Gana la lotería y no se gastará ni un céntimo por una buena causa
  1. Alma, Corazón, Vida
A MEDIAS CON SU HIJA

Gana la lotería y no se gastará ni un céntimo por una buena causa

Un padre estalla de alegría al conocer la noticia de que había ganado un gran premio, pero después se lo piensa mejor y toma una decisión poco habitual

placeholder Foto: Piensan utilizar el dinero del premio con cabeza (iStock)
Piensan utilizar el dinero del premio con cabeza (iStock)

Los juegos de rasca y gana son cada vez más populares en España, pero lo cierto es que en otros países llevan tiempo siendo uno de los juegos de azar más vendidos. La mayor diferencia es que los premios son mucho más altos en otros países, sobre todo en Estados Unidos, aunque también el precio de esos boletos de lotería es mucho más caro.

En Norteamérica, por ejemplo, es fácil encontrar boletos de rasca y gana que cuestan 20 o incluso 30 dólares cada uno (entre 16 y 25 euros). Pero, a cambio, prometen premios muy importantes que pueden llegar a ser de varios millones de dólares y que cambian la vida de las personas en un abrir y cerrar de ojos: solo hay que rascar y ganar.

Foto: Fuente: iStock

Eso es lo que debió pensar Frankis Christurasa cuando decidió invertir en uno de estos boletos. Este hombre vive en la Columbia Británica, la región más occidental de Canadá, y se ha convertido en uno de los últimos ganadores de la lotería de su país. Pero, sobre todo, ha sorprendido lo que piensa hacer con el dinero en los próximos años.

No es hombre de lujos

Normalmente, las personas que juegan a la lotería lo hacen soñando con ganar un gran premio que les permita llevar una vida de lujo a partir de ese momento. Restaurantes con estrella Michelín, coches deportivos, viajes a los lugares más exóticos, hoteles paradisiacos o casas enormes suele ser lo primero en lo que piensan los nuevos ganadores.

Frankis Christurasa y su hija no piensan malgastar el dinero del premio

Pero hay otras personas que se conforman con premios mucho más modestos y que, como se suele escuchar en nuestro país con el sorteo de la Lotería de Navidad, "sirven para tapar agujeros". Pues el caso de Frankis Christurasa no es ni uno ni otro: no piensa darse lujos ni tapar agujeros. Ha ganado la lotería, pero invertirá ese dinero en algo muy especial.

Frankis Christurasa y su hija, Pirashalini Firangs, compraron un boleto de rasca y gana del juego 'Super Money Multiplier' en una tienda de su ciudad, Vancouver. La joven lo rascó sin mucho optimismo, pero cuando vio que había tres símbolos iguales en su billete, se dio cuenta de que habían ganado un premio. Ahora tenían que saber de qué se trataba.

placeholder Frankis Christurasa y su hija Pirashalini se repartirán 85.000 euros (BCLC)
Frankis Christurasa y su hija Pirashalini se repartirán 85.000 euros (BCLC)

Fue Pirashalini quien lo hizo, tal y como ha contado a CTV News: "Rasqué el boleto y vi que había tres símbolos iguales, así que lo revisé en mi teléfono. En ese momento me temblaban las manos". El susto llegó cuando escaneó el billete y se dio cuenta de que estaba premiado con 125.000 dólares canadienses, el equivalente a unos 85.000 euros al cambio.

No gastará ni un euro

Pirashalini estaba sola en casa, por lo que empezó a gritar de felicidad. Sin embargo, mantuvo la tranquilidad y no llamó a su padre al trabajo, sino que esperó a que llegara para darle la noticia. Sin duda, la espera mereció la pena. Frankis Christurasa reconoce que "mi corazón estaba acelerado... ¡Oh, Dios mío, la sensación es demasiado!"

Foto: La ganadora del premio no puede dejar de reír (iStock)

Como padre e hija habían comprado el billete juntos, decidieron que iban a compartir el premio. El reparto significa que tienen más de 40.000 euros para cada uno, pero desde el primer momento Frankis Christurasa tenía claro que ese dinero no será para disfrutarlo él. Quiere utilizar ese golpe de suerte para algo mucho más importante.

El padre reconoció que piensa destinar toda la mitad de su dinero a financiar la educación universitaria de sus hijos. Una bonita decisión que significa que sus hijos podrán estudiar cuando acaben el instituto y formarse en aquello en lo que quieren trabajar cuando sean mayores. Él tiene claro que es el mejor regalo que puede hacer a su familia.

Piensa destinar la mitad del premio a financiar la educación universitaria de sus hijos

Con la mitad del premio de Pirashalini, por su parte, no está claro qué pasará. La joven no dio pistas sobre lo que piensa hacer con el dinero, pero conociendo la educación que ha dado su padre a esa familia, parece evidente que no lo malgastará. Seguro que encuentra el destino apropiado para un premio caído del cielo y que ayudará mucho a su familia.

Lotería Juegos de azar Sorteo
El redactor recomienda