La industria editorial pide una compensación “justa” por sus derechos de autor
  1. Cultura
en contra de la reforma de la LPI

La industria editorial pide una compensación “justa” por sus derechos de autor

Hoy los autores culturales se reunirán a las puertas de la secretaría de Estado de Cultura para reclamar una compensación por copia privada “más justa”. La

Foto: Soraya Saénz de Santamaría, en la inauguración del Liber 2013. (EFE)
Soraya Saénz de Santamaría, en la inauguración del Liber 2013. (EFE)

Hoy los autores culturales se reunirán a las puertas de la secretaría de Estado de Cultura para reclamar una compensación por copia privada “más justa”. La tortilla se ha vuelto a dar la vuelta y si con el escándalo de la operación SAGA se desarticuló a la cúpula de la SGAE también se fulminó la capacidad de protesta del sector de la cultura. La duda demostrada por el Tribunal Supremo sobre el pago de la compensación por copia privada ha dado alas a las sociedades de gestión de derechos de autor.

Una de las que se ha mantenido más agazapada estos días ha sido CEDRO, representante de los derechos de los autores y editores españoles. La directora general de CEDRO, Magdalena Vinent, explicaba a este periódico que la entidad está muy preocupada por la pérdida de ingresos de los autores. “La definición de la copia privada debería incluir todos los tipos de reproducciones, siempre que sea legal, y volviendo al sistema que paga el que se beneficia de la venta de los dispositivos”, dijo. Vinent asegura que con la reforma de la ley los únicos perjudicados son los titulares de los derechos, que no están reconocidos como en el resto de Europa.

Precisamente, hoy arranca en Barcelona una nueva edición de la Feria del Libro LIBER, que inaugurará la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, a quien los convocantes del “No a la Ley Lassalle” han pedido que intervenga para resolver el entuerto de la reforma en marcha. Será una buena oportunidad del sector para medir su implicación.

Peligro de extinción

Como dice Magdalena Vinent, el Gobierno todavía está a tiempo de salvarlo porque las entidades corren peligro. “Tienen que recapacitar, porque si no el sector se va a descapitalizar. Los autores están desamparados y sin las ayudas (asistencia de carácter social) que tenían antes”, cuenta. La responsable de CEDRO se lamenta de la falta de comunicación que ha mantenido la secretaría de Estado de Cultura, con quienes se han reunido “muy pocas veces, después de rogar mucho, y siempre a la defensiva”. Explica que no ha habido un trabajo de equipo ni colaboración para crear una ley nueva que les tiene que defender.

También fue el turno de laFederación de Gremios de Editores de España (FGEE), su presidente, Xavier Mallafré, advirtió en el Encuentro de Editores Iberoamericanos, en Casa del Lector (Madrid), que la regulación de la copia privad deberá encauzarse “dentro de la normativa de todos los países”. “La compensación tal y como está diseñada en la nueva Ley es incompatible con la Unión Europea. Pero el proceso no está cerrado y confiamos que haya una capacidad de reacción”. ¿Reacción es sinónimo de rectificación? “Digamos que sí”.

El cambio de pago por compensación “no es justo, claramente, no”. Mallafré dice que quieren que se cumpla y se respete la directiva europea. “De momento, la batalla de la ley la está ganando el sector que representa al continente, no al contenido y eso es lo que estamos intentando resolver. No queremos que nadie se apropie del valor que aportamos”.

Canon digital Libros
El redactor recomienda