La flor de Pascua es tóxica para los gatos
  1. Alma, Corazón, Vida
TAMBIÉN ES PELIGROSO PARA LOS PERROS

La flor de Pascua es tóxica para los gatos

Esta colorida planta es uno de los adornos navideños más tradicionales, pero también más peligrosas para las mascotas. No es la única sustancia tóxica que les trae la Navidad

placeholder Foto: Si tienes mascotas, mejor no pongas el árbol (Foto: Reuters)
Si tienes mascotas, mejor no pongas el árbol (Foto: Reuters)

Los gatos son particularmente sensibles a la Poisentia, más conocida como flor de Pascua. El líquido lechoso que contiene su interior puede ser venenoso en caso de ser ingerido y el contacto directo con sus hojas puede provocar irritaciones, ampollas o conjuntivitis en las mascotas (también les ocurre a los perros, pero en menor medida).

No todos los gatos reaccionan de la misma manera y con la misma intensidad ante una intoxicación por ingesta de plantas tóxicas, comentan en Cosasdegatos. Los síntomas pueden variar y podemos encontrarnos ante una respiración con dificultad, variación del ritmo cardiaco, dificultad para tragar, vómitos severos, diarrea o inflamación y escozor de la piel.

Foto: (Foto: Pixabay)

El muérdago también es mala opción. Sus pequeñas bayas contienen un líquido traslúcido denominado viscotoxina, que también resulta tóxico para los gatos. Si el animal las ingiere, puede sufrir incluso un colapso. No acaba aquí la lista de peligros que la Navidad trae para los felinos. El acebo, que también se usa frecuentemente para decorar, puede provocarles vómitos y diarrea. Y hay muchas más: los veterinarios han registrado más de 40 plantas venenosas para los gatos, entre las que encontramos algunas tan frecuentes en las casas como la hiedra, la hortensia, el laurel, el narciso o el tulipán.

S.O.S: el árbol de Navidad

El árbol de Navidad es peligroso tanto para gatos como para perros. Si se usa un abeto, hay que tener en cuenta que sus hojas afiladas podrían provocarles una perforación de estómago si se las tragan, igual que si ingieren alguna figurita. Las luces también suponen un riesgo, ya que pueden morder los cables y sufrir una descarga eléctrica.

placeholder La Navidad es, sin duda, una mala época para los gatos
La Navidad es, sin duda, una mala época para los gatos

Según destacan en Wamiz, los gatos son curiosos por naturaleza e intentarán explorar toda la decoración nueva de la mejor forma que saben: llevándosela a la boca. Incluso la savia del árbol es mala para los animales. Hay que tener precaución de que no se beban el agua que se acumula en el tiesto.

Por último, cuidado con las bandejas de turrón. Todos los productos que contengan chocolate son muy dañinos tanto para perros como gatos. La teobromina que contienen pueden provocarles serios problemas gastrointestinales.

Decoración Mascotas Perro Intoxicación alimentaria
El redactor recomienda