Cómo evitar que se congelen las tuberías: la solución a las bajas temperaturas
  1. Alma, Corazón, Vida
recomendaciones ante las heladas

Cómo evitar que se congelen las tuberías: la solución a las bajas temperaturas

Tras una segunda madrugada de temperaturas mínimas, contadores e instalaciones de agua se pueden resentir ante la ola de frío y provocar cortes de suministro, por lo que se aconseja seguir estas recomendaciones

placeholder Foto: Consejos y recomendaciones para evitar que se congelen las tuberías. (iStock)
Consejos y recomendaciones para evitar que se congelen las tuberías. (iStock)

A las dificultades por conseguir algunos alimentos en supermercados de las comunidades más afectadas por la nieve que ha dejado a su paso la borrasca Filomena y los problemas para dejar limpios los vehículos aparcados en plena calle, se unen los cortes de agua o electricidad en muchas zonas tras la segunda madrugada con temperaturas gélidas, que en sus registros más fríos han alcanzado hasta los -25,4 grados en el municipio de Bello, en Teruel, o los -16,2 grados en Salvacañete (Cuenca), de acuerdo con las cifras que ha aportado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET). Eso explica que en Molina de Aragón (Guadalajara) o Calatayud (Zaragoza), entre otras muchas localidades, se hayan producido incidencias en el suministro del agua al congelarse las tuberías, lo que impide el correcto paso del agua y puede incluso llegar a provocar la rotura de alguna arteria de la instalación.

Desde el sábado, 9 de enero, cuando persistió la copiosa nevada que colapsó autonomías como la de Madrid, ya se registraron en numerosos domicilios cortes de agua, luz o calefacción debido al temporal originado por la borrasca Filomena, antesala de la primera ola de frío que se registrará en 2021. Solo el sábado, en Madrid, se atendieron 940 incidencias por congelación en contadores de agua en domicilios ante las inclemencias meteorológicas que han hecho caer los termómetros. En esta coyuntura, las autoridades siguen pidiendo a la población que solo salgan de casa si es necesario y que extremen la precaución en las aceras, aún cubiertas de nieve que se ha transformado ahora en placas de hielo, para evitar caídas y no colapsar con ello los servicios de Urgencias de traumatología.

En este sentido, desde el Ayuntamiento de Madrid, se recomienda que, ante la posibilidad de que se produzcan cortes en los suministros de electricidad o agua, no se utilicen los ascensores, se mantenga el móvil cargado en todo momento y se disponga de algún recipiente de reserva de agua. Además, se aconseja que se mantenga la temperatura interior de la vivienda bajando, por ejemplo, las persianas y que se mantengan encendidos mientras duren las temperaturas por debajo de cero grados "los sistemas centrales de calefacción, sin apagarlos en horario nocturno, regulándolos por la noche en régimen reducido o de mantenimiento".

Para el mantenimiento de las tuberías y evitar que estas se congelen, el Canal de Isabel II ha recopilado en una nota informativa publicada en su sitio web una serie de pautas para evitar que las instalaciones de agua de los edificios se vean afectadas por las heladas. Para sortear averías y roturas, lo primero que se debe hacer en cada edificio, finca o urbanización es revisar la puerta del armario donde se encuentre el contador para verificar que está bien cerrada. Se puede proteger del frío el contador envolviéndolo en materiales que impidan que se enfríe demasiado. Entre los que se pueden emplear para ello, el Canal de Isabel II menciona tejidos aislantes como "la lana o la fibra de vidrio" o papel de periódico arrugado, otra "buena opción" si no se dispone de los otros elementos.

También es aconsejable cubrir las tuberías que rodean el contador con espuma de poliuretano, porexpán u otro material aislante para rehuir posibles problemas ante la ola de frío. En el caso de que se haya producido la congelación de las tuberías y no se cuente con suministro de agua, no se debe forzar la llave de paso: la solución para este problema pasa por aplicar sobre la llave, con precaución, calor seco de forma indirecta. No obstante, de no conseguir revertir la situación, los usuarios de Canal de Isabel II pueden ponerse en contacto con la empresa pública a través del teléfono gratuito 900 365 365 para comunicar incidencias, ya que la compañía cuenta con brigadas de reparación que pueden solventar averías.

Por último, aunque durante la situación excepcional que ha creado la borrasca Filomena es menos probable que se dé un caso similar, se recomienda, en caso de que se esté fuera del domicilio durante un periodo de tiempo prolongado, que se cierre la llave de entrada de agua y se vacíe la instalación interior para evitar que, al no correr el agua por la instalación, se produzca una rotura.

Ola de frío
El redactor recomienda