3 min

habilitaría a la caixa el cambio de sede

El Gobierno prepara un cambio urgente para que las empresas puedan salir de Cataluña

05.10.201719:40 H.

El Gobierno tiene lista una reforma legal que prevé aprobar el viernes mediante decreto-ley para que las empresas en Cataluña puedan trasladar su sede sin necesidad de convocar una junta de accionistas, aunque así lo establezcan los estatutos de la empresa. Según ha podido saber El Confidencial, el cambio legal está redactado a la medida de La Caixa, cuyos estatutos no están adaptados a una reforma legal de 2015 que ya simplificó el traslado. La fuga de empresas de Cataluña se ha acelerado ante la posible declaración unilateral de independencia prevista para el lunes y que La Caixa pueda seguir el camino del Sabadell, que ultima el traslado de su sede.

En 2015, el Gobierno modificó la ley de sociedades de capital para facilitar la movilidad de empresas en toda España, aunque ya se interpretó como una forma de facilitar la salida de empresas de Cataluña ante el desafía independentista. Hasta entonces, el consejo de administración solo podía trasladar la sede social dentro del municipio. Para un movimiento mayor, requería un acuerdo de la junta de accionistas. Con la reforma de 2015, el consejo de administración podía mover la sede de la empresa dentro del territorio nacional salvo que los estatutos de la sociedad dispusieran lo contrario. Eso es lo que permite que una simple reunión del consejo de administración de Sabadell traslade la sede social de la entidad fuera de Cataluña en un día. Los bancos catalanes estaban sufriendo una fuga de depósitos y necesitaban salir de Cataluña ante una eventual declaración de independencia el lunes. La CUP reaccionó llamando al boicot.

Sin embargo, hay sociedades que siguen teniendo en sus estatutos la limitación de que solo la asamblea puede trasladar la sede. La principal es CaixaBank, cuyos estatutos afirman: "El domicilio social podrá trasladarse a otro lugar dentro del mismo término municipal por acuerdo del consejo de administración. Para proceder a su traslado a un término municipal distinto, se precisará el acuerdo de la junta general de accionistas". Convocar ahora una junta de accionistas de La Caixa para trasladar la sede del banco es "un problema de orden público", según fuentes conocedoras de la tramitación.


Por eso, el Ministerio de Economía ha redactado una disposición adicional a un decreto-ley que prevé aprobar este viernes y que permite a los órganos de gobierno de las empresas mover su sede incluso si los estatutos de la sociedad disponen que hace falta un acuerdo de los accionistas. La forma elegida, un decreto-ley, hace que entre en vigor en cuanto se publique en el Boletín Oficial del Estado, previsiblemente el fin de semana, aunque después lo tenga que ratificar el Congreso.

En los últimos días, ahorradores con dinero en bancos catalanes del resto de España están acudiendo a sacar su dinero o a trasladar sus cuentas a oficinas fuera de Cataluña. El ministro Luis de Guindos ha afirmado que "los bancos catalanes no tienen nada que temer".

CaixaBank señaló ayer que por ahora no cambia de sede. Sin embargo, advirtió de que “hará todo lo necesario para proteger a sus accionistas cuando sea el momento necesario”. Fuentes financieras apuntan a Palma de Mallorca como lugar al que se llevaría la sede social, el viejo plan que ya se diseñó para el 9-N. Durante las protestas por las cargas policiales del 1-O, trabajadores de La Caixa en Barcelona salieron a la calle al grito de "¡Las calles serán siempre nuestras!", un cántico tradicional antisistema en Cataluña.

Hoy en portada