Boeing convierte sus aviones en muebles de lujo
  1. Alma, Corazón, Vida
UN ASIENTO DE UN CAZA EYECTABLE PARA CASA

Boeing convierte sus aviones en muebles de lujo

Fue el asiento del caza más veloz de la aviación americana durante décadas y ahora tiene un nuevo objetivo: atraer a los 'gamers' más pudientes

placeholder Foto: El asiento de un caza que podía duplicar la velocidad del sonido  (Foto: Boeing Store)
El asiento de un caza que podía duplicar la velocidad del sonido (Foto: Boeing Store)

Boeing diversifica el negocio ante uno de los años más terribles para la industria de la aviación. Los vuelos comerciales han caído en picado. Es necesario buscar cualquier beneficio extra. La compañía ha puesto a la venta en su web una insólita colección de muebles de lujo realizada a partir de piezas de aviones. Sus precios se mueven de 5.500 a 19.500 dólares (de 4.300 a 16.000 euros)

El objeto más caro es el asiento con función de eyección del avión de combate McDonnell F-4 Phantom II. Este caza estuvo operativo entre 1969 y 1973 y podía duplicar la velocidad del sonido. Ahora se ha restaurado como silla 'gamer' y el fabricante deja bien claro en su web que estos objetos han perdido su función original: "Este artefacto se vende 'tal cual' sin garantía de que las piezas mantengan su función original. No es para uso en vuelo".

placeholder Rotores de avión convertidos en mesa (Foto: Boing Store)
Rotores de avión convertidos en mesa (Foto: Boing Store)

También han usado hélices de un motor Pratt&Whitney JT8D para convertirla en una mesa de vinos para "llevar el servicio de bebidas a un nuevo nivel". Las palas giratorias del rotor se han reformado para que puedan sostener 12 botellas de vino estándar bajo la mesa de cristal pulido.

Muebles de altos vuelos

Las compañías aéreas quieren "explotar" la añoranza por los vuelos y los viajes. El pasado 22 de julio fue el último vuelo de los modelos Boeing 747 de Qantas entre Sydney y Los Ángeles y la compañía australiana quiso "brindar" por los servicios del que denominaban su "reina de los cielos": vendieron todos sus carritos de bebidas en apenas unos minutos. Cada carro costaba 800 euros.

Lufthansa también se ha lanzado a la venta de muebles. Ha creado Upcycling 2.0, una colección de objetos reciclados a partir del recientemente “jubilado” Airbus A320, el “Papá Alpha”, según explican en su web: "Cada pieza tiene una historia que contar, ha volado decenas de miles de kilómetros y ha pasado por tormentas, relámpagos y granizo”.

Son más asequibles que los modelos de Boeing. En Upcycling 2.0 encontrarás objetos desde los 20 euros hasta más de 3.000 para piezas grandes, como una barra de bar hecha con una de las puertas del avión.

Decoración Lujo Viajar en avión
El redactor recomienda