cuatro directores en solo tres años

Las seis claves que explican la debacle editorial de 'El Mundo'

Desde el lío de opas que hay en Italia en torno a RCS hasta el control absoluto de Antonio Fernández Galiano sobre el día a día de la cabecera que fundó Pedro J. Ramírez

Foto: Los Reyes presidieron el XXV aniversario del diario 'El Mundo' en octubre de 2014, con García-Abadillo como director. (EFE)
Los Reyes presidieron el XXV aniversario del diario 'El Mundo' en octubre de 2014, con García-Abadillo como director. (EFE)

Cuatro directores en solo tres años se han ido relevando al frente del diario 'El Mundo' en un proceso errático, sin un rumbo fijo, y análogo a la caída en picado en las ventas al kiosco. Varios factores concatenados ayudan a entender la alargada crisis que aqueja al segundo diario más leído desde hace varios años.

1.- Galiano, el director en la sombra

La salida de Casimiro García-Abadillo, primero, y, ahora, la denuncia de David Jiménez contra Antonio Fernández Galiano por “presiones editoriales” sitúan al presidente de Unidad Editorial en la picota. ¿Estamos ante un ejecutivo que, desde el despido de Pedro J. Ramírez, ha tratado de encontrar un director moldeable, sumiso y capaz de plegarse a sus criterios para, en última instancia, regir los designios del periódico desde la sombra de su despacho en la planta noble de la Avenida de San Luis? Y no solo los del diario 'El Mundo', también los de otros tentáculos del grupo como los títulos y los contenidos que publica su filial de libros de La Esfera, entre otros. 

Antonio Fernández Galiano, presidente ejecutivo de Unidad Editorial. (Enrique Villarino)
Antonio Fernández Galiano, presidente ejecutivo de Unidad Editorial. (Enrique Villarino)

Exalumno de Santa María de los Rosales -el colegio de Felipe y de la princesa de Asturias-, el presidente de Unidad Editorial es hijo del político de la UCD de idéntico nombre y, según revelan muchos de los que han trabajado o trabajan bajo su tutela, quizá lo que mejor le define es su faceta política. Esa capacidad para gestionar el buenismo en las relaciones públicas con los poderes políticos -Casa Real incluida- y económicos. Y también, para mantener sus buenos lazos con Italia y los dueños de RCS, que siguen confiando en él a pesar del caos que se ha apoderado del periódico tras cuatro directores -el último, en funciones-, tres dolorosos ERE, una caída continuada e irreversible en las ventas y unos resultados económicos negativos tras la compra del grupo Recoletos ('Marca', 'Telva' y 'Expansión') por 1.100 millones de euros.

El propio García-Abadillo le dedicaba recientemente un claro reproche en uno de sus últimos artículos firmados en 'El Mundo', cuando el periódico iniciaba su último ERE. “Tampoco en este negocio [el de los periódicos] estamos a salvo de los malos gestores, que son capaces de hundir hasta los más sólidos imperios”, reflexionaba el periodista.

Castellano y Galiano firman la compra de Recoletos. (EC)
Castellano y Galiano firman la compra de Recoletos. (EC)

2.- La dificultad de sustituir a Pedro J.

'El Mundo' ha sido, desde 1989, un periódico de autor, ligado a una fuerte personalidad como la de su fundador, Pedro J. Ramírez. Por eso, “matar al padre” está siendo un proceso largo en el que no está claro cuál es el futuro a corto plazo que le aguarda a la cabecera, máxime cuando muchas de sus firmas más veteranas optaron por irse con el propio exdirector a su nuevo proyecto o podrían salir ahora, con el último ERE, hacia el periódico que preparan la pareja formada por García-Abadillo y Victoria Prego.

Desde el entorno de Galiano aludían recientemente a esta compleja transición para justificar el cese fulminante de David Jiménez. Un proceso en el que, además, 'El Mundo' ha dado bandazos en sus posicionamientos editoriales y ha dejado de ser ese referente del periodismo incómodo y poco complaciente con el poder y que se caracterizaba por sus exclusivas en materia de investigación.

Pedro J. Ramírez, en una de sus últimas intervenciones en el Foro de la Nueva Comunicación. (EC)
Pedro J. Ramírez, en una de sus últimas intervenciones en el Foro de la Nueva Comunicación. (EC)

3.- La caída drástica de las ventas

La drástica caída en la venta de ejemplares es un drama del que no se libra ninguno de los gigantes del papel, inmersos todos en un proceso de transformación digital que busca incrementar los ingresos que provienen de la red. En el caso de 'El Mundo', a esta tendencia se unen los cambios constantes implementados al frente del diario. El periódico vendía una media de 133.140 ejemplares en enero de 2014 (en la OJD no se contabilizan los datos de Orbyt), el último mes con Pedro J. dentro del periódico. Eso sí, durante su último año como director, no logró frenar la sangría de otros 21.000 lectores.

'El Mundo' ha cedido a 'ABC' el segundo puesto del 'ranking' en la plaza más importante, la de Madrid

A día de hoy, sin embargo, las cifras están ya por debajo de la barrera psicológica de los 100.000 ejemplares. El dato del pasado mes de abril se sitúa en 76.766 copias en los quioscos (92.479 en abril de 2015). Y por si esto fuera poco, 'El Mundo' ha cedido también a 'ABC' el segundo puesto del 'ranking' en la plaza más importante, la de Madrid, donde se concentra la mayor parte de la venta de periódicos de todo el país. Más allá de nombres o de circunstancias, las cifras son incontrovertibles.

4.- Tres ERE y 960 despidos

El mandato de Italia (RCS) de acometer recortes en Unidad Editorial por valor de 15 millones de euros en tres años se ha traducido en el tercer ERE implementado en el grupo desde el año 2009. Tras dos jornadas de huelga total, que impidieron la llegada de 'El Mundo' y 'Marca' a los quioscos, el acuerdo alcanzado con la plantilla ha reducido el número de bajas de las 224 inicialmente previstas a 160. El periodo para acogerse voluntariamente a este ERE y a las prejubilaciones concluye a las 23.59 horas de este sábado, 4 de junio (Unidad Editorial puede vetar hasta el 15% de los casos por interés empresarial). A partir de ahí se irán desgranando los nombres de todos los afectados, que abandonarán la compañía en las próximas semanas.

La portada de 'El Mundo' del día de la abdicación de Juan Carlos I. (EFE)
La portada de 'El Mundo' del día de la abdicación de Juan Carlos I. (EFE)

Sea como fuere, estos 160 despidos se unen a las 800 personas que han ido abandonando el grupo desde el año 2009, cuando Unidad Editorial sumaba hasta 2.200 trabajadores.

5.- Tres candidatos para la terna de directores

Así las cosas, el papelón que asumirá el futuro director o directora de 'El Mundo' no es en absoluto sencillo. Pedro García-Cuartango, hasta ahora responsable de Opinión, y Rafael Moyano, director adjunto, están en funciones hasta que Galiano y el consejo de administración se decanten por un nuevo capitán, que previsiblemente llegará cuando el ERE esté terminado y todas las salidas se hayan efectuado (hasta 38 en la redacción central de Madrid).

Ana I. Pereda ('Expansión'), Aurelio Fernández y Paco Rosell, posibles candidatos para 'El Mundo'

Entre los aspirantes suenan Ana Isabel Pereda, directora de 'Expansión', exdirectora del diario gratuito 'Qué!' y exdirectora adjunta de 'ABC'. Galiano ha sondeado su nombre entre su círculo próximo en un gesto que podría llevar a una mujer a dirigir, por primera vez, uno de los grandes diarios nacionales. La terna la completan otros dos nombres de la Casa. El histórico Aurelio Fernández, mano derecha de Galiano, director general de publicaciones del grupo y fundador y primer director de la edición del País Vasco de 'El Mundo'; y Paco Rosell, director de 'El Mundo' en Andalucía desde 1996 y, además, adjunto al presidente de Unidad Editorial.

6.- Enredo de opas en Italia

Sede de RCS MediaGroup, en Milán. (EC)
Sede de RCS MediaGroup, en Milán. (EC)

La última de las claves toma forma a kilómetros de distancia de la Avenida de San Luis de Madrid, en la vía Solferino de Milán, sede corporativa de RCS Mediagroup. Los dueños italianos de 'El Mundo' deben decidirse entre las dos opas cruzadas por diferentes accionistas del grupo y que ahora mismo planean sobre sus cabezas. La primera, lanzada por el empresario Urbano Cairo, propietario del 4,6% de las acciones, y que valora todo RCS en unos 700 millones de euros (recuérdese aquí los 1.100 que se llegaron a pagar solo por Recoletos). Este primer movimiento, no pactado con el resto del consejo (la familia Bonomi, Diego della Valle, Mediabanca, UnipolSai y Pirelli), ha hecho que otros accionistas históricos se hayan organizado en una contraopa a 0,70 euros por acción frente a los 0,52 ofrecidos por Cairo.

De esta contienda financiera dependen muchas interrogantes. Entre otras, saber qué harán los futuros dueños de RCS con su filial española. ¿Trocear y vender algunas cabeceras? ¿Apostar por 'Marca' y desprenderse de los títulos menos rentables? Por no decir que, de cómo se resuelva todo esto, dependerá también el futuro del propio Antonio Fernández Galiano.  

Comunicación

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios