publicidad
publicidad
 
Logo de El Confidencial
Miércoles, 12 de marzo de 2008 (Actualizado a las 20:34)
Expo Zaragoza 2008
   Portada    España    Cotizalia    Deportes    Comunicación    Gente    Opinión    Canales    Cultura    Ocio    En Imágenes    Vídeos    Foros      
Con Lupa Al Grano Mientras Tanto Dos Palabras Sin enmienda El Confidente
Salud Tecnología Buscador de Hoteles Expo 2008
El Cultiberio Cine Libros Arte Teatro Música
Hoteles Restaurante Viajes Motor Vinos
Vivienda En Exclusiva Sectores Lo Último
El Café

TRIBUNA

El problema del PP no es de liderazgo

PP Mariano Rajoy

José Luis González Quirós - 12/03/2008

Deja tu comentario (92)

Votar esta noticia

Resultado (63 Votos)

enviar a un amigoimprimir

Puesto que, en un sentido muy básico, los electores nunca se equivocan, cualquiera que pretenda entender lo ocurrido el 9 de marzo en España tendrá que llevar a cabo un análisis riguroso de las causas del éxito de Rodríguez Zapatero. Uno de los errores de fondo del PP ha consistido en subestimar de forma casi constante las capacidades de su adversario, confundiendo el valor de los argumentos, el de los sentimientos y el de las imágenes colectivas. Cualquier mejora futura del PP pasa, pues, por mejorar sus servicios de estudio: sus analistas, sus demógrafos, sus estrategas y sus expertos en comunicación.

Zapatero ha fomentado su éxito en saber sacar ventaja de sus debilidades y en explotar de manera implacable las del adversario. En esa estrategia se ha ganado toda clase de epítetos, pero, finalmente, se ha salido con la suya. Durante cuatro años ha mantenido una estrategia constante: buscar el voto de izquierda, zaherir el españolismo del PP y atribuirle la causa universal de todos los males. El electorado le ha premiado con cinco escaños más, porque sus votantes de 2004 no han respondido, como el PP esperaba, con una abstención selectiva.

El líder socialista arriesgó mucho al optar por una estrategia bifronte al día siguiente de ganar las generales de 2004: en las políticas se distanciaba del centro, pero en las maneras y en la retórica culpaba sistemáticamente al PP de haberse convertido en un partido del pasado, en un partido de resentidos de extrema derecha. Producía así una imagen un tanto disonante (como los teros del gaucho, los huevos en un nido, los gritos en otra parte) que ha resultado eficaz, especialmente una vez comenzada la campaña. En ningún momento ha sabido el PP identificar el juego de contraataque necesario para neutralizar ese planteamiento. Tampoco ha sabido evitar que, incluso sus propios electores, pensasen que el PP se encontraba, paradójicamente, a su derecha y, aunque haya podido crecer algo por el centro, no ha sido suficiente.

La derecha ha tenido más votos que nunca, es una fuerza poderosa, pero su estructura territorial es deforme y su estrategia ha sido mucho más torpe que la de su adversario. Zapatero, por el contrario, no tiene el desequilibrio territorial que afecta a un PP que no controla el voto conservador ni en Cataluña ni en el País Vasco y que, como le ocurría a Fraga, no ha acertado a manejar esa circunstancia adversa. Seguro de que en el resto de España iba a funcionar bien su llamada contra el peligro del PP, el PSOE se ha dedicado a cultivar esos jardines con éxito. La derecha, con una vocación esencialmente española, tiene que hacer lo indecible por contrarrestar esa deficiencia de fondo y no consolarse con las grandes cifras de voto en lugares en los que el PSOE pierde, pero conserva una fuerza considerable. Porque en modo alguno hay que esperar que cese el juego sucio de un ZP dispuesto a seguir presentando al PP como enemigo de Cataluña y otras lindezas.

Además del problema territorial, los populares tienen otro grave hándicap de imagen, a consecuencia del peso que ha tenido la oposición extraparlamentaria de la que no han sabido distanciarse. Eso le da votos en la derecha, qué duda cabe, pero parece que le da más a Zapatero que, con toda seguridad, va a insistir en la fórmula. El PP necesita de políticas que se debatan en su seno, que busquen fórmulas que, por simplificar, convengan al tiempo a su sector más conservador y al más liberal: el resto es disimulo, algo que, como se ha visto, se paga caro.

Es un error pensar que el problema del PP es de liderazgo, o sólo de liderazgo. Sus dificultades para ganar a Zapatero no desaparecerán mientras no corrija a fondo sus errores de estrategia, de discurso y de imagen. Mientras no cambie la cultura política del país, el centro y la moderación son muy importantes, no tanto por lo que dan como por lo que evitan. Tenemos cuatro largos años por delante, y las cosas no van a ser fáciles para el reelegido presidente, que se enfrenta a una situación de crisis económica que no podrá resolver con dádivas, ni tampoco toreando a un Solbes que tantos votos le ha metido en las urnas.

Es normal que un gobierno revalide su primera legislatura, pero también podría pasar que ZP perdiera tras la segunda, como le ocurrió al PP. Eso depende, fundamentalmente, de lo bien que sea capaz de hacerlo una derecha que goza de una plataforma electoral envidiable y que, normalmente, estará más cerca del triunfo tras el lógico desgaste de una segunda legislatura Zapatero. Para aspirar al triunfo, el Partido Popular tiene que corregir, desde ahora mismo, el rumbo y tratar de arreglar, con tiempo y calma, los problemas estructurales que le afectan. Cuanto más tarde en entender por qué ha perdido unas elecciones que podían haber sido suyas, analizando con bisturí las razones del éxito de Zapatero, cuanto más tarde en definir, sin ocurrencias ni improvisaciones, su actuación política, tanto peor para la causa de la derecha democrática.

*José Luis González Quirós es analista político y escritor.

Votar esta noticia

Resultado (63 Votos)

enviar a un amigoimprimir

Enlaces patrocinados

Opiniones de los lectores (92)

Deja tu comentario

92. usuario registrado konotay12/03/2008, 20:30 h.

Mariano Rajoy peleó por ser presidente y no lo ha conseguido. Por tanto es un mal resultado falta autocrítica. Cuando empiezas justificando un mal resultado, porque no era el objetivo, y continúas echando balones fueras con los medios de comunicación hostiles no quieres asumir tus equivocaciones. El PSOE le ha quitado diputados a IU y Esquerra, alguien ha escuchado del dirigente del PP lo que ha supuesto la incorporación de Rosa Díez, no verdad, tuvimos que leer en ABC que salieron de votantes populares. Ahora quiere ser de centro, después de cuatro años metiendo bronca, rompiéndose todo. Si lo tuvo a güevo con la foto de todos los partidos en el Congreso el viernes y no quiso, prefirió ser de derecha un día antes de las elecciones.

  marcar ofensivo Marcar como ofensivo

91. usuario registrado fhz12/03/2008, 19:19 h.

Como vds bien dicen,el problema no es RAJOY,el problema es el apoyo mediatico que ha existido durante toda la legislatura,unido a la campaña de todas las televisiones contra el P.P.,junto con la ayuda directa de ETA al matar dos dias antes de las elecciones A UN SOCIALISTA y engañar al votante socialista QUE POSIBLEMENTE IBA A VOTAR AL P.P.O A ABTENERSE.
A ello se ha unido la campaña sibilina del periodico el MUNDO,desde que ENEL compra ENDESA,que ha favorecido totalmente al PSOE y a quitado tres diputados al P.P. CON LOS VOTOS DE ROSA DIEZ.(CONFIRMADO EN EL DIA 12 CON LA BATALLA MEDIATICA CONTRA RAJOY).cuando si ha pecado de algo Rajoy ha sido de hacer caso a P.JOTA Y A JIMENEZ LOS SANTOS.

  marcar ofensivo Marcar como ofensivo

90. yeyes12/03/2008, 19:15 h.

El lider lo es para bueno y para malo. Si gana, ha ganado él. Si pierde, ha perdido él. ¡No hay pueblo malo si el gobernante es bueno! El PP ha tenido en sus manos ganar las elecciones. Se lo ha puesto en bandeja las circunstancias ecónómicas de los 34 últimos meses que es lo que queda en la retina. No así la legislatura que ha sido brillante economica y socialmente hablando. ¿Chapó por ZP! ¿Entonces porqué no ha ganado? Pues porque cada vez que se le atacaba a ZP con el terrorismo: VOTOS para ZP., cuando se insultaba a ZP: VOTOS PARA ZP, Cuándo se pasaba de Cataluña y Euskadi: VOTOS PARA ZP, Cuando hablaba la Iglesia, y Jimenez Losantos: VOTOS PARA ZP. Vamos Sr. Rajoy, para sus asesores CERO PATATERO. Los hay mejor en la calle y sin ser cerebritos.

  marcar ofensivo Marcar como ofensivo

89. usuario registrado almutamid12/03/2008, 17:58 h.

Ya me voy. Perdonad si no contesto.

  marcar ofensivo Marcar como ofensivo

88. usuario registrado almutamid12/03/2008, 17:57 h.



MIguelillo

12/03/2008 (17:41)

Registrado

83.-almutamid: parece que en PP están por encima del bien y del mal. Osea, que los votos de izquierda recibido al PSOE harán que el PSOE tenga una política radical.

--------
Yo no he dicho eso. Yo he constatado un hecho. En manos del PSOE está el hacer una política radical, como hasta ahora (esto es opinión mía) o hacer una política más centrada.

  marcar ofensivo Marcar como ofensivo

El equipo de redacción revisará las opiniones para evitar la difusión de comentarios no apropiados o insultos. El horario del foro es de 07:00 a 23:00 h, con horario restringido a los invitados de 10:00 a 19:00 h. Fuera de ese horario no se incluirán opiniones.

Ver más comentarios    Deja tu comentario

Todos los derechos reservados © Prohibida la reproducción total o parcial

Auditado por Ojd