Cinco dramas que no te debes perder: películas fundamentales para el verano
  1. Área privada EC Exclusivo
RECOMENDACIÓN CINEMATOGRÁFICA

Cinco dramas que no te debes perder: películas fundamentales para el verano

La pantalla (pequeña o grande) está llena de películas que nos harán disfrutar a lo grande y, desde El Confidencial, te recomendamos cinco básicos con los que disfrutarás este verano

placeholder Foto: Imagen: Laura Martín.
Imagen: Laura Martín.

El drama es parte fundamental de nuestra vida. Nos encantaría decir que las risas, la alegría y los buenos momentos son los únios que viviremos a lo largo de nuestros días, pero ni mucho menos: convivir con los problemas es parte fundamental del proceso de maduración de las personas y, ahí, el cine tiene mucho que decir. Cientos y cientos de largometrajes abordan el drama desde muy diferentes prismas, pero todos ellos con un objetivo común: transportarnos a la piel de los protagonistas y al dilema vital que sufren. Por ello, desde El Confidencial les recomendamos cinco de los grandes dramas de los últimos años que no te puedes perder, cinco películas imprescindibles.

1957 - 'Cuando pasan las cigüeñas'

Basada en la obra de teatro de Victor Rozov, 'Cuando pasan las cigüeñas' toma su título de la promesa que se hacen los dos enamorados protagonistas, mientras pasean por la ribera del río, de encontrarse cuando, efectivamente, pasen las cigüeñas sobre la ciudad, antes de que a Boris lo llamen a filas. Son una pareja que tiene la vida y el amor por delante, que ríen y pasean por un Moscú luminoso y alegre. A través de sus personajes, Kalatózov lamenta la destrucción provocada por la guerra, en particular por la Segunda Guerra Mundial, en la que la Unión Soviética perdió más de 27 millones de vidas. Los estragos del conflicto aparecen por la ciudad -la ribera aparece dividida con disuasores de hierro y alambre de espino-, pero también en el ánimo y el rostro de los protagonistas.

placeholder Pincha en la imagen para ver el tráiler.
Pincha en la imagen para ver el tráiler.

Durante un bombardeo -la violencia con la que la película recrea el fuego es impactante-, la casa de Veronika queda en ruinas y la joven debe mudarse con la familia de Boris, con la que también vive el primo de éste, perdidamente enamorado de la chica. El director se centra en las consecuencias de la ausencia de Boris, que provoca la violencia y el enrarecimiento en el seno familiar. Kalatózov transforma una trama de guerra simple y no especialmente original en una obra de arte mayor en la que la música, las imágenes y la emoción que éstas provocan quedan sublimadas por la mano de un genio. Bendito 'Filmin', que nos la trae a casa.

1971 - 'Carretera asfaltada en dos direcciones'

La película de Monte Hellman, disponible en Filmin, fue, realmente, un proyecto 'low cost' con mucha improvisación y actores no profesionales en su mayoría. Entre ellos, un Dennis Wilson ya conocido por formar parte de los Beach Boys y por su extraña amistad con uno de los iconos de la contracultura sesentera: Charles Manson. Del trío protagonista, los otros dos 'actores' eran Laurie Bird -en su primer papel- y James Taylor, otro icono de la música americana. Bird, sin embargo, tuvo una filmografía muy corta que acabó con una aparición en 'Annie Hall' dos años antes de que su novio, Art Garfunkel, la encontrase muerta en su apartamento, después de haberse tomado una sobredosis de valium.

Más allá de la leyenda oscura que rodea el film, la película de Hellman es un canto a la libertad, a la experimentación y al recambio generacional de una América cansada de obedecer a sus padres y que pujaba por una forma de vida menos acomodada y naíf. El trío protagonista representa esa América joven y algo descerebrada, en la que el riesgo, la diversión y la exploración son el motor. Pero también la ausencia de vínculos tan firmes como los tradicionales.

2001 - 'Elling'

"El argumento de 'Elling', disponible en Netflix, trata de un programa del Gobierno noruego que ha tenido la idea de que los locos dejen el manicomio y se instalen en pisos en la ciudad. La locura no está tratada de una manera complaciente, porque los personajes lo pasan mal. Estar loco no es maravilloso. Y tiene un sentido del humor muy escandinavo. La película estuvo nominada al Oscar a Mejor película extranjera en 2002. En algunos momentos puede parecer que es una comedia más alocada, pero en otros momentos se deja notar que es un drama mucho más melancólico de lo que aparenta", explica el director Borja Cobeaga a El Confidencial.

No es habitual que las películas escandinavas se exporten a los cines españoles, salvo contadas excepciones. "Es un poco raro, porque supuestamente son europeos, pero tienen una moral y unos códigos muy diferentes", analiza. "No se parece nada a las películas que hacemos aquí. Vi hace poco también la de 'Druk (Another round)', de Thomas Vinterberg, y sí que tiene muchos elementos de comedia pero que enseguida mezclan con el drama".

2011 - 'Tenemos que hablar de Kevin'

Lynne Ramsay es una de las cineastas más duras, incómodas y autárquicas del panorama europeo. En esta historia, disponible en Filmin, la protagonista, una mujer culta, viajada y leída, habla de la maternidad desde un punto de vista inusual: ¿qué pasa si, cuando coges a tu hijo en brazos por primera vez, no se despiertan todos esos sentimientos de amor que todo el mundo da por hecho? La protagonista se plantea si el niño, al notar ese desapego materno, ha desarrollado una incapacidad para la afectividad. Cuenta cómo comenzó a notar, desde que Kevin era pequeño, ciertos comportamientos anormales que enfriaron todavía más su relación. Porque, ¿se puede fingir el amor? O, ¿rápidamente ese niño detectó la falta de calor materno?

A medida que Kevin se hace mayor, también crecen sus pequeños actos de violencia y maldad, hasta que acaba en un gran acto final que confirma aquello que su madre ya sabía pero no se atrevía a reconocer. Entre la culpa y la aceptación, la madre intenta digerir y redimirse de lo que ella entiende como un fallo como madre. La construcción de los personajes, la búsqueda de imágenes potentísimas y alegóricas y la interpretación de un Ezra Miller con una mirada que conecta con el abismo, hacen de 'Tenemos que hablar de Kevin' una película muy especial y muy retorcida, uno de los mejores ejemplos del cine de Ramsay.

2019 - 'Saint Maud'

En su primer trabajo como directora y guionista -ahora disponible en Movistar+-, Rose Glass cuenta la historia de una joven enfermera, Maud, que llega a un pequeño pueblo costero del norte de Inglaterra para cuidar de Amanda, una bailarina estadounidense que se ha trasladado a un caserón de la zona para paliar los dolores del cáncer terminal que padece. La directora presenta a Maud como un personaje misterioso, de cuyo pasado no sabemos nada, pero del que intuimos gracias a dos breves encuentros fortuitos con una antigua compañera de trabajo, que nos da pistas sobre la anterior vida de Maud, que distaba mucho de la fanática religiosa que es ahora.

Maud y Amanda son dos personajes contrapuestos obligados a convivir. Mientras la primera es frugal e, incluso, maltrata su cuerpo para agradar a Dios -practica la mortificación cristiana-, la segunda es una mujer hedonista que ha decidido pasar sus últimos días entregada a los placeres mundanos, a ojos de Maud, al pecado. Las dos entran en un pulso dialéctico en el que Amanda intenta convencerla de la inexistencia de Dios y de la irracionalidad de imponerse el sufrimiento para una salvación eterna que nunca llegará, mientras Maud, viendo que Amanda se enfrentará pronto a la muerte, siente la imperiosa necesidad de redimirla. Tanto que su obsesión irá en aumento, hasta sobrepasar la línea de lo tolerable.

El drama es parte fundamental de nuestra vida. Nos encantaría decir que las risas, la alegría y los buenos momentos son los únios que viviremos a lo largo de nuestros días, pero ni mucho menos: convivir con los problemas es parte fundamental del proceso de maduración de las personas y, ahí, el cine tiene mucho que decir. Cientos y cientos de largometrajes abordan el drama desde muy diferentes prismas, pero todos ellos con un objetivo común: transportarnos a la piel de los protagonistas y al dilema vital que sufren. Por ello, desde El Confidencial les recomendamos cinco de los grandes dramas de los últimos años que no te puedes perder, cinco películas imprescindibles.

Películas Cine Drama Estilo de vida
El redactor recomienda