Es noticia
Menú
La CNMC pone el foco en el acuerdo por el fútbol por la exclusividad de Telefónica
  1. Comunicación
MOVISTAR+ ASPIRA A NO COMPARTIR LOS DERECHOS

La CNMC pone el foco en el acuerdo por el fútbol por la exclusividad de Telefónica

La clave a resolver está en saber si la teleco tendrá solo para sus abonados el canal beIN Sports La Liga o tendrá que ofrecer una oferta mayorista para que pujen Vodafone/Ono y Orange

Foto: Teléfonica ha ofertado 2.400 millones por todo el fútbol hasta 2018-2019. (Reuters)
Teléfonica ha ofertado 2.400 millones por todo el fútbol hasta 2018-2019. (Reuters)

Los 2.400 millones de euros que Telefónica ha puesto sobre la mesa para quedarse con todo el fútbol durante las próximas tres temporadas tienen, claro está, una cierta lógica. No en vano y más allá del precio, la operadora que preside César Alierta aspira a quedarse con la exclusividad de la mayor parte de los contenidos de la Liga para poder armar así una oferta imbatible que retenga a todos sus abonados frente a otros competidores y atraiga a nuevos clientes con ofertas de 'cuádruple-play'.

Pero, como quedó claro ayer, la batalla puede no haber hecho más que empezar y sus aspiraciones pueden quedar solo en eso si Vodafone y Orange se salen con la suya. Y es que la última palabra sobre la operación recae en la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC), que debe dar su visto bueno. Como recuerdan fuentes del sector, la exclusividad ha sido tradicionalmente un auténtico caballo de batalla para la institución.

Según aseguran fuentes conocedoras del procedimiento, el tema está oficialmente bajo estudio en la sede de Competencia. Todo después de que, a última hora del martes, el acuerdo sorpresa entre Mediapro y Telefónica cerrase, sin dar lugar a otra guerra del fútbol, las hostilidades que, hasta la fecha, habían venido manteniendo en los últimos meses los representantes de ambas compañías. Meses en los que la interlocución estuvo completamente rota. El presidente de la productora catalana, Jaume Roures, viajó el martes a Madrid y, en menos de 48 horas, cerró el acuerdo 'in extremis'.

1.000 millones por temporada

La oferta de Telefónica, presentada al igual que el resto de los operadores el pasado lunes, era la más alta: 2.400 millones para unos contenidos (el lote de los ocho partidos de cada jornada que no son el 'partizado') por los que Roures pagó en diciembre 1.900 millones de euros. En el precio total del acuerdo se incluyen también los 75 millones que Telefónica ha puesto para emitir la fase de eliminatorias de Champions desde ya mismo y otro importe no revelado sobre los derechos de UEFA y Champions de los próximos años en manos de beIN Sports.

La clave a resolver está en saber si Telefónica tendrá en exclusiva el canal beIN Sports La Liga o tendrá que replicar este paquete en la oferta mayorista para que Vodafone/Ono y Orange puedan hacer sus pujas también por estos contenidos. Hay que recordar que el otro lote subastado por la Liga, el del 'partidazo', ya fue comprado por la operadora de Alierta por otros 750 millones de euros, y ese sí está claro que tiene que ponerlo a disposición del resto de los operadores. En total, por tanto, 3.150 millones de euros, a razón de 1.000 millones por temporada, para tener todo el fútbol nacional e internacional hasta 2019. Esta misma temporada, sin la Champions, Telefónica ha pagado 600 millones de euros por toda la Liga y la Segunda División.

Así las cosas, el balón vuelve a estar en manos de Competencia. “Nosotros entendemos que lo que ha comprado ahora Telefónica tiene que sacarlo a esa oferta mayorista, aunque ellos digan que no”, explican desde Vodafone. “Quedaría por ver, pues, a qué precio lo ofertan”. Desde Orange, añaden categóricamente que podrán “tener acceso a todos los contenidos de fútbol de la Liga para las tres temporadas siguientes, ya que Telefónica tiene obligación de distribuir los derechos que adquiera en exclusiva”.

Con este pacto de última hora, la teleco se asegura la emisión de todo el fútbol y blinda su estrategia de negocio frente al resto de operadores. Movistar+ unirá en su oferta el 'partidazo' que ya se había adjudicado más los otros ocho partidos que atesoraba la productora de Jaume Roures y Tatxo Benet. Y en Europa, además de la Champions, también la UEFA League. De este modo, Telefónica logra cerrar una eventual vía de agua hacia otros operadores, al garantizarse el contenido 'premium' por excelencia.

Los 2.400 millones de euros que Telefónica ha puesto sobre la mesa para quedarse con todo el fútbol durante las próximas tres temporadas tienen, claro está, una cierta lógica. No en vano y más allá del precio, la operadora que preside César Alierta aspira a quedarse con la exclusividad de la mayor parte de los contenidos de la Liga para poder armar así una oferta imbatible que retenga a todos sus abonados frente a otros competidores y atraiga a nuevos clientes con ofertas de 'cuádruple-play'.

Noticias de Telefónica CNMC Orange Jaume Roures César Alierta Mediapro UEFA
El redactor recomienda