Las mejores cintas de correr para hacer ejercicio sin salir de casa
  1. Alma, Corazón, Vida
PARA HACER DEPORTE EN CASA

Las mejores cintas de correr para hacer ejercicio sin salir de casa

No son aparatos exclusivos de los gimnasios. Cada vez es más fácil tener una en casa que nos permita seguir entrenando aunque haga mal tiempo

Foto: Fuente: iStock
Fuente: iStock

El frío y el calor extremo, la lluvia y el viento son factores climatológicos que dificultan mucho la tarea de salir a correr. Sin embargo, todo buen runner sabe que la constancia en el entrenamiento es fundamental para alcanzar los objetivos. No importa si se trata de perder unos kilos o de correr una maratón.

Por ello, tener en casa la mejor cinta de correr según nuestras necesidades de uso y nuestro nivel se antoja imprescindible. Pero, ¿cómo elegir la adecuada? Aquí vamos a dar las claves para acertar y, además, realizaremos una comparativa con los modelos más destacados del mercado según su relación calidad-precio.

Cómo elegir una cinta de correr eléctrica

Comprar una cinta de correr eléctrica es una decisión que depende de muchos factores. Vamos a verlos:

  • La potencia del motor. Será, fundamentalmente, lo que determine la velocidad máxima que sea capaz de alcanzar la cinta y su capacidad para soportar el peso del usuario. Aunque, respecto a esto último, influye también la calidad de los materiales.
  • La velocidad máxima. Una persona sedentaria que está incorporando en su vida diaria el hábito de caminar o trotar puede tener suficiente con entre 8 y 10 km/h. Sin embargo, un runner con experiencia necesitará mucho más. De hecho, si va a realizar entrenamientos con series, precisará una cinta que alcance, al menos, los 20 km/h.
  • La inclinación. Subir cuestas es parte del entrenamiento de cualquier aficionado a correr. Esta característica permite seleccionar pendientes hasta un porcentaje determinado. Generalmente, de entre un 5 % y un 8 %.
  • El monitor. Como mínimo, ha de mostrar los datos correspondientes a la velocidad actual, la velocidad media, la cadencia y la distancia recorrida. Además, debe brindar un acceso sencillo a las opciones de configuración. Las mejores cintas de correr del mercado incluyen pantallas de televisión para ofrecer más opciones de entretenimiento durante la carrera.
  • La superficie de carrera. Debe ser suficiente para abarcar la longitud de zancada del usuario. En torno a 1,2 metros es una cifra adecuada para quienes tienen una buena técnica. Además, es recomendable que posea un buen sistema de amortiguación. Así prevendrá lesiones en las articulaciones por culpa de los impactos generados en cada pisada.
  • Resistencia. Cada cinta de correr soporta una cantidad determinada de kilos. Debemos asegurarnos de que la elegida aguanta el nuestro.
  • Los extras. Sensores de frecuencia cardíaca, botón de parada de emergencia, programas de entrenamiento predefinidos, conectividad WiFi... Todas ellas son características muy útiles al entrenar pero que, obviamente, elevan el precio.

Características de las cintas de correr plegables

A simple vista, las cintas de correr plegables y las eléctricas sólo se diferencian en el tamaño y en el sistema de plegado. Este último permite que ocupen menos espacio y que se puedan almacenar para no ocupar un espacio importante dentro de casa.

Foto: Las cintas de correr para hacer ejercicio sin moverte de casa (Ryan de Hammer para Unsplash)

Sin embargo, las cintas de correr plegables ofrecen menos prestaciones que las fijas. Cuentan, por razones obvias, con motores más pequeños y de menor potencia, así como con materiales de fabricación más ligeros. Esto hace que soporten menos peso y que alcancen velocidades mucho más bajas. También disponen de monitores mucho más simples.

Las cintas de correr plegables están diseñadas para usuarios con un nivel más bajo

Entonces, ¿las cintas plegables para correr son peores que las eléctricas? La respuesta es que no. Lo que pasa es que están diseñadas para usuarios con un nivel más bajo, para quienes tienen problemas de espacio en casa y para aquellos que suelen entrenar en la calle pero que necesitan un dispositivo que usar de forma puntual cuando llueve.

Las mejores cintas de correr baratas

Evidentemente, el precio de las cintas de correr es otro criterio importante a la hora de elegir. Sin embargo, lo que realmente hay que buscar es una buena relación calidad-precio. Esto es exactamente lo que ofrece la Fitfiu MC-200. Su potente motor de 1500 W permite alcanzar hasta 14 km/h. Además, soporta hasta 90 kilos de peso, incluye 12 programas de entrenamiento predefinidos y ofrece una superficie de carrera bastante amplia.

placeholder Fitfiu MC-200
Fitfiu MC-200

Por su parte, quienes buscan un modelo plegable, económico y de calidad deben echar un vistazo al FlyLinkTech Home. Destaca por contar con una pantalla táctil LCD y con un cinturón de seguridad que detiene la máquina si el usuario se retrasa demasiado. Una buena alternativa es la Cecotec RunnerFit Step, que ofrece 3 niveles de inclinación, soporta hasta 120 kg y posee altavoces integrados.

En cambio, esta Moma Bikes llama la atención por su pulsómetro integrado. No olvidemos que la medición del ritmo cardíaco es fundamental para mejorar el rendimiento en carrera y adecuar el nivel de exigencia a las características del corredor. Su potente motor de 1500 W hace el resto.

placeholder Cinta de correr Moma Bikes
Cinta de correr Moma Bikes

Pero, si necesitamos mayor potencia, la Fitfiu MC-500, evolución del modelo de la marca citado anteriormente, es una opción muy recomendable. Alcanza los 2200 W, lo que le permite llegar a los 18 km/h incluso activando cualquiera de sus 3 niveles de inclinación. Sin duda, una cinta de correr recomendada para usuarios experimentados.

Como es obvio, no todos necesitamos (ni podemos) llegar a esos niveles de rendimiento. En este caso, la Prixton Run Fit es más aconsejable. Aguanta hasta 100 kg de peso, equipa un motor de 1000 W y cuenta con soporte para móvil y tablet. Además, posee un mecanismo de plegado muy fácil de usar.

placeholder Prixton Run Fit
Prixton Run Fit

Similares características posee esta Lontek. Sin embargo, resulta bastante más silenciosa gracias a la calidad de su sistema de amortiguación. También posee 12 modos de entrenamiento personalizables y alcanza los 10 km/h.

La cinta de correr RunnerFit Sprint de Cecotec es otro modelo de la marca digno de mención por su fantástica relación calidad-precio. Su pantalla LED de gran tamaño, sus agarres de espuma para mayor confort y su sólida base capaz de soportar a usuarios de hasta 120 kg a 14 km/h son sus principales atractivos. En la misma línea se sitúa esta Gearstone, aunque posee un diseño más compacto y ofrece conectividad inalámbrica Bluetooth para vincularla a un teléfono móvil o tablet.

placeholder Cinta de correr plegable Gearstone
Cinta de correr plegable Gearstone

Muchos no lo saben, pero existen también cintas de correr plegables de gama alta. El mejor ejemplo es la NordicTrack S20. Su motor ofrece 3 CV de potencia y, gracias a la calidad premium de sus materiales, resiste hasta 135 kg de peso. Además, su estructura incorpora unas prácticas ruedas que facilitan su desplazamiento y almacenaje.

Vamos a terminar hablando acerca de esta cinta de correr Sportstech F37, cuyas características la convierten en una de las mejores del mercado, una tope de gama. Por ejemplo, alcanza los 20 km/h de velocidad máxima, incluye altavoces y pulsómetro y dispone de una pantalla grande que se puede vincular a televisores.

placeholder Cinta de correr profesional Sportstech F37
Cinta de correr profesional Sportstech F37

En definitiva, una cinta de correr es una máquina de gimnasio imprescindible para entrenar en casa. Con ella podremos seguir poniéndonos en forma aunque llueva, haga viento o las temperaturas sean bajo cero.

Compras Hogares
El redactor recomienda