Tenis: qué debes saber para no lesionarte el hombro durante el saque
  1. Alma, Corazón, Vida
  2. La salud del deporte
ENTRENAMIENTO SEGURO

Tenis: qué debes saber para no lesionarte el hombro durante el saque

La repetición de un movimiento tan explosivo puede dañar esta articulación. Para evitarlo, es necesario un entrenamiento específico que equilibre todas las estructuras musculares

placeholder Foto: Todo el cuerpo se pone en tensión al sacar. (Pixabay)
Todo el cuerpo se pone en tensión al sacar. (Pixabay)

Hay deportes, como el fútbol, en que los jugadores se lesionan como consecuencia de una caída, de un impacto, de una zancadilla. Pero en los deportes de raqueta la lesión suele sobrevenir como consecuencia de un movimiento mal hecho. Es el caso del tenis, que requiere golpes tan explosivos, con un pico muy elevado de actividad muscular, que las lesiones están a la orden del día.

Una de las acciones más delicadas en este sentido es el saque. De suma importancia en el desarrollo del juego, los tenistas entrenan y repiten este golpe una y otra vez (en un partido, es fácil que se llegue a sacar más de 200 veces). Y, si el deportista no está bien entrenado, este movimiento puede provocar lesiones en el hombro.

Foto: Si practicas deporte, no puedes dejar de hidratarte. (Unsplash)

“Durante el saque, el tenista coloca el brazo muy elevado y hacia atrás. Esta posición extrema permite una gran amplitud en el movimiento y mayor fuerza de impacto. Esto es posible gracias a la musculatura de la parte delantera del hombro, que en los tenistas suele estar muy desarrollada. Así, los profesionales logran velocidades de saque que pueden superar los 200 kilómetros hora”, explica la doctora Nuria Martínez, traumatóloga del Hospital Universitario Quirónsalud Madrid.

Uno de los problemas, asegura la traumatóloga, es que “la repetición de este movimiento tan explosivo puede provocar lesiones tanto dentro de la articulación como en los tendones adyacentes”. Y no es solo debido a la aceleración: también la deceleración producida por el impacto de la bola al sacar puede ser lesiva: “En el momento en que la raqueta impacta con la bola, se produce un frenado brusco en los músculos de la parte de detrás del hombro (manguito rotador y escápula). Pero, si esta zona no está lo suficientemente desarrollada, no va a haber ese freno. Y acelerar a todo gas, pero sin freno, es también causa de lesiones”.

Los eslabones de una cadena

Para entender bien cómo se produce la lesión, pensemos que, en el momento del saque, estamos transmitiendo energía desde las extremidades inferiores y el tronco al brazo, pasando por la escápula. "Esta transmisión de energía es como los eslabones de una cadena: si todos funcionan correctamente hasta llegar al hombro, la energía se transmite sin problema; sin embargo, si alguno falla (lesiones en la cadera, musculatura abdominal o problemas en la espalda), todo el resto del sistema sufre y acaba provocando sobrecargas en el hombro del tenista".

Para mantener esta cadena transmisora de fuerza bien engrasada, es fundamental equilibrar todas las estructuras musculares, sobre todo las que el tenista no desarrolla de forma natural en sus entrenamientos. Por ejemplo, desarrolla mucho la musculatura anterior del hombro, pero necesita hacerlo también con la musculatura de la parte posterior para equilibrar la articulación. Para ello, necesita realizar un trabajo específico: “El balance de ambas zonas musculares ayuda a que no haya lesión. El hombro del tenista está siempre en el límite debido a los movimientos tan explosivos que realiza. Un equilibrio entre sus músculos agonistas y antagonistas es clave para evitar lesiones”, explica la doctora Martínez.

placeholder

Así, la especialista compara el hombro de un tenista con un funambulista, siempre en la cuerda floja. Y recuerda la importancia de una estructura, el labrum, "un anillo situado en la base de la articulación del hombro que aumenta la estabilidad en la zona, pero que a menudo se puede desgarrar. La clave es entrenar de forma adecuada".

Y se trata de entrenar fuera de la cancha. Porque no es suficiente con jugar al tenis: hay que hacer ejercicios específicos para trabajar la musculatura que no se ejercita durante la práctica deportiva. Los profesionales lo tienen claro y trabajan la resistencia con gomas y otras herramientas que les ayudan a compensar el desarrollo de toda su musculatura. Pero los 'amateurs' tienden a olvidar esta precaución, advierte la doctora Martínez: "Por eso son tan comunes las lesiones en deportes que requieren mucha potencia. Nos encontramos a deportistas aficionados que quieren llegar a un nivel mucho más alto de lo que su cuerpo puede dar. Es necesaria la reeducación deportiva para aprender los movimientos correctos".

*El Confidencial, en colaboración con Quirónsalud, presenta una serie de artículos con información práctica, consejos y recomendaciones para practicar deporte que mejore nuestra salud y bienestar. Si tienes alguna duda sobre esta temática o quieres más información, puedes contactar con el Hospital Universitario Quirónsalud Madrid.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Tenis Deporte ECBrands Brands Salud Quirónsalud
El redactor recomienda