'¿RIGE LEONOR O NO? ELEGIR'

Palindrotiras: los cómics imposibles que se leen igual al derecho que al revés

Las Palindrotiras de José Pablo García cuentan historias a través de ingeniosos palíndromos y fotografías de personajes conocidos

Foto: Una de las Palindrotiras con la RAE de protagonista (José Pablo García)
Una de las Palindrotiras con la RAE de protagonista (José Pablo García)

De los palíndromos solemos recordar aquellas frases que años atrás ya aprendíamos como curiosidad en el colegio (‘Dábale arroz a la zorra el abad’), o algunas palabras sueltas que da la casualidad de que pueden leerse en cualquier dirección (‘reconocer’). Pero hay vida más allá. Incluso Sara Baras es un palíndromo, existen poemas formados con versos palindrómicos y ahora, las Palindrotiras de José Pablo García los han convertido en cómic.

“Para ir a rapear a la RAE, pararía”, dice Javier Marías recostado en una pared cubierta de grafitis. “¡Rap!”, le apoya Mario Vargas Llosa, apasionado de la cultura urbana. En una esquina, Arturo Pérez Reverte se alza con pose segura, como imponiéndose contra la banda rival del barrio. No, no han abandonado el sillón de la RAE para sacar un disco de rap. Es una de las palindrotiras de José Pablo.

Recogidas en su cuenta de Twitter @palindrotiras, la mayoría están basadas en situaciones cotidianas o de actualidad, con fotografías de personajes conocidos comunicándose a través de palíndromos en bocadillos. “Al principio las dibujaba y me llevaba mucho tiempo, por eso ahora uso fotonovelas”, explica José Pablo por teléfono a El Confidencial.

José Pablo lleva dos años realizando estas tiras, desde que en 2014 recibiera una propuesta de la revista La croqueta para participar en una viñeta de humor gráfico. Aun así, explica, ya llevaba un tiempo dándole vueltas. “Había descubierto una técnica y ya tenía habilidad haciendo palíndromos”, recuerda. “Escojo una palabra o grupo que sea capicúa, empiezo por el núcleo y las hago crecer por la derecha o por la izquierda”. Y cuando lo cuenta parece hasta sencillo, pero reconoce que alguna se le ha quedado atascada, hasta restacarla meses después. “Me ayudo del diccionario, depende de si está al principio o al final, y busco palabras que rimen”.

“Voy muy pendiente y cuando veo algún rótulo por la calle siempre pienso si me vale para algo”, comenta respecto a cómo se le ocurren palíndromos para sus viñetas. “Voy anotando todo en el móvil y luego lo releo a ver si puedo rescatar algo”. La cuenta de Twitter donde publica las palindrotiras la abrió en 2014, impulsado por su novia de nombre palindrómico Ada, pero esta afición siempre la ha tenido muy presente. “Hace 20 años, mi hermano y yo ya jugábamos a ver quién hacía el palíndromo más largo”, asegura.

José Pablo tiene otros proyectos fuera del ámbito de los palíndromos. Este año ha publicado ‘Vidas ocupadas’, sobre su experiencia en Palestina, y una segunda colaboración con Paul Preston, ‘La muerte del Gernika’. Además de en su cuenta de Twitter, las ingeniosas Palindrotiras se pueden encontrar en el blog de La Térmica y en La Croqueta.

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios