Roba un coche en un concesionario y se lleva al vendedor colgado del capó
  1. Alma, Corazón, Vida
EN CANADÁ

Roba un coche en un concesionario y se lleva al vendedor colgado del capó

Un ladrón arrastró casi un kilómetro al comercial que estaba tratando de venderle el vehículo después de que éste saltara sobre el capó del coche

Foto: El vendedor tuvo que saltar sobre el capó para no ser atropellado (YouTube)
El vendedor tuvo que saltar sobre el capó para no ser atropellado (YouTube)

Moe Al-Kaissy es un joven de 23 años que trabaja en un concesionario de coches de segunda mano en la ciudad canadiense de London, en la región de Ontario. El pasado 3 de marzo recibió la visita de dos clientes que se mostraron interesados en un BMW que había en la exposición. Sin embargo, cuando fue a enseñárselo, no esperaba estar ante el momento más aterrador de su vida.

El vendedor llevó el coche hasta la puerta y, después, utilizó el mando a distancia para encender el motor, quedándose a unos metros de distancia. En ese momento, uno de los dos clientes se retiró hacia el interior del concesionario para hacer una llamada de teléfono, pero el otro aprovechó para correr hacia el vehículo, sentarse en el asiento del conductor y acelerar a fondo.

Tal y como se puede ver en los vídeos grabados por las cámaras de seguridad, el comercial tuvo que saltar sobre el coche para no ser arrollado. Sin embargo, eso no evitó que el ladrón dejara de acelerar y, de hecho, se llevó al vendedor agarrado al capó durante casi un kilómetro, poniendo su vida seriamente en riesgo.

Salvó la vida de milagro

En las imágenes de la CBC también se puede ver cómo el segundo cliente abandona el concesionario detrás del coche robado a los mandos de un Audi blanco. Después de ir cientos de metros a casi 100 kilómetros por hora, el vendedor tuvo la oportunidad de saltar cuando el ladrón redujo la velocidad para tomar una curva. En ese momento, tuvo que evitar que el resto de coches que circulaban por una concurrida avenida le atropellara.

El ladrón se llevó al vendedor agarrado al capó durante un kilómetro a 100 kms/hora

Cuando Moe Al-Kaissy pudo ponerse en pie, vio llegar al Audi del segundo implicado y trató de detenerlo, pero este hizo caso omiso y aceleró, pasando a escasos centímetros del vendedor, que no fue atropellado de milagro. Ahora, con la tranquilidad de ver lo sucedido por televisión, da gracias de que todo se resolviera con un robo y que no sufriera daños personales.

La policía busca ahora a los ladrones, que aún no han sido identificados. Mientras, Mustafa, el dueño del concesionario y hermano del vendedor, reconoce que "Moe está en estado de shock. Lo último que esperas cuando estás enseñando un coche es que alguien te atropelle. ¿Qué tipo de persona es esta? Claramente no tiene respeto por la vida humana ni por nada a su alrededor".

Coches Ladrón Robos Canadá
El redactor recomienda