Los Borbones de Antonio López, al detalle
  1. Cultura

Los Borbones de Antonio López, al detalle

Al entrar en el detalle del famoso retrato real, pintado por Antonio López entre 1994 y 2014, aparecen las peculiaridades de sus recursos pictóricos que contrastan

Al entrar en el detalle del famoso retrato real, pintado por Antonio López entre 1994 y 2014, aparecen las peculiaridades de sus recursos pictóricos que contrastan con la imagen tradicional del género del retrato. Él no es un pintor que se haya dedicado a este género y ha aplicado sus maneras a la familia de Juan Carlos I. Frontales, hieráticos, petrificados, propios de quien es un apasionado de la escultura clásica.

Tratan de relajarse, pero no pueden. No aplica veladuras en el tratamiento del color y eso hace que las superficies no sean lisas, sino apelmazadas por la materia. Su pincel prefiere la densidad, la superposición de capas. Empaste sobre empaste, creando un efecto de fragmentación poco real, sin perfilar las formas ni rematar en detalle. La perfección final nunca ha interesado al pintor. Sólo importa el proceso, suele decir. En un retrato es un inconveniente.

Por cierto, la corbata de Felipe VI, entonces príncipe de Asturias, de corazones multicolor.