Los secretos que esconden los parques temáticos de Disney
  1. Alma, Corazón, Vida
Otro mundo subterráneo

Los secretos que esconden los parques temáticos de Disney

El interior de estos lugares son auténticos universos en todos los sentidos, así que hay muchas cosas que los visitantes suelen pasar por alto

placeholder Foto: Fuente: EFE
Fuente: EFE

En julio de 1955, el mundo animado de Disney se materializó cuando Disneyland abrió sus puertas en Anaheim (Florida). En 1971, la fantasía palpable se expandió cuando se inauguró Disney Orlando. Desde entonces, ha seguido creciendo y creciendo, geográficamente y mentalmente. Los parques temáticos de Disney (después vendrían el de París, el de Tokio y el de Hong Kong) están incrustados en la conciencia como objetivo de todas aquellas personas que crecieron con la cultura del universo de sus personajes. El éxito de los parques de Disney no es, en cualquier caso, accidental. En torno a ellos trabajan miles de personas que se encargan de hacer de la experiencia de los visitantes (pequeños y grandes) un sueño. Así pues, detrás de la magia también hay trabajo, mucho, y negocio. A lo largo de los años, las curiosidades y secretos tras los famosos castillos, y dentro de ellos, se acumulan como lo hace el color de sus atracciones. Estos son algunos de los aspectos de los parques temáticos de Disney que muy poca gente que no trabaje allí conoce:

Ninguna estructura mide más de 61 metros

placeholder Vista aérea de Disney World's Magic Kingdom en Orlando (Florida, Estados Unidos). Fuente: iStock
Vista aérea de Disney World's Magic Kingdom en Orlando (Florida, Estados Unidos). Fuente: iStock

Aunque a los más pequeños puedan parecerles inmensas, ninguna estructura del parque de Disney World en Orlando (Florida) mide más de 61 metros. De hecho, ni las más altas llegan a dicha altura. Y no es una coincidencia. Se trata de una manera de guardar la estética del parque cumpliendo con los protocolos de seguridad en arquitectura, ya que los edificios que superan esa altura deben incorporar a su fachada luces de aviación para avisar a los aviones que sobrevuelan aquel cielo diariamente.

La basura se gestiona bajo el parque

placeholder Fuente: Aanjhan Ranganathan - Flickr
Fuente: Aanjhan Ranganathan - Flickr

Para eliminar la basura que cada día acumulan las miles de personas que lo transitan, en Magic Kingdom Orlando utilizan un sistema de recolección de vacío automatizado (AVAC) que funciona en los vastos servicios subterráneos del parque, sí, túneles subterráneos. Para utilizar el sistema, los trabajadores que lo custodian retiran la basura y la vierten en procesadores especiales. Desde allí, se lleva bajo tierra y se empuja a 60 millas por hora hasta una ubicación central donde se procesa, comprime y transfiere a un vertedero o centro de reciclaje.

¿Un mundo paralelo subterráneo?

placeholder Fuente: Tom Simpson - Flickr
Fuente: Tom Simpson - Flickr

Además del sistema AVAC, los trabajadores de este parque de Disney también albergan una gigantesca red de túneles subterráneos que ayudan a los miembros del enorme equipo a navegar por el parque de manera rápida. Un auténtico mundo subterráneo que pocos conocen, muy distinto al mundo luminoso y colorido sobre el suelo. Aunque, siendo Disney, todo tiene que tener un poquito de color: las paredes de estos túneles están codificadas por colores para que los miembros del elenco puedan saber fácilmente dónde se encuentran. Pero si se desorientan no pasa nada, ya que la mayoría de ellos se desplazan en vehículos que funcionan con baterías, similares a carritos de golf. Además de los trabajadores, los huéspedes de la gira 'Keys to the Kingdom' son los únicos autorizados para conocer a pie los túneles.

Millones de objetos perdidos

Según recoge el portal 'Best Life', la oficina de objetos perdidos del parque recibe cada día, de media, alrededor de 210 pares de gafas de sol. Allí también se acumulan otro tipo de objetos: cerca de 6.000 móviles extraviados, 3.500 cámaras y hasta 18.000 sombreros esperan que sus dueños vuelvan a por ellos cada año.

No encontrarás chicles en Disney World

placeholder Fotograma del corto 'Pluto in Bubble Bee'
Fotograma del corto 'Pluto in Bubble Bee'

Aunque a Pluto le encanten los chicles gigantes, ya sabemos como acaba al intentar masticar uno… Pero no es porque alguien vaya a quedar atrapado en su propio chicle por lo que en Disney World no se venden (de ningún sabor ni tamaño). Se trata de una medida para proteger el parque de la imagen antiestética que estos pueden dejar: cuando pierden el gusto, a menudo se tiran en cualquier parte, y quedan pegados por suelos y paredes, algo que a la organización no le gusta nada. No obstante, no está prohibido llevarlo de casa.

Toneladas de comida constantemente

Cada año, los visitantes de Disney Orlando consumen siete millones de hamburguesas, medio millón de raciones de macarrones con queso, un millón de raciones de sandía y más de 900 kilos de salsa de tomate. Para cocinar tal cantidad de productos y platos el parque emplea a 350 cocineros.

Un castillo de ¿película?

placeholder Fuente: David Jafra - Flickr
Fuente: David Jafra - Flickr

En Disneyland también son muchas las curiosidades que rodean al parque temático francés. Sin ir más lejos: su castillo, inspirado en el de la Bella Durmiente lleva recibiendo visitantes desde 1955. Sin embargo, la versión fílmica de la compañía para este cuento todavía estaba en proceso de producción cuando el parque y su castillo abrieron las puertas. La película no se estrenó hasta enero de 1959.

Algunos seres están escondidos

placeholder Fuente: Disneyland Paris
Fuente: Disneyland Paris

Su origen no es la única curiosidad del castillo rosado de Disneyland París. Sus muros albergan a un distinguido huésped, amigo de Merlín, que representa el animatronic más grande del complejo, con casi 23 metros de largo y cerca de 2.500 kilos de peso, el dragón es uno de los personajes que se esconden (literalmente) en el parque.

Hard rock en Disney

Si te subes a los trenes de la atracción Rock ‘n’ Roller Coaster en Orlando escucharás siempre la música de Aerosmith (así la atracción se vuelve un templo para los fans de la banda) pues suena una canción diferente en cada trayecto. Eso sí, si decides montarte varias veces que sea porque tu estómago tiene aguante.

Un parque con banda sonora incorporada

Disneyland París es un micromundo (macro en muchos sentidos) en el que nada está colocado al azar. Así que, desde el momento en que atraviesas sus puertas debes abrir mucho todos los sentidos: si descuelgas el teléfono antiguo que hay en la tienda New Century Notions, podrás escuchar conversaciones entre los lugareños del pueblo fantasía; si pasas por la gran tumba de mármol del cementerio adyacente a la atracción Frontierland Haunted Manor, escucharás latidos cardiacos; si te acercas a las armaduras del castillo, donde duermen los soldados, notarás que roncan... Como te habrás dado cuenta, el parque entero posee su propia banda sonora.

Una atracción de oro

placeholder Fuente: Paris Disney Hotels
Fuente: Paris Disney Hotels

En el mítico tiovivo Le Carrousel de Lancelot, que preside el comienzo de Disneyland París, los 16 caballos que lo componen están pintados con pintura de oro de 24 quilates. Algunos de los caballos están además tallados por auténticos artesanos, según asegura la propia web del parque. Es el carrusel con más caballos de todos los parques de Disney.

De Viaje a la luna a la Guerra de las Galaxias

placeholder Fotograma de la película 'Voyage dans la lune'
Fotograma de la película 'Voyage dans la lune'

La versión francesa de la famosa atracción Space Mountain se llama Hyperspace Mountain y está ambientada en Star Wars. Aunque en un primer momento, y debido a su localización, estuvo ambientada en la película de Melies ‘Viaje a la Luna’. Esta versión de la atracción cerró en 2005 para su remodelación al universo de la serie de películas de George Lucas. ¿Por cuál te decantas?

Hábitat natural de seres animados y animales

Otro dato curioso es que en el parque viven un montón de animales y hay un departamento específico que se encarga de su cuidado, al igual que el cuidado y mantenimiento de la vegetación. En el parque hay 450 especies diferentes de plantas y tiene unos 35 000 árboles. Disneyland París es el jardín más grande de Europa con 35.000 árboles, 310.250 arbustos, 964.360 metros cuadrados de césped y 5.400 de camas florales.

Ojo también en los bares del parque parisino

Ningún bar ni restaurante de este parque permite a sus comensales rellenar sus vasos de bebida, sea la que sea, en ninguno de los establecimientos. No es porque sean tacaños, es porque la ley francesa de control de consumo de azúcar lo prohíbe. Aunque eso sí, Disneyland París es de los pocos parques que sirve bebidas alcohólicas.

Disney+ Curiosidades
El redactor recomienda