Es noticia
Menú
La historia de Peg Entwistle, la mujer que saltó desde el letrero de Hollywood
  1. Alma, Corazón, Vida
leyenda negra

La historia de Peg Entwistle, la mujer que saltó desde el letrero de Hollywood

En los años 20 llegó a la ciudad de las estrellas buscando una oportunidad. Sin embargo, su vida ha quedado eclipsada por su trágica muerte

Foto: Peg Entwistle (Wikimedia)
Peg Entwistle (Wikimedia)

Hace muchos años, el cartel más famoso de todos los tiempos en realidad no era tal. O en realidad sí lo era, aunque con otras letras. En lugar del conocido 'Hollywood' ponía 'Hollywoodland', estaba iluminado con bombillas y sería así hasta 1949, colocado en el Monte Lee e impasible al paso del tiempo, conociendo los entresijos de la vida de la ciudad de las estrellas. En Los Ángeles, el famoso letrero de letras blancas es el icono y el símbolo más popular de la ciudad, y el encargado de atraer a los turistas que llegan cada día dispuestos a conocer cómo viven los actores más famosos del mundo. Pero también, en una época ya extinta y olvidada, el cartel fue protagonista y testigo de una muerte.

Ella se llamaba Peg Entwistle, había nacido un 5 de febrero en 1908 y, como tantas otras personas, llegó el siglo pasado a Hollywood con la esperanza de convertirse en una estrella como lo eran en su momento Marlene Dietrich o Greta Garbo. Aunque había nacido en Gales, siendo niña se trasladó a Estados Unidos (concretamente a Nueva York) con su padre, Robert, en busca de una oportunidad. No se sabe realmente qué había pasado con su madre, y aunque algunas voces apuntan que habría muerto cuando Peg era muy pequeña lo más probable (según la única biografía escrita sobre ella, de James Zeruk Jr.) es que se hubiese divorciado cuando ella tenía dos años.

Ya en Nueva York, Robert, que era director de escena de un teatro, se volvió a casar y tuvo dos hijos. Sin embargo, la tragedia se cernió rápidamente sobre la familia. En 1921 murió la esposa de Robert, y él falleció tan solo un año después al ser atropellado en Park Avenue. Peg solo tenía 14 años por lo que tanto ella como sus dos hermanos quedaron a cargo de su tío Harold.

Un 16 de septiembre de 1932, cuando el letrero de Hollywood seguía siendo Hollywoodland, subió hasta lo alto de la letra H y se lanzó al vacío

Quizá lo llevaba en la sangre. Con tan solo 17 años, Peg comenzó su carrera teatral. Parecía que la vida comenzaba a sonreírle: en 1925 apareció en varias producciones de Broadway y la leyenda asegura que Bette Davis quedaría maravillada tras verla actuar en 'The Wild Duck'. Después, fue aceptada en el New York Theatre Guild. En aquella época comenzaba la transición al cine sonoro, un difícil cambio al que muchos actores que habían sido ampliamente conocidos en el pasado no supieron adaptarse bien y cayeron en el olvido (como Gloria Swanson).

placeholder Fuente: iStock
Fuente: iStock

Era aquel un tiempo en el que el sistema comenzaba a mostrarse voluble, y uno podía alcanzar la fama en un día y ser olvidado al siguiente. Los estudios Big Five dominaban Hollywood: 20th Century Fox, RKO Pictures, Paramount Pictures, Warner Bros y Metro-Goldwyn-Mayer. En 1932 se estrenó 'El expreso de Shanghai' con Marlene Dietrich y Anna May Wong, que fue la película más taquillera de aquel año. Peg, por su parte, acababa de rodar 'Thirteen Women', pero gran parte de su actuación se eliminó de la película final y RKO Pictures la despidió sin miramientos. La película, estrenada tan solo un mes después de su muerte, sería mal recibida.

La joven tenía por aquel entonces 24 años. Un 16 de septiembre de 1932, cuando el letrero de Hollywood seguía siendo Hollywoodland, subió hasta lo alto de la letra H y se lanzó al vacío. Según las noticias que salieron en los periódicos locales al día siguiente, un excursionista se había encontrado un zapato, una chaqueta y un bolso debajo del letrero. Dentro del bolso había una nota de suicidio: "Tengo miedo, soy una cobarde. Lo siento. Si hubiera hecho esto hace mucho tiempo me hubiera ahorrado mucho dolor". El cuerpo se encontraba un poco más abajo y la policía dictaminó que se trataba de un suicidio.

"Tengo miedo, soy una cobarde. Lo siento. Si hubiera hecho esto hace mucho tiempo me hubiera ahorrado mucho dolor"

La muerte de Entwistle eclipsó por completo su corta vida y pasó a convertirse en una leyenda negra más de Hollywood, como lo fueron el escándalo sexual de Fatty Arbuckle, acusado de asesinar a la actriz Virginia Rappé en 1921, o el asesinato de Elizabeth Short (la Dalia Negra), cuyo cuerpo sería encontrado gravemente mutilado en 1947. Quien sabe si ese salto al vacío de Entwistle era un grito de advertencia contra la industria. Con su fallecimiento llegaron los rumores y las leyendas, como que al día siguiente de su muerte le llegó una carta ofreciéndole un papel principal en una obra de teatro sobre una mujer que se suicidaba.

Sea como fuere, la historia de Peg quedó reducida al cartel de Hollywood del que decidió saltar un día, y aún a día de hoy pese a que ella ha sido completamente olvidada, la leyenda oscura de su muerte continúa viva. La cantante Lana del Rey sacó en 2017 el tema 'Lust for life', claramente influido por esta historia, y 'Hollywood', de Ryan Murphy, fantaseaba con cómo podría haber sido la industria en un mundo diferente que, desgraciadamente, Entwistle no conoció nunca.

Hace muchos años, el cartel más famoso de todos los tiempos en realidad no era tal. O en realidad sí lo era, aunque con otras letras. En lugar del conocido 'Hollywood' ponía 'Hollywoodland', estaba iluminado con bombillas y sería así hasta 1949, colocado en el Monte Lee e impasible al paso del tiempo, conociendo los entresijos de la vida de la ciudad de las estrellas. En Los Ángeles, el famoso letrero de letras blancas es el icono y el símbolo más popular de la ciudad, y el encargado de atraer a los turistas que llegan cada día dispuestos a conocer cómo viven los actores más famosos del mundo. Pero también, en una época ya extinta y olvidada, el cartel fue protagonista y testigo de una muerte.

Historia Hollywood
El redactor recomienda