¿Por qué los holandeses son mucho más altos que nosotros? (No siempre fue así)
  1. Alma, Corazón, Vida
(y nosotros no)

¿Por qué los holandeses son mucho más altos que nosotros? (No siempre fue así)

No siempre ha sido así. Una revisión de los registros militares holandeses descubrió que en el siglo XIX los hombres se encontraban entre las personas más bajas de Europa

Foto: Fuente: iStock.
Fuente: iStock.

¿Es un estereotipo decir que los italianos son mujeriegos, los ingleses solo hablan sobre el tiempo y los franceses pasean por París con boina, camiseta de rayas y una baguette bajo el brazo? Quizá un poco, pero al fin y al cabo los estereotipos se basan en realidades. E igual que los anteriormente señalados, también solemos pensar en los holandeses como personas altas y estilizadas, por regla general. Aunque solo si nos paseamos por Ámsterdam una mañana podremos comprobar realmente si eso es cierto.

Basándonos en estadísticas: la altura media es 1,84 para ellos y 1,71 para ellas. En el caso español, los hombres se sitúan en el número 41 del ránking mundial, con una altura media de 177 centímetros, mientras que las mujeres están en el puesto 44, con una altura media de 163 centímetros. Hay una diferencia considerable, desde luego, por lo que el estereotipo no es tal, sino que se cumple.

En 1860, los militares holandeses medían unos 165 cm de altura. Desde entonces, la altura media de los ciudadanos se ha disparado 20 centímetros

Vayamos un poco más allá: Holanda es la nación con gente más alta de la Tierra, por si pensabas en suecos, alemanes u otros vecinos europeos. Sin embargo, no siempre fue así. Una revisión de los registros militares holandeses para un estudio publicado por la Royal Society of London descubrió que a mediados del siglo XIX, los hombres en los Países Bajos se encontraban entre las personas más bajas de Europa.

En 1860, los militares holandeses medían unos 165 cm de altura”, explica en 'BBC' la profesora Louise Barrett de la Universidad de Lethbridge, Canadá, que formó parte del estudio. "En ese momento, los hombres en los EEUU eran alrededor de cinco cm más altos". Desde entonces, sin embargo, las cosas han cambiado mucho y la altura de los holandeses se ha disparado 20 centímetros frente a los estadounidenses, que solo han crecido unos seis. La profesora cree que se trata de un cambio demasiado acelerado para que sea de cuestión genética.

Foto: Fuente: iStock

El crecimiento es un proceso biológico determinado por los genes, sin duda, pero modulado por el ambiente, en el que influyen la alimentación, el ejercicio físico, las horas de sueño o las enfermedades. Y este ambiente tendría mucho que ver en el aumento de altura de los holandeses, pues tienen según Barrett tienen un gran sistema de salud, bajos niveles de desigualdad en los ingresos y un excelente sistema de bienestar social. El consumo de lácteos por supuesto también tiene mucho que decir al respecto.

Históricamente, los agricultores holandeses han recurrido más a las vacas que al trigo, y de hecho cerca de Rotterdam (a 40 kilómetros al noroeste aproximados) existe un llamado 'valle del queso'. Además, se mantienen como uno de los mayores consumidores de leche en todo el mundo. Lo que no beben lo convierten en quesos como Gouda y Edam.

Los países industrializados suelen ser más altos que aquellos que están en vías de desarrollo. Un ejemplo claro es Corea: en el norte, miden entre tres y ocho centímetros menos que en el sur

Por ahora a nosotros nos queda un camino por recorrer para poder llegar al nivel de los holandeses, pero que no cunda el pánico. En lo referente a la alimentación, el Calcio, fósforo y hierro son aliados en esta peculiar batalla. Por otra parte, nuestra altura se ha incrementado en los últimos siglos, y parece que los países industrializados suelen ser más altos que aquellos que están en vías de desarrollo, un ejemplo claro es Corea: en el norte, miden entre tres y ocho cms menos que en el sur.

En general, la altura se considera un rasgo envidiable, y un estudio realizado en 2004 descubrió que una persona podía llegar a ganar 789 dólares más por cada 2,5 cms adicionales que tuviera sobre la estatura promedio. Aunque no todo es positivo, los altos también tienen más propensión a sufrir de ciertas enfermedades. Sea como fuere, en las condiciones óptimas, todos podemos aspirar a medir igual que los holandeses. Esperemos un poco.

Curiosidades Historia
El redactor recomienda