irritabilidad, apatía, inactividad...

¿Tu rendimiento está bajando? Quizá sufras el síndrome de sobreentrenamiento

A veces llevamos al cuerpo a unos límites deportivos que no podemos tolerar. ¿Estamos sufriendo el llamado 'burnout'? Te explicamos qué es, cómo afecta y cómo puedes evitarlo

Foto:

El sobreentrenamiento deportivo, a menudo referido como 'burnout', es considerado una respuesta poco adaptativa al estrés del entrenamiento y la competencia, habitualmente por la exposición continuada a altas cargas de entrenamiento con pocos períodos de descanso. El final de este proceso de estrés crónico, conocido como síndrome de sobreentrenamiento, cuenta con gran variedad de sintomatología biológica y psicológica y suele producir la incapacidad de entrenar por cansancio o desmotivación.

Sus síntomas son inespecíficos. Algunos de los más comunes son irritabilidad, apatía, inactividad, alteración del sueño, pérdida de peso generalizada, disminución del rendimiento físico, alteración de la frecuencia cardíaca en reposo, falta de concentración y atención o sensación de cansancio a la hora de realizar simples acciones, entre otras.

El exceso de actividad física unido a la falta de descanso es lo que suele producir la incapacidad de entrenar, ya sea por cansancio o por desmotivación

Esta afección radica en que el organismo llega a unos límites de trabajo que superan la tolerancia del sujeto. Pero ¿por qué se produce? Las principales causas no solo tienen que ver con ese inadecuado o insuficiente descanso y el exceso de ejercicio, sino también con una alimentación desequilibrada, falta de hidratación o alteraciones psíquicas como estrés o ansiedad.

El sobreentrenamiento puede tener consecuencias, como lesiones musculares, cambios hormonales, alteraciones en el humor, depresión psicológica y problemas nutricionales que pueden causar disminución en el apetito o diarrea. En los casos más extremos, puede llegar a propiciar el abandono deportivo.

Prevención y recomendaciones

Esta situación puede durar varios meses o incluso un año, de modo que para evitar su impacto en la salud se debe obtener un diagnóstico temprano que permita actuar de manera eficaz. Algunas de las prácticas para prevenir el síndrome son:

  • Llevar a cabo una alimentación adecuada: alimentación variada con la ingesta de hidratos de carbono durante los periodos de entrenamientos en los que las cargas sean elevadas. Importante también ingerir siempre líquidos antes, durante y después del entrenamiento.

  • Masaje deportivo. Puede ayudar a relajar mental y físicamente.

  • Descanso: al menos ocho horas diarias y recomendado un día a la semana de descanso completo.

  • Infecciones: pueden provocar la disminución del rendimiento.

  • Factores ambientales: estar expuestos a situaciones ambientales extremas (el calor, la altura…) puede estar vinculado con la aparición del síndrome de sobreentrenamiento.

  • Individualización de las cargas de entrenamiento: cada deportista tiene un umbral diferente o distinta manera de asimilar el entrenamiento. Es necesario adaptar las cargas individualmente en función de las características de cada deportista.

  • Moderación al entrenar la fuerza: la fuerza se relaciona en mayor medida con el síndrome de sobreentrenamiento, principalmente si se trabaja con cargas máximas.

  • Evitar la monotonía siempre que sea posible, utilizando métodos de entrenamiento variados (entrenamiento en grupo, cambiar de rutinas, etc.).

Cuando un atleta que es sometido a un programa de entrenamiento intenso percibe un descenso en su rendimiento, se recomiendan medidas como suspender o disminuir el entrenamiento al menos durante dos semanas y ser examinado por un especialista. Si tras hacerlo el deterioro del rendimiento continúa, cabría la posibilidad de sufrir el síndrome de sobreentrenamiento, algo que obligaría a planificar los programas de entrenamiento y competición, eligiendo la intensidad y decidiendo los periodos de descanso adecuados.

Dr. Carlos Dolz, especialista en traumatología y cirugía ortopédica del Instituto de Traumatología del Hospital El Pilar.

Running
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios