Shakespeare llega al Teatro Real de la mano de Benjamin Britten
  1. Cultura

Shakespeare llega al Teatro Real de la mano de Benjamin Britten

Benjamin Britten vuelve al Teatro Real ocho años después del estreno de su ópera Peter Grimes en el recién remodelado coliseo madrileño y lo hace con

Benjamin Britten vuelve al Teatro Real ocho años después del estreno de su ópera Peter Grimes en el recién remodelado coliseo madrileño y lo hace con el estreno, el próximo miércoles, de una nueva producción de El sueño de una noche de verano, con dirección escénica de Pier Luigi Pizzi y musical de Ion Marin. El italiano Pizzi, que ya ha pasado por el Real con la puesta en escena de la zarzuela barroca Celos, aún de aire matan, de Juan de Hidalgo, y la ópera La traviata, de Verdi, y el rumano Ion Marin, que sustituye al maestro Armin Jordan, debido a su delicado estado de salud, fueron los encargados de dar a conocer el lunes los pormenores de esta producción.

Basada en la comedia de William Shakespeare del mismo título y estrenada en el Jubilee Hall de Alderbugh (Suffolh, Inglaterra) el 11 de junio de 1960, El sueño de una noche de verano es una de las partituras más populares del británico Benjamin Britten y un "título atípico dentro de su obra, porque es una especie de ópera familiar escrita por un grupo de amigos", señaló Marin, que se pondrá al frente de Orquesta Sinfónica de Madrid y el Coro "Pueri Cantores" de Vicenza.

Britten, que recuperó la figura del contratenor para el personaje de Oberon, que en esta producción está interpretado por el cantante español Carlos Mena, hizo "una ópera, a modo de puzzle, con pequeños trozos de música, pero con una arquitectura rotunda y coherente", destacó Marin al referirse a las partes que Britten aprovechó de otras piezas musicales que Mendelssohn y Purcel compusieron como acompañamiento musical de la obra de Shakespeare.

Marin, que resaltó "el gran placer que supone trabajar en el Real sin estrés y con una atmósfera fantástica", quiso destacar la figura del contratenor en esta ópera, "por su color especial de voz" y sobre todo la voz de Carlos Mena, una cantante "inteligente, con cualidades muy especiales y una gran disponibilidad escénica".

Carlos Mena encabeza un reparto de voces jóvenes en su mayoría anglosajonas como Heidi Garnt Murphy (Tytania), Rafa Delgado (Puck), Darren Jeffery (Theseus), Hilary Summers (Hippolyta), John McVeigh (Lysander), Grant Doyle (Demetrius), Christine Rice (Hermia), Kate Royal (Helena) o Conal Coad (Botton).

Sueños y realidad

El libreto escrito por Britten junto a Peter Pears gira en torno a los sueños y la realidad, el amor y la magia, y cuenta la historia de cinco parejas de enamorados que sufren y disfrutan del amor, con el nexo común de la celebración de la boda entre el Duque Teseo y la reina de las amazonas Hipólita, anteriormente enemigos en batalla y ahora amantes a punto de casarse.

En tres actos, con un descanso en medio del acto central por decisión de Marin y Pizzi, se sucede por el escenario la intervención de personajes mitológicos como el rey y la reina de las hadas, Oberón y Titania, o el duende Puck, que unen sus destinos a los de los enamorados Hermia y Lisandro, Demetrio y Helena.

Para todo este ambiente mágico, onírico y agreste Pier Luigi Pizzi ha buscado una escenografía muy actual, "porque no hay por qué dar un salto a la época de Shakespeare", y ha utilizado "ropa de hoy en día". "Sobre todo -explicó- porque ese bosque de la obra de Shakespeare no es otra cosa que un lugar de la imaginación en nuestra mente".

Según Puzzi, las "nuevas tecnologías permiten hacer con pocas cosas muchas imágenes de una manera rápida, pero siempre con las medidas poéticas del teatro".