El árbol de Valeria o cómo podemos vivificar la muerte

La relación entre los muertos, los vivos y la naturaleza es un ciclo que nunca cesa y que debemos potenciar. Al final de nuestros días, podemos seguir honrando la vida: tanto la de los que dejamos atrás como la de la naturaleza que nos acoge

Por Joaquín Araujo1
El árbol de Valeria o cómo podemos vivificar la muerte
A unos pocos nos importan, mucho, los bledos

A unos pocos nos importan, mucho, los bledos

El respeto a lo común, a lo espontáneo y natural puede depararnos maravillosas alianzas. Como la que nos propone esta planta, tan humilde como prodigiosa

Los asesinados por defender la vida

Los asesinados por defender la vida

Los periodistas David Beriain y Roberto Fraile, asesinados en África mientras realizaban un documental contra la caza furtiva, se unen a la larga lista de víctimas del odio a la Natura, del odio a la vida

El respeto también está amenazado de extinción

El respeto también está amenazado de extinción

Buena parte de los males que aquejan a nuestra sociedad y al planeta se debe a la pérdida de ese valor fundamental que apuntala todas las convivencias, las pacifica, mejora y dignifica

El corredor ecológico mundial

El corredor ecológico mundial

A nosotros nos conectan, pero nuestras vías de (in)comunicación meten en infinitos campos de refugiados comunidades biológicas enteras, las cuencas hídricas, todo lo que puebla y embellece el derredor libre y espontáneamente

La soledad del bisbita

La soledad del bisbita

La creciente pérdida de biodiversidad, especialmente remarcable en el caso de aves hasta ahora más comunes, lleva implícito un escalofriante mensaje: nos estamos quedando cada vez más solos