X

EL CONFIDENCIAL puede usar cookies para recordar tus datos de inicio de sesión, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad del sitio y ofrecerte publicidad basándose en tus intereses.

5'

La DANA no se irá hasta el fin de semana

Alerta extrema en el sureste: siga la evolución de la DANA en tiempo real

La DANA permanecerá hasta el jueves entre el sureste peninsular y el norte de África y el viernes empezará a desplazarse de forma lenta hacia el oeste, situándose en el entorno del Estrecho

La segunda depresión aislada en niveles altos (DANA) del verano está azotando con fuerza el Levante español. El temporal ha dejado lluvias torrenciales de casi 200 litros por metro cuadrado en seis horas y rachas de viento de hasta 76 kilómetros por hora en la Comunidad Valenciana. La provincia de Alicante y el sur de Valencia permanecen este jueves en alerta roja por lluvias y vientos muy fuertes, una situación que ha llevado a 86 municipios de ambas provincias a suspender las clases, lo que afectará a más de 255.400 alumnos. Además, la entrada de esta bolsa de aire frío ha llevado a cerrar el puerto de Sagunto debido a la mala mar y a la adversa meteorología, ha afectado a una decena de carreteras comarcales y ha obligado a interrumpir la circulación ferroviaria entre las estaciones de Ontinyent y Xàtiva.

Las imágenes radar de las últimas cuatro horas muestran cómo la madrugada comenzó con lluvias generalizadas en Alicante, pero el máximo de viento en capas bajas poco a poco fue focalizando las precipitaciones en el norte de la provincia y sur de Valencia. En el área metropolitana de Valencia, la madrugada de lluvia persistente y viento ha dejado paso a precipitaciones débiles e intermitentes y el viento ha calmado. El flujo de viento del nordeste es intenso y la combinación de lluvia y viento ha aumentado la adversidad y ha alcanzado rachas de 76 kilómetros por hora en Miramar (Alicante), y Oliva (Valencia); 69 en Xàtiva (Valencia); 66 en Pego (Aliante); 62 en Xàbia (Alicante); 61 en el Aeropuerto de Valencia; 0 58 en Alcoi (Alicante).

La magnitud de estos fenómenos se explica por la posibilidad de que la DANA genere un huracán del Mediterráneo o 'medicane' entre las Islas Baleares y la Comunidad Valenciana, según apunta el Laboratorio de Climatología de la Universidad de Alicante en relación con los mapas previstos del modelo meteorológico Harmonie-Arome, un sistema numérico de área limitada que la Aemet utiliza desde junio de 2017 y que ofrece predicciones sobre temperaturas, nieblas, nubes bajas, lluvias, vientos fuertes, granizo o descargas eléctricas.

Así se refleja en el siguiente gráfico interactivo de la iniciativa Open Streets Maps, que pasa de mostrar tintes azules y verdes en el norte a teñir de rojo Cataluña, Comunidad Valenciana y Baleares a medida que avanza la semana. Al pulsar el reproductor que aparece en la esquina inferior izquierda, se evidencia cómo la DANA se desplaza por la franja oriental, aunque se puede concretar más pinchando sobre cualquier punto del mapa o bien añadir capas, como la presión atmosférica o la concentración de CO2, en la esquina superior derecha.

[Si el gráfico no funciona, haz clic aquí]

En total, 11 provincias del este peninsular tendrán riesgo por lluvias, tormentas o fenómenos costeros, de acuerdo a la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET). En el sur de Valencia y en amplias zonas de Alicante y de Murcia, muy probablemente se esperan chubascos y tormentas muy fuertes e incluso localmente torrenciales, es decir, más de 60 litros por metro cuadrado en una hora y otro factor muy adverso será la persistencia de las precipitaciones, ya que se acumularán más de 200 litros por metro cuadrado en esas zonas.

La DANA estará estacionada hasta el jueves entre el sureste peninsular y el norte de África y el viernes empezará a desplazarse de forma lenta y retrógrada hacia el oeste y se situará en el entorno del Estrecho. La AEMET ve muy probable que, a continuación, empiece a debilitarse y se desplace hacia el norte por el interior peninsular. Sin embargo, matiza que hay que tener en cuenta que pequeños cambios en la evolución de la DANA y en los vientos en las capas bajas podrían desplazar los máximos de precipitación a otras zonas. De cara al fin de semana, considera muy probable que la situación mejore en el área mediterránea aunque la DANA se desplazará al interior de la Península y se podrían producir chubascos y tormentas localmente fuertes en amplias zonas del interior peninsular y área del Estrecho.

¿Qué es una DANA?

Aunque el término 'gota fría' se haya asociado tradicionalmente a las tormentas intensas o lluvias persistentes que sacuden la zona mediterránea en temporada de primavera-verano o en la época otoñal, no siempre es correcto. Las perturbaciones de aire en altura, como la que se vivirá esta semana, no están tan condicionadas a un núcleo de aire frío o de baja temperatura, por lo que este fenómeno se ajusta mejor al concepto de DANA, que define una depresión de aire frío en niveles altos que se ha separado de la circulación en chorro y se mueve de forma independiente.

Así fueron los devastadores efectos de la primera DANA en Baleares

Por sí misma, una DANA no es la responsable directa de lluvias torrenciales que puedan provocar daños materiales en las zonas del Mediterráneo. Al separarse un chorro de aire de una de las grandes corrientes de viento que hay en la atmósfera, se origina una depresión en altura que tiene circulación propia, moviéndose de arriba abajo, y puede sumar todos los ingredientes necesarios para que los sistemas tormentosos descarguen sus gotas de agua con fuerza sobre el territorio español.

Principales Tags

Hoy en portada