Diez canciones de Pete Seeger para hacer la revolución
  1. Cultura
el legado de un gigante del folk de euuu

Diez canciones de Pete Seeger para hacer la revolución

Tocó en 'Barrio Sésamo', en la toma de posesión de Obama y en decenas de manifestaciones. Peter Seeger ha muerto. Recordamos su legado musical

placeholder Foto: Pete Seeger en un concierto en 2009 (EFE)
Pete Seeger en un concierto en 2009 (EFE)

Colaboró en Barrio Sésamo. Bruce Springsteen le dedicó un disco entero. Su música acompañó la lucha por los derechos civiles y la resistencia a la invasión de Vietnam. Popularizó himnos del bando republicano en la guerra civil española. Contribuyó a victorias prácticas del movimiento ecologista.Cantó para Obama (recién elegido) y también en las manifestaciones de Ocupa Wall Street. Pete Seeger (1919-2014) fue el cantante rojo y ecologista que se ganó el corazón de EEUU. Falleció ayer a los 94 años. Recordamos su vida en diez canciones.

1) 'We Shall Not Be Moved'

Seguramente la canción política más popular de la historia. En castellano se traduce por No nos moverán. De origen góspel, ha sonado en huelgas, marchas por la igualdad racial y todo tipo de actos de resistencia pacífica (incluso en el capítulo de Verano Azul donde intentan desahuciar a Chanquete de su barco).

Esta pieza de Seeger se parece a la anterior en la letra, pero se distingue por un ritmo pausado, solemne y espiritual (no cuesta mucho adivinar sus raíces gospel). Así explicaba Seeger en 2012 el valor de su himno más conocido: "La lucha por los derechos civiles fue la protesta más musical de la historia americana. Como decía mi padre, lo que importa no es el virtuosismo, sino la musicalidad de la gente como un todo. Estoy seguro de que lo que salvó a los esclavos fue la música".

2) 'My Rainbow Race'

Atención a la frase: "Esta canción es un instrumento marxista para lavar el cerebro a los niños". Son palabras de Anders Behring Breivik, culpable de la matanza de 69 personas en la isla noruega de Utoya (Noruega). En realidad, se trata de una sencilla canción en defensa de la fraternidad racial. Cuarenta mil noruegos se concentraron en las puertas de la prisión de Oslo donde estaba encerrado Breivick para cantarla juntos.

3) 'What Did You Learned In School Today?

Un ejemplo brillante de canción política para niños: "¿Qué has aprendido hoy en la escuela hoy, querido niño mío?/Aprendí que el gobierno debe ser fuerte/Que dice la verdad y nunca miente/Nuestros líderes son los mejores/por eso les votamos una y otra vez".

Las rimas se acumulan con efecto hilarante, desde "aprendí que los policías son mis amigos" hasta "aprendí que la guerra no es tan mala". Una pieza antiautoritaria en las antípodas de los himnos nacionales que todavía se cantan en algunas escuelas del planeta. La compuso el cantautor Tom Paxton.

4) 'Waist Deep in The Big Muddy'

Hasta la cintura de barro. Su canción más popular durante las protestas contra la Guerra de Vietnam. Se publicó en 1967 y está basada en una historia real: la de un capitán del ejército estadounidense que hundió una pelotón entero en un río mientas hacían prácticas. ¿Frase clave? "El gran idiota decía seguid avanzando", una clara referencia a la escalada militar del presidente Lyndon B. Johnson para dominar el país asiático. La canción fue censurada por un popular programa de variedades de la cadena de televisión CBS.

5) 'Turn! Turn! Turn!'

Aunque parezca mentira, hubo un tiempo en que Seeger fue popular entre la juventud más moderna y molona. A mediados de los sesenta, en plena explosión contracultural, los Byrds grabaron está pieza sobre la necesidad de exprimir la vida. Fue un éxito internacional: número uno en EEUU y 26 en Inglaterra.

Gran parte de la letra está copiada del capítulo tercero del Libro del Eclesiastés, pero Seeger añadió un par de versos pacifistas que la convirtieron en clásico de la cultura hippie. El 45% de los royalties fueron donados al Comité Israelí Contra la Demolición de Viviendas, asociación contraria la ocupación y asentamientos en Palestina.

6) 'Maggie's Farm'

Ya, ya sabemos que esta pertenece a Bob Dylan. Cuentala leyenda que, mientras sonaba en el Festival de Newport de 1965, Seeger cogió un hacha y cortó el sonido. ¿Presunto motivo? Un inmenso cabreo porque Dylan pasara del registro acústico (léase folk) al eléctrico (léase rock). La cosa no es exactamente así. "No me molestan las guitarras eléctricas. La noche anterior del festival disfruté al bluesmen Howling Wolf , que tocaba con una. El problema es que la guitarra de Dylan estaba tan alta y mal sonorizada que no se entendía una sola palabra. Hablé con el técnico, me dijo que se lo habían pedido así y me volví tan loco que corté el cable. Creo que Dylan es uno de los grandes artistas del siglo XX".

7) 'Si me quieres escribir'

En 1944, Seeger era un joven soldado de EEUU a punto de servir en el Pacífico. Aprovechó los últimos días de espera para grabar las canciones más populares de la Brigada Abraham Lincoln, voluntarios de EE.UU que combatieron por la República . "Canté algunas en inglés, y en otras en horrendo castellano, porque no conocía el idioma. Supongo que eso le daba más realismo porque aquellos soldados tampoco sabían hablarlo".

En la cara b del álbum se incluyeron las célebres Six Songs for Democracy, piezas de Ernst Busch y el coro del Batallón Thälmann, refugiados alemanes que escogieron España para huir del ascenso nazi. Están grabadas en 1938, mientras caían sobre Barcelona las bombas del bando nacional.

8) 'Pie In The Sky'

Una canción emblemática de Joe Hill, cronista y militante de las luchas sindicales en EEUU. La letra es una parodia de los himnos del Ejército de Salvación, organización caritativa-religiosa poco inclinada a la lucha política. "Curas de largo cabello vienen cada noche/ a decirte lo que es bueno y lo que es malo/pero cuando preguntas qué hay de comer/ no te ofrecen más que dulces palabras".

También rindió homenaje a su maestro en la preciosa Joe Hill o repescando contundentes alegatos pro-huelga como Which side are you on?

9) 'Goodnight, Irene'

En 1950 grabó con The Weavers está pieza del legendario bluesmen Huddie William Lead Belly Ledbetter. La versión pasó trece semanas en el número uno de la lista de ventas de EEUU. Fue el punto más alto de su fama antes de pasar por el Tribunal de Actividades Antiamericanas de Joseph McCarthy en 1955.

Los siguientes veinte años sufrió la censura mediática, pero nunca rebajó el voltaje de su compromiso político, lo que ayudó a convertirle en referente ético para la generación de Joan Baez y Bob Dylan.

10) 'Throw Away That Shad Net (How Are We Gonna Save Tomorrow?)'

Una de las canciones que cantaba a bordo del Clearwater, réplica de los barcos que recorrían el río Hudson en el siglo XIX. Era el símbolo flotante de una asociación ecologista de la que fue miembro destacado. Invitaban a grupos de cincuenta estudiantes a recorrer el río mientras cantaban canciones y explicaban el daño de los residuos industriales que vertían las grandes empresas. Gracias a la presión ciudadana y a un festival anual, lograron modificaciones legales para proteger este entorno.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Música
El redactor recomienda