Es noticia
Menú
La solución perfecta para que no se te vuele la sombrilla
  1. Alma, Corazón, Vida
EN LA PLAYA

La solución perfecta para que no se te vuele la sombrilla

¿Estás harto de que se te vuele la sombrilla en la playa a la mínima ráfaga de viento?

Foto: Sombrilla dada la vuelta en Cádiz (EFE/Román Ríos)
Sombrilla dada la vuelta en Cádiz (EFE/Román Ríos)

¿Estás harto de que se te vuele la sombrilla en la playa a la mínima ráfaga de viento? Hemos recopilado algunos consejos para que puedas estar tranquilo en tu tumbona, toalla o silla sin pensar en que la sombrilla va a salir volando. Hay que asegurarse que nuestro parasol esté siempre bien clavado en la arena de la playa para evitar males mayores. Este artilugio puede ser peligroso si se desprende y sale disparado.

Existen varios métodos para evitar que la sombrilla se vuele y, de esta manera, podamos evitar el engorro de molestar al ‘vecino’ en la playa. No sería la primera vez que una sombrilla mal colocada terminara en la toalla de la señora de enfrente o dándole un golpe a la persona de turno que pasaba por ahí. El tema puede ser serio y, por ello, conviene tomar medidas.

placeholder Playa en Cádiz (EFE)
Playa en Cádiz (EFE)

En los últimos tiempos, se ha puesto de moda un artilugio muy cómodo que te facilitará la tarea. Hazte con un pincho de plástico que se clava en la arena y dentro del que clavarás el palo de la sombrilla para que esta no ‘baile’ y se caiga o salga volando a la mínima. Es la manera más efectiva de acabar con cualquier problema.

Clávala sobre arena mojada

Siempre quedará la forma tradicional de clavar el poste en la arena, pero debemos hacerlo de manera enérgica y girándolo lo suficiente para que coja la suficiente profundidad. Si estás en una playa en la que hay piedras o rocas de un tamaño mediano, hazte con unas cuantas y ponlas alrededor de la base de la sombrilla para que esta no se mueva hacia los lados.

placeholder Varias personas colocan la sombrilla en una playa (EFE)
Varias personas colocan la sombrilla en una playa (EFE)

Generalmente, pocas personas se ponen a pensar sobre la procedencia del viento. Para evitar que nuestro protector solar salga volando, lo mejor es colocarlo siempre en la dirección correcta en función del viento para que no haga efecto ‘vela’ y la sombrilla pueda abrirse y salir volando.

Lógicamente, te será más sencillo agarrar la sombrilla si la arena está húmeda. El palo se agarrará con más firmeza y no se moverá hacia los lados. Evidentemente, no siempre es fácil porque las primeras líneas de playa suelen estar siempre ocupadas. Si te gusta madrugar, estás de suerte, aunque no todo el mundo está dispuesto a levantarse al amanecer en vacaciones para colocar la sombrilla al lado del agua.

¿Estás harto de que se te vuele la sombrilla en la playa a la mínima ráfaga de viento? Hemos recopilado algunos consejos para que puedas estar tranquilo en tu tumbona, toalla o silla sin pensar en que la sombrilla va a salir volando. Hay que asegurarse que nuestro parasol esté siempre bien clavado en la arena de la playa para evitar males mayores. Este artilugio puede ser peligroso si se desprende y sale disparado.

Playa Verano
El redactor recomienda