esto es sólo "el primer acto"

'Blackout Tuesday' por George Floyd: apagón musical que no debió ser así en redes sociales

Las pantallas de muchos usuarios de redes sociales se han fundido a negro en el Blackout Tuesday, una iniciativa de apagón cultural que no buscaba silenciar internet, sino llamar a la acción

Foto: Parón en la industria musical por la muerte de George Floyd a causa de la brutalidad policial (EFE/EC)
Parón en la industria musical por la muerte de George Floyd a causa de la brutalidad policial (EFE/EC)

Las protestas raciales han resurgido en Estados Unidos tras la muerte de George Floyd, un afroamericano que perdió la vida este 25 de mayo mientras estaba bajo custodia policial después de ser arrestado en la ciudad de Mineápolis (Minesota) y sufrir, como tantas otras personas negras en el país, la brutalidad policial de los agentes que le detuvieron. Por octava noche consecutiva, las calles de más de 100 ciudades estadounidense de casi todos los estados no han dormido y se han vuelto a llenar de manifestantes para denunciar el racismo instalado en la sociedad y los episodios de violencia policial contra ciudadanos negros. Entre las consignas que están marcando las protestas, sigue en pie el 'Black lives matter' ('Las vidas de los negros importan), al igual que ha nacido un nuevo lema: 'No puedo respirar', una de las frases que pronunció Floyd durante los 8 minutos y 46 segundos que el oficial de policía Derek Chauvin le mantuvo inmovilizado en el suelo con una rodilla apretando su cuello, tal y como ha reconstruido 'The New York Times' en una investigación en vídeo.

A la par que se suceden las concentraciones en las calles, este martes las redes sociales —donde son muchos, tanto celebridades como auténticos desconocidos, los que han alzado también su voz en denuncia al racismo— se han fundido a negro con miles de publicaciones de este color para unirse al 'Blackout Tuesday', un apagón que ha nacido en el ámbito de la música y que realmente nunca ha pretendido "silenciarnos", como así explican a través de las redes sociales. Las impulsoras de esta iniciativa, Jamila Thomas y Brianna Agyemang —quienes trabajan respectivamente en la discográfica Atlantic Records y en Platoon, una plataforma que distribuye trabajos de diferentes artistas—, han logrado movilizar a todo internet en respuesta a la muerte de George Floyd por la violencia policial y, aunque agradecen todo el apoyo a su campaña, 'The show must be paused', han recordado que el próposito de su iniciativa es alterar lo establecido y promover un parón en la industria musical tal y como está conebida actualmente. A la par, han pedido que no se utilice el hashtag 'Blacks Lives Matter' si no se van a compartir recursos e información necesarios para la causa: “Si no lo estás usando en ese sentido, utilízalo sin hashtag, así no silenciamos sin querer un diálogo vital en un mar de recuadros negros”.

Tal y como describen en la página web que se ha diseñado para la ocasión, tras las sucesivas muertes de ciudadanos de la comunidad negra a causa del racismo sistémico de la sociedad, el 'show' no debe continuar, sino que tiene el deber de parar y denunciar las desigualdades y la brutalidad policial que no sólo ha costado la vida de Floyd, sino también la de Breonna Taylor, una mujer negra que falleció en marzo de este año en Louisville al recibir varios disparos de la policía o la de Ahmaud Arbery, un joven negro al que se recuerda también en redes estos días tras ser asesinado a manos de un expolicía. "En respuesta a los incontables asesinatos de ciudadanos negros a manos de la policía, #TheShowMustBePaused nace como una iniciativa creada por dos mujeres negras que trabajan en la música y que observan desde hace mucho tiempo el racismo y la desigualdad que existe desde las salas de reuniones de las empresas hasta las calles. No seguiremos trabajando como de costumbre en la industria musical si no se tiene en cuenta a la comunidad negra", reza el primer párrafo del texto que preside el sitio web de la campaña, donde también se recuerda la cantidad de dinero que mueve un sector como este y que se beneficia predominantemente, en palabras del movimiento, del arte de la comunidad negra.

La intención de Thomas y Agyemang es que este 'Blackout Tuesday' no dure únicamente las 24 horas del 2 de junio, sino que "la conversación honesta y reflexiva sobre qué acciones necesitamos tomar colectivamente para apoyar a la ciudadanía negra" se extienda en el tiempo para poner en marcha algo más que hashtags en Twiiter y pensar en planes de acción para cambiar la situación y no tener que lamentar la muerte de nadie más. Piden en este sentido pasar a la acción con toda la población remando en un mismo sentido, "estamos cansados y no podemos cambiar las cosas solos". Y dejan claro a través de Instagram que esto es tan solo el primer acto de algo más grande, que se anunciará a su debido tiempo. "Mientras tanto, a nuestra familia y amigos negros: tomaos el tiempo que necesitéis a nivel personal y por vuestra salud mental. A nuestros aliados, este el momento de iniciar conversaciones difíciles con familia, amigos y compañeros".

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

Lo más leído