Es noticia
Menú
Va a la boda de su prima y no está invitado: "La vergüenza más grande de mi vida"
  1. Alma, Corazón, Vida
UNA SITUACIÓN MUY EMBARAZOSA

Va a la boda de su prima y no está invitado: "La vergüenza más grande de mi vida"

¿Te imaginas conducir más de cuatro horas para ir a una boda y que al llegar descubres que no estás invitado? Pues le ha ocurrido a un twittero y el hilo ya es viral en redes sociales

Foto: Va a la boda de su prima y no está invitado: "la vergüenza más grande de mi vida" (Getty)
Va a la boda de su prima y no está invitado: "la vergüenza más grande de mi vida" (Getty)

Hacer una lista de invitados para una boda no es una cosa baladí. Se trata de una de las tareas más difíciles para los novios ya que, a veces, hay que tomar decisiones complicadas que giran en torno a quién está invitado o no a la ceremonia… y eso puede crear situaciones comprometidas y cierta tensión entre las parejas.

Cuando no se invita a alguien a una boda que pensaba estar invitado, este puede llegar a enfadarse o, incluso, sentirse ofendido. Sin embargo, la elección de los novios muchas veces se ve condicionada por el aforo del lugar donde se va a celebrar la ceremonia, el coste de esta y, por supuesto, la relación que tienen con esa persona.

De hecho, una de las principales razones por las que las parejas eligen invitar o no a alguien a su boda es que los invitados sean importantes en sus vidas y formen parte de ellas a largo plazo. Pero ¿te imaginas acudir a una boda y darte cuenta en ese preciso momento de que no estás invitado?

"La vergüenza más grande de mi vida"

Pues esto es lo que le ocurrió a Fry Santes, un joven de Valencia que se fue hasta Almería para acudir a la boda de una prima segunda de su madre y que cuando llegó al recinto se dio cuenta que su nombre no aparecía en el listado de las mesas y que la novia, ni tan siquiera le esperaba.

"La vergüenza más grande de mi vida: Acabo de llegar a una boda a 4,5 horas de mi casa y me han dicho que no estaba invitado", decía en el joven en su cuenta personal de Twitter. Aún así, su prima lejana dijo que no pasaba nada y que se quedara, por lo que el joven pudo disfrutar del convite y la fiesta posterior.

Santes aseguró que "la novia se lleva bien con mis hermanas y mi madre, pero conmigo no tenemos mucha confianza". La boda, que se iba a celebrar antes de la pandemia, se tuvo que retrasar. Y, aunque en su momento toda la familia iba a ir al completo, con el paso de los meses se diluyó si finalmente el joven asistiría o no a falta de una confirmación explícita sobre el asunto. Por lo que la novia dio por sentado que no vendría.

Fry reconoció haberse “cogido un ciego” y haber perreado. "Soy el más pibón de aquí", dijo

Total, la casa sin barrer y allí que se presentó el joven porque como él mismo ha manifestado: "Yo a una boda siempre digo que sí si va gente con la que pasármelo bien". Después de descubrirse el pastel y ante unos momentos de tierra trágame y "dramas de asiento, de comida y de todo", Fry reconoció haberse "cogido un ciego" y haber perreado. De hecho afirmó que "soy el más pibón de aquí, he subido el caché de belleza de la boda, me deberían haber pagado por venir", concluyó en tono divertido.

Hacer una lista de invitados para una boda no es una cosa baladí. Se trata de una de las tareas más difíciles para los novios ya que, a veces, hay que tomar decisiones complicadas que giran en torno a quién está invitado o no a la ceremonia… y eso puede crear situaciones comprometidas y cierta tensión entre las parejas.

Bodas Virales Pandemia Valencia Almería
El redactor recomienda