Iglesias desembarca en Madrid y desata la batalla por la Puerta del Sol
  1. Área privada EC Exclusivo
LOS MEJORES ARTÍCULOS TEMÁTICOS

Iglesias desembarca en Madrid y desata la batalla por la Puerta del Sol

El todavía líder de Unidas Podemos se ha otorgado la misión de salvar Madrid tras la convocatoria de elecciones anticipadas de Isabel Díaz Ayuso

placeholder Foto: Iglesias desata la batalla por la Puerta del Sol. (Imagen: Learte)
Iglesias desata la batalla por la Puerta del Sol. (Imagen: Learte)

El duelo está servido, casi como si de unas pequeñas generales se tratara. Isabel Díaz Ayuso contra Pablo Iglesias, la derecha contra la izquierda, con la Puerta del Sol como escenario de la pugna. De convidados de piedra, Ángel Gabilondo, Rocío Monasterio y Mónica García.

Porque no hay duda de que el relato de los comicios va a ser ese Ayuso contra Iglesias. Ambos se han señalado ya como el gran rival a batir y marcarán la agenda. Ya lo hacen, de hecho, con eslóganes decimonónicos en los que parece que los ciudadanos solo pueden elegir entre el comunismo, el fascismo o caer por un barranco. Habrá quien piense que la tercera opción tiene su atractivo.

En cualquier caso, la decisión de Pablo Iglesias lo ha cambiado todo. Para José Antonio Zarzalejos, el movimiento no tiene mucha lógica, pues no parece que el líder morado haya conseguido garantizarse encabezar todas las opciones de izquierda —Más Madrid ha confirmado que irá en solitario— ni tiene tampoco solventes posibilidades de alzarse con la mayoría absoluta.

Foto: El candidato a las elecciones de Madrid, Pablo Iglesias. (EFE) Opinión

¿Por qué abandona entonces el Consejo de Ministros, solo 15 meses después de llegar a él? ¿Por qué parece procurarse a sí mismo una aparente eutanasia política? Cree el columnista de El Confidencial que Iglesias, antes o después, destruye todo lo que antes ha creado. Y en el objetivo estaba dejar tocado el Gobierno de coalición. No parece irreal que con los Presupuestos aprobados y tras implementar la primera fase de los fondos europeos, Sánchez disuelva las Cámaras y convoque elecciones generales.

En la misma línea se sitúa Josep Martí Blanch, que explica que las consecuencias de que Iglesias se corte la coleta de vicepresidente se van a dejar notar en el futuro más inmediato del Ejecutivo. Además, le permite construir la imagen de un batallador sin apego a los cargos y dispuesto para el combate. Es una forma de hacer de la necesidad, virtud.

Foto: El candidato a la presidencia de Madrid, Pablo Iglesias. (EFE) Opinión

Pese a que hay argumentos que ayudan a entender la decisión del líder de Podemos, lo cierto es que se trata de una operación de máximo riesgo. El gran objetivo consiste en evitar a toda costa que el PP alcance la mayoría absoluta, ya sea en solitario o con Vox. Esa es la bandera con el 'No pasarán' que llevará Iglesias.

En esa batalla no parece que el todavía vicepresidente sea consciente de su desprestigio ni de su decadencia política, tal y como explica Rubén Amón en su columna. El resultado puede ser mejor que con otro candidato, pero la capacidad de movilización que pretende alcanzar puede resultar en un estímulo al votante... ayusista.

Foto: Pablo Iglesias. (EFE) Opinión

Cuenta Amón que Iglesias ha escogido el camino de la inmolación y que el 4 de mayo puede convertirse en la fecha de su defunción política y en el escarmiento a su providencialismo. Su ensimismamiento explica, incluso, la operación nostálgica con la que ha pretendido reconstruir lazos con Errejón, reunificar a la izquierda combativa y volver a prometernos el cielo.

Su excompañero de partido, con el que protagonizó un choque por el mando de Podemos, ha dejado la melancolía de lado y concurrirá en solitario. Cree Antonio Casado que el campo de la izquierda ya ni aglutina ni suma, y explica que no tenía ninguna lógica que Errejón, escarmentado, volviera a donde solía.

Foto: Pablo Iglesias. (Reuters) Opinión

Iglesias, relata el columnista de El Confidencial, se cree todavía el ángel exterminador de la izquierda para acabar con la derecha. El grito de 'No pasarán' no termina de calar entre los votantes del PSOE, los mencionados de Más Madrid y lo que queda de Podemos, una formación de facturación descendente desde los 71 escaños que alcanzara en el Congreso en 2016.

El problema para el próximo candidato a las madrileñas por Podemos no estará solo en la derecha. Más Madrid ni se planteó una negociación con Iglesias, tal y como explica Marta García Aller en su columna. Los de Errejón llevan dos años intentando poner la máxima distancia posible con una marca que, al menos en la capital, está en franca decadencia.

Foto: La diputada de Más Madrid Mónica García. (EFE) Opinión
La médica que plantó a Iglesias
Marta García Aller

Mónica García, la médica del hospital 12 de Octubre que lleva haciendo oposición a Ayuso durante toda la pandemia, será la candidata y no tardó en aclarar que no tenía intención alguna de repetir unas primarias en las que ya se impuso. Más Madrid logró un 20% del voto en las últimas elecciones en la capital y su Ejecutiva ni se planteó formar una lista conjunta con Podemos.

Isabel Díaz Ayuso Más Madrid Pablo Iglesias Madrid Ángel Gabilondo Puerta del Sol
El redactor recomienda