El Señor Patata cambia su identidad: Hasbro prepara un muñeco con género neutro
  1. Alma, Corazón, Vida
Productos que favorecen la fluidez

El Señor Patata cambia su identidad: Hasbro prepara un muñeco con género neutro

Esta actualización, que resultaría impensable hace 70 años, se trata de una arriesgada propuesta de diseño que se aleja del modelo de familia tradicional

placeholder Foto: Cabeza de Patata, el nuevo juguete de Hasbro con género neutro
Cabeza de Patata, el nuevo juguete de Hasbro con género neutro

La marca de juguetes ha retirado el título honorífico de "Señor" al emblemático muñeco que vio la luz en 1952, para que así pueda abrazar su nueva identidad de género neutro que comienza con el cambio de nombre a Cabeza de Patata. Esta iniciativa de Hasbro se suma a la de otras corporaciones que han modificado los productos que seguían el binomio femenino y masculino, en favor de algo más "fluido".

Esta actualización, que resultaría impensable hace 70 años, se trata de una arriesgada propuesta de diseño que se aleja de las reglas de género y que podría generar rechazo por parte de las familias tradicionales que compran productos de Hasbro, tal y como señalan investigadores de la marca. Sin embargo, esta innovación es un pequeño paso para que los más jóvenes puedan crear mientras juegan lazos entre personas del mismo sexo u hogares monoparentales.

Foto: Irene Montero, a su llegada a la Comisión de Igualdad del Congreso. (EFE)

Y es que, en declaraciones de Kimberly Boyd, vicepresidenta y directora general de Hasbro, a Fast Company, "a los niños les gusta llevar la misma ropa que sus juguetes favoritos y recrean escenarios cotidianos que luego aplican en su propia vida", con lo que "aprenden el significado de una familia".

Proyectar ideas en el juguete

Hasbro ha contado históricamente con un Señor y una Señora Patata que, además de criar a sus propios hijos, disponen de complementos diferenciados en función del género. Aunque no hace mucho la compañía celebró el 60 aniversario de bodas de la pareja, ya en 2020 quiso alejarse de la estructura familiar tradicional. "La cultura ha evolucionado", recuerda Boyd. "Los niños deben ser capaces de ver su propia experiencia representada. El hecho de que haya un Señor y una Señora Patata limita en lo que a identidad de género y estructura familiar se refiere".

Es por ello por lo que la marca ha decidido cambiar el título honorífico de "Señor" en favor del género neutro. Esto implica que los juguetes de Cabeza de Patata carecerán de una identidad de género que permitirá a los niños hacer lo que les resulte más natural: que una niña juegue a ser un padre que usa pantalones o que un niño utilice pendientes. De este modo, Hasbro propone una variedad de productos que fomenten que los pequeños de la casa proyecten sus propias ideas de género, sexualidad y familia en el juguete.

Que haya un Señor y una Señora Patata limita el género y la estructura familiar

Esta política de diversidad no es algo común en las fabricantes de productos de entretenimiento. Sí es cierto que hay marcas como Mattel que han trabajado para adaptarse a los tiempos a partir del desarrollo de muñecas Barbie con cuerpos que difieren del patrón de belleza femenino, por ejemplo. A pesar de estos esfuerzos, de momento hay pocos productos que se hayan saltado las reglas de género o sexualidad, y en cine y televisión siguen viéndose las historias de princesas que acaban casándose con príncipes.

Juguetes Diversidad Familia
El redactor recomienda