presenta 'hit emocional'

Juanjo Sáez: "Donde predominan los nacionalismos la cultura es conservadora"

El autor publica una recopilación ampliada de la página homónima que mes a mes ha ido publicando en la revista Rockdelux desde el año 2006

Foto: Juanjo Sáez: Donde predominan los nacionalismos la cultura es conservadora
Autor
Tiempo de lectura6 min

Juanjo Sáez lleva patillas y tupé como en su día los llevó su padre, que en su juventud fue un rockero moderno que se iba a bailar a Barcelona desde su barrio y que, de alguna manera, le transmitió la afición por la música. El dibujante acaba de publicar su libro 'Hit emocional', una recopilación ampliada de la página homónima que mes a mes ha ido publicando en la revista Rockdelux desde el año 2006. En su momento fue Sáez el que le propuso la idea a Santi Carrillo, el director de la publicación y también ha sido él quien se ha dirigido a Sexto Piso para editar el libro.

“En un viaje a México me enteré de qué editoriales había por allí que estuvieran bien y les expliqué el proyecto. Era una idea que tenía por ahí. Me gustaba como estaba quedando la sección y con las revistas ya se sabe: o acaban en la basura o por ahí sueltas. Creo que todo junto da otra dimensión al trabajo y además, una página siempre se hace corta para explicar las cosas y quería añadir más contenidos. Necesitaba otro formato para contar historias más largas”, explica por teléfono a El Confidencial.

Entrevistar a Juanjo Sáez no es fácil. Y no porque sea de pocas palabras, todo lo contrario, sino porque en sus trabajos cuenta su vida y opina sobre cualquier cosa que le apetezca, así que hay poco misterio que descubrir. Lleva 20 años dando caña y provocando, lo que le ha servido para hacerse famoso, molestar a unas cuantas personas y hasta para perder algún trabajo. Aunque también ha sabido rectificar o, por lo menos, calmar las aguas. Todo eso lo ha explicado en sus libros, como en 'Viviendo del cuento' (Reservoir Books, 2004) o 'Yo, otro libro egocéntrico de Juanjo Sáez' (Reservoir Books, 2010).

El hilo conductor de 'Hit Emocional' vuelve a ser su propia vida. Empezando por el recuerdo de su padre y siguiendo por su primera adolescencia y la pasión por la música heavy que compartía con sus amigos. “Nos permitía evadirnos de la realidad del barrio. No escuchábamos música con la que nos identificásemos. Quizás en los inicios de Barón Rojo, que tocaban más temas urbanos. La música tiene muchas funciones. Hay estilos que dan más pie a evadirse y otros que hablan más de tu entorno. Eso es como la literatura: hay literatura fantástica y hay literatura realista o costumbrista”.

Al techno le sentó peor el tiempo. Escuchas ahora a esos grupos y se han quedado muy anclados en su momentoPor supuesto, el indie y el techno también ocupan una parte muy importante del libro ya que él vivió la escena cultural barcelonesa de los 90 desde dentro, fue parte de ella. De hecho, en su época fue el azote de la modernidad, aunque que ahora la piensa de manera más amable. Para él, el indie se ha conservado bien con el paso de los años. “Al techno le sentó peor el tiempo. Escuchas ahora a esos grupos y se han quedado muy anclados en su momento. Evidentemente es una generalización, hay grupos de electrónica que han aguantado mejor. Pero el género tenía ese punto pretencioso de presentarse como la música del futuro y después, viéndolo con perspectiva, te das cuenta de que era música de su tiempo y ya está”.

Hablando de lo considerado indie de aquellos años, es inevitable no tocar, aunque sea de pasada, la polémica surgida en el mundo cultural acerca de la supuesta frivolidad de los grupos del momento que cantaban en inglés y no miraban más allá de sus propios ombligos. “Es muy fácil hablar desde el presente viendo cómo ha evolucionado todo. Pero en los 90 había poco que criticar porque todo estaba bastante bien. Y sobre todo si además eras un niño un poco bien, que tus padres te daban dinero para ir a los conciertos y todo eso. Hacer esa lectura ahora es muy fácil. Como en todo, no hay nada peor que un converso”.

También es de la opinión que la reivindicación política o social puede no ser tan directa y estar presente en una obra de una manera más poética. En sus propios trabajos lo está de las dos maneras. Tanto desde una perspectiva más íntima como cuando cuenta el despido de su padre en 'Crisis (de ansiedad)' (Random House, 2013) o de manera más contundente como en las tiras que publica en el diario nacionalista 'Ara'. “Cuando toca hablo de política. Dentro de determinados ámbitos yo me manifiesto a favor o en contra de las cosas. E incluso en Facebook [lo tiene abierto y todos los usuarios pueden ver sus publicaciones], donde me he pronunciado a favor de Podemos, por ejemplo. También simpatizo con la independencia, aunque tengo mis dudas porque no todo es blanco y negro. Yo tengo mis opiniones y las expreso como cualquier persona”.

De hecho, el paso del tiempo no le ha hecho moderarse demasiado. Por poner un ejemplo, en una de sus páginas (no incluída en el libro) reflexiona sobre la ilustración actual o la música en catalán a la que llega a catalogar como rancia: “veo que la sociedad catalana es muy progresista y muy moderna, que es lo que se proyecta y por otro lado es muy conservadora. Como toda cultura donde predominen los nacionalismos no deja de ser ideología conservadora. Creo que en ámbitos como la música la gente que habla en castellano ha sido más transgresora. En Barcelona en los barrios y en la periferia se han hecho cosas más transgresoras que la gente más del núcleo catalán, que han ido un poco más a rebufo. No sé porqué: igual porque está potenciado en su momento por el rock català que, en realidad, era muy retrógrado, era música de los 70 hecha en catalán. Pero bueno, no es ni bueno ni malo”.

Es muy fácil hablar desde el presente viendo cómo ha evolucionado todo. Pero en los 90 había poco que criticar porque todo estaba bastante bienSáez también ha hecho trabajos para publicidad y ahora mismo está trabajando en una serie de animación para TV3, con su propia productora llamada Producciones Jevis: “Se llamará 'Heavys Tendres' y es un rollo iniciático sobre dos chavales que viven en La Sagrera y a través del heavy se evaden de su realidad chunga”. Vamos, su propia adolescencia: “Sí, está basado en mi experiencia y en mis tonterías”. Hace unos años también hizo una serie de animación con su equipo para el canal 33 de Televisió de Catalunya titulada Arròs covat. No terminaron especialmente bien con la productora Escándalo Films: “Con perspectiva también te das cuenta de que hay problemas que lo sobrepasan todo un poco. Que a veces quieras o no hay obstáculos y es un trabajo bastante arduo. Pero bueno, por ese motivo montamos nuestra propia productora. En el fondo somos casi la misma gente pero por nuestra cuenta”.

La charla con el dibujante se termina volviendo a 'Hit Emocional' con una pregunta sobre la canción con la que le gustaría ser recordado para la posteridad. Responde que con 'Teenage Riot' de Sonic Youth o curiosamente, con 'Monkey Go to Heaven' de The Pixies, la canción que abre su libro y sirve para cerrar el círculo de la entrevista.

Cultura
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios