El Museo Getty libera casi 5.000 imágenes de sus fondos (y en alta calidad)

Descarga un museo (gratis) en tu ordenador

El Museo J. Paul Getty de California (EEUU) libera 4.600 imágenes de los fondos de sus colecciones, que se encuentran en dominio público

Libres, gratis, free. El Museo J. Paul Getty de California (EEUU) libera 4.600 imágenes de los fondos de sus colecciones, que se encuentran en dominio público, y lo hace en alta calidad (digitalización de más de 10 megas). La institución pone a disposición de los usuarios este paquete visual para “usar, modificar y publicar con el propósito que sea”. Como señala el museo, de esta manera se convierte “en un ciudadano digital mucho más comprometido, que comparte sus colecciones, investigaciones y conocimiento de manera más abierta que nunca”.

Fotografía, pintura, escultura, manuscritos, dibujos, artes decorativas, vasijas... Cuadros de Monet, Van Dyck, Poussin, Géricault, Rembrandt, Rubens, Sorolla (entre los cinco pintores que más obra tienen), Goya, Tiziano, Van derWeyden, Chardin, Courbet, Corot, Degas, Fray Angelico, Jacques-Louis David, entre tantos. Fotos de Walker Evans, Tina Modotti, William Henry FoxTalbot, EugèneAtget, Edgar Degas, Lewis Carrol, etc.

Dibujo de Toulouse- Lautrec, 'En el circo: entrada en pista', de 1899
Dibujo de Toulouse- Lautrec, 'En el circo: entrada en pista', de 1899
“El Getty fue fundado con la convicción de que el arte hace que el mundo sea mejor y compartir los recursos digitales es la extensión natural de esa creencia”, explican los responsables del programa Open Content. En el último informe de The Museum Edition, sobre la aplicación de las tecnologías en la educación e interpretación de los fondos de los museos, se asegura que tienen una responsabilidad social global de desarrollar y compartir recursos culturales y educativos libres.

Compartir es vivir

La apuesta por compartir el contenido –lo que le hace ser exclusivo- tiene por objetivo satisfacer un imperativo educativo para artistas, estudiantes, profesores, escritores y todo aquel que quiera recurrir, con el motivo que quiera, a estas imágenes para “aprender, contar historias, intercambiar ideas y alimentar su creatividad”.

Precisamente, en un estudio de 2011, de McCarthy y Jinnett, se explica que la comunicación es un instrumento eficaz cuando la persona ya tiene una inclinación o afición por visitar museos. “La comunicación es, en cambio, un gasto inocuo entre aquellas personas que no están interesadas en los museos”, es decir, que será un gasto en balde si el objetivo de esta comunicación es ampliar audiencias.  

Acuarela de Honoré Daumier, 'Un caso criminal', de 1865
Acuarela de Honoré Daumier, 'Un caso criminal', de 1865
Tal y como se intuye, el propósito del museo J. Paul Getty no es tanto el de ampliar visitantes como generar afición difundiendo materiales de calidad para facilitar una nueva experiencia artística, la de entrar en los detalles técnicos, acercarse a la obra y a los recursos expresivos utilizados por el artista. Los usos y las costumbres cambian, se amplían, pero no sacrifican los tradicionales. La vista desde la distancia no acaba con la visita del museo.

Derechos y beneficios

Con lo que sí choca la descarga libre de contenido es con los recursos económicos que los museos obtienen más allá de la entrada. En el año 2012 el Museo Nacional del Prado, por ejemplo, vendieron 56.126 euros en derechos de reproducción. Y en la tienda recaudaron con las publicaciones y productos comerciales derivados de las reproducciones de las imágenes de sus cuadros una cifra mucho más importante: 2.828.643 euros. Según la directora de publicaciones y de todo lo que se cueza en el bazar del Thyssen, el museo madrileño facturó en 2011 más de cuatro millones de euros. Esta puede ser una de las razones por las que ningún museo haya optado por una iniciativa como la del Getty.

'estudios anatómicos' de rubens, sobre 1600
'estudios anatómicos' de rubens, sobre 1600
La institución norteamericana añade que liberarán más contenidos cuando aclaren la situación legal de los derechos de autor de las obras de sus colecciones, tanto del museo como del Getty Research Institute. Esas casi 5.000 imágenes que ahora un usuario en cualquier parte del mundo puede utilizar para lo que quiera, han pasado al dominio público 70 años después de la muerte del autor. “Estamos realizando una revisión exhaustiva de las restricciones de derechos de autor y la privacidad en sus fondos para identificar todas las imágenes que podemos compartir”, explican desde el museo.

Con esta medida el Getty anuncia el futuro de los museos, un dominio público en abierto y global. El museo pasivo ha muerto. Las posibilidades tecnológicas crean la facultad de satisfacer necesidades y formar parte de proyectos de sus visitantes, de sus ciudadanos y cómplices. 

Cultura
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios