha sido mayoritaria, el resurgir de esta fobia lo podemos remontar al mismo momento en el que el cine de superhéroes comienza a despuntar.

La llegada de los X-Men, Spider-Man, Daredevil y compañía se unió a otrosfilmes destinados en exclusiva a lasheroínas secundarias. Catwoman (2004) y Elektra (2005) intentaron sin éxito popularizar las películas con mujer repartiendo estopa. No lo consiguieron.Elektra sólo logró 24 millones de dólares en EEUU y Catwoman superó los 40 por poco con un presupuesto de más de 100 millones. Dos castañazos que frenaron la maquinaria.

Nadie en las productoras se planteó que el fracaso de estas dos películas fuera debido asu nefasta calidad, y no a que fueran protagonizadas por mujeres, pero el resultado fue que los títulos con grandes héroes siguieron adelante mientras que las heroínas quedaron arrinconadas.Los cómics también han dado históricamentepredominancia a los hombres frente a las mujeres, pero aun así había mucho material por explorar que nunca se tuvo en consideración.

El cine de acción al uso tampoco ha sido un campo muy plagado de estrellas femeninas. Con excepciones como la Ripley de Sigourney Weaver, Hollywood siempre ha optado por encumbrar nuevos cachas que popularicen sus sagas y pocas mujeres. Lo intentaron conCharlize Theron en Aeon Flux y, de nuevo, los resultados fueron catastróficos: sólo 25 millones de dólares en EEUU.

A los valientes que se atrevían a intentar colocar a una mujer al frente de un filme de acción se le recibía con un varapalo en la taquilla: La teniente O’Neill, Sucker Punch, Colombiana, Domino, Nikita… ninguna lo logró.

El miedo de las productoras a un mundo cinematográfico lleno de heroínas se ha extendido también a la televisión, donde Wonder Woman ya ha visto cómo en dos ocasiones cancelaban su serie.

La primera en 2011. Protagonizada por Adrianne Palicki, la serie, producida y escrita por el magnate de la televisión David E. Kelley (creador de Ally McBeal) se quedó como un piloto que nunca llegó a emitirse cuando la cadena vio su (presunta) mala calidad.

Este año tras un largo periodo de preparación se esperaba que, por fin, Wonder Woman volvieraa la pequeña pantalla. La cadena que apostaba por ella, The CW, tiene experiencia en el mundo de los héroes ya que emite con éxito Arrow y espera el estreno de su spin-off Flash. En enero el presidente de la cadena anunció que se paralizaba el proyecto.

Scarlett y Angelina como excepción

Sólo dos mujeres han conseguido levantar proyectos de acción con ellas como heroínas principales. Angelina Jolie lo logró en Wanted y Salt, pero su giro hacia la dirección de dramones no la deja retomar ese rol.

La nueva estrella de acción femenina es Scarlett Johanson. La actriz ha conseguido que los productores vuelvan a apostar por un rostro de mujer para sus proyectos. Pero le ha costado su tiempo. Tuvo que comenzar como secundaria y escudera de grandes superhéroes como Iron Man y Capitán América antes de dar el gran salto. Su viuda negra ha ganado el afecto de los espectadores y tendrá su propia película.

Además, Luc Besson (uno de los pocos directores que a pesar de los leñazos en taquilla apuestan por las heroínas) confió en ella como protagonista absoluta de Lucy. Un filme de acción a raudales para su lucimiento.Johansson pelea, dispara, controla objetos con su mente, se sube por las paredes y otras acciones reservadas para los grandes superhéroes.

Puede que algo esté cambiando en Hollywood y hayan perdido el miedo a que las mujeres golpeen más fuerte que los hombres. Este cambio de mentalidad se ha visto propiciado por el éxito de las novelas distópicas para adolescentes, donde es una joven fuerte e independiente la que revoluciona la sociedad. El éxito de sus adaptaciones, con Los juegos del hambre y Divergente a la cabeza, ha hecho que en los últimos años se atisbe un momento de inflexión. La paridad está lejos, pero algunas mujeres vienen pisando fuerte.

Cine Hollywood Scarlett Johansson Taquilla
El redactor recomienda