Es noticia
Menú
Cómo ahorrar en las celebraciones navideñas y no desperdiciar la comida
  1. Alma, Corazón, Vida
TRUCOS ÚTILES

Cómo ahorrar en las celebraciones navideñas y no desperdiciar la comida

Aunque este año las navidades serán un poco más diferentes y grises, también hay una buena noticia, y es que no gastaremos tanto dinero. Aprovecha, pues, para ahorrar

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Este año no cabe de duda de que será una Navidad muy diferente. Muchas personas se han dado cuenta de que es tiempo de priorizar la salud a la fiesta, y para ello es necesario minimizar al máximo los viajes y reuniones sociales para que así no venga una nueva ola de contagios a principios de enero. Va a ser duro pero si realmente queremos a nuestros amigos y familiares el mejor regalo que les podemos dar es llegar al 2021 sin estar infectados por el coronavirus.

Evidentemente, las expectativas sobre cómo despediremos el año son bastante malas, si tenemos en cuenta cómo ha cambiado nuestra vida en tan solo doce meses y que muchos pasarán estas próximas semanas aislados de sus seres queridos. Pero si hay algo de lo que podemos estar seguros es que, si nos organizamos bien, estas navidades pueden servirnos para ahorrar más dinero que las pasadas.

Lo primero que hay que hacer es establecer un presupuesto fijo y, para ello, deberemos planificar los menús que vamos a preparar

Al no haber tantas celebraciones sociales ni que cocinar para tanta gente, es posible que nuestro bolsillo acabe notando un gasto inferior al de otros años. ¿Quieres aprovechar al máximo este tiempo que se avecina para ahorrar en tus compras para las comidas y cenas navideñas? El diario británico 'The Guardian' ha elaborado una guía para gastar lo mínimo posible y a la vez evitar desperdiciar comida, un fenómeno que lamentablemente siempre acaba ocurriendo en estas fechas festivas al haber tanta comida para tantos comensales.

Paso a paso

Lo primero que hay que hacer es establecer un presupuesto fijo y, para ello, deberemos planificar los menús que vamos a preparar. En este sentido, hay que saber con antelación para cuántas personas vamos a cocinar y si estas tienen alguna preferencia, alergia alimentaria o si llevan una dieta omnívora. Los modos de alimentación vegetarianos se han hecho muy populares en estos últimos años, de ahí que haya que preguntar primero si la persona que vamos a traer a casa tolera cualquier tipo de comida.

Adquiere los víveres que vayas a preparar en distintos comercios locales y no aglutines tus compras en un solo gran supermercado

En segundo lugar, una vez hayamos establecido el menú que vamos a ofrecer, será comprar con antelación. Además, este año no podremos consentir las típicas aglomeraciones de gente en los supermercados horas antes de Nochebuena o Nochevieja. Cuanto menos tiempo se salga o se pase en centros repletos de gente, mejor. Por ello, procura comprar todos los ingredientes de una sola vez y evita ir a cuentagotas al supermercado. Contamos con el beneficio de poder congelar los alimentos para que así estén frescos el día en el que vayamos a cocinarlos.

Otra de las oportunidades que se presentan este año es, al tener menos invitados en la mesa, aprovechar para comprar productos de más calidad, reduciendo la cantidad. Es decir, el dinero que normalmente gastábamos en un festín copioso pensado para muchos invitados, ahora lo podemos invertir en comprar mucha menos cantidad de comida pero de mejor calidad. De este modo lo pasaremos peor al no reunir a tanta gente, pero comeremos mejor. Al final, tan solo basta con saber ver los puntos positivos de estas navidades tan raras. Y este es uno de ellos.

Foto: Foto: iStock

Por otro lado, este año más que nunca, debemos apoyar el comercio local más próximo a nuestra casa, ya que los pequeños negocios han sido uno de los ámbitos económicos que más han sufrido esta crisis. Adquiere los víveres que vayas a preparar en distintos puntos y no aglutines tus compras en un gran supermercado. Apuesta por las tiendas especializadas: carnicerías, panaderías, pescaderías... no solo el producto tiende a ser de mejor calidad, sino que muchas veces también sale más económico.

Para desperdiciar el mínimo número de alimentos, deberemos hacer uso del congelador. Aunque hay platos que pueden verse dañados en textura y sabor si los congelamos, como por ejemplo la pasta o el arroz, otros como los guisos y sopas conservan a la perfección cada una de sus cualidades. Además, podemos usar este electrodoméstico para adelantar nuestras recetas y así no andar agobiados los días antes de la cena o comida de Navidad.

Ante todo, ser solidarios

Otro consejo para no desperdiciar la menor comida posible pasa por ser solidarios y donar todo aquello que nos vaya a sobrar o los productos que hemos comprado pero estamos seguros de que no vamos a usar. En Navidad más que nunca hay que fomentar todas estas acciones para que personas que no cuenten con el mismo nivel de recursos que nosotros también puedan disfrutar de las fiestas en la medida de lo posible, y más después del año tan duro que hemos pasado. Incluso, deberíamos pasarnos por nuestro banco de alimentos más cercano para así entre todos colaborar y que nadie se quede sin cenar un plato caliente. Por ello, antes de tirar aquellos alimentos excedentes a la basura, piensa mejor en las personas que lo necesitan.

Este año no cabe de duda de que será una Navidad muy diferente. Muchas personas se han dado cuenta de que es tiempo de priorizar la salud a la fiesta, y para ello es necesario minimizar al máximo los viajes y reuniones sociales para que así no venga una nueva ola de contagios a principios de enero. Va a ser duro pero si realmente queremos a nuestros amigos y familiares el mejor regalo que les podemos dar es llegar al 2021 sin estar infectados por el coronavirus.

El redactor recomienda