Cómo adelgazar 50 kilos estableciendo pequeñas metas en el día a día
  1. Alma, Corazón, Vida
EL DEPORTE ES FUNDAMENTAL

Cómo adelgazar 50 kilos estableciendo pequeñas metas en el día a día

Un profesor explica cómo una ruta de senderismo con su madre, 30 años mayor, le marcó para todas su vida y le llevó a plantearse un día a día muy diferente al que llevaba

placeholder Foto: Correr fue la salida natural para Drew, que adelgazó 50 kilos (Pixabay)
Correr fue la salida natural para Drew, que adelgazó 50 kilos (Pixabay)

Drew Hess tiene 42 años, trabaja como profesor y vive en el estado norteamericano de New Jersey. Su vida hoy en día poco tiene que ver con el calvario que atravesó en las últimas dos décadas por culpa de su sobrepeso. Sin embargo, fue capaz de adelgazar 50 kilos y lo consiguió marcándose pequeñas metas en su día a día hasta que logró su objetivo.

Este profesor ha contado a Runner's World que sus problemas con la báscula comenzaron cuando terminó la universidad. A los 25 años no era capaz de encontrar trabajo con su licenciatura en literatura inglesa, por lo que tenía demasiado tiempo libre que le llevó a comer y beber mucho más de lo aconsejable. Así fue cogiendo peso hasta que superó los 125 kilos.

Foto: Fuente: iStock

Su vida cambió tras cumplir los 30, el día que salió con su madre a hacer deporte. Aunque ella tiene 30 años más que él, le dejó sin fuelle cuando se fueron a hacer senderismo y eso le dejó hundido. En ese mismo momento decidió adelgazar y poner todos los medios que fueran necesarios para no tener que volver a pasar por una situación similar.

Pequeñas metas

Por aquel entonces, la dieta de Drew estaba compuesta por pizzas, filetes rellenos de queso y comida poco saludable. Además, siempre tomaba una cuarta comida antes de acostarse por la noche, pero decidió cambiar. Lo primero que quiso hacer fue quemar calorías y, para conseguirlo, se puso a correr… aunque el primer día apenas llegó al medio kilómetro.

Drew comía cuatro veces al día, la última poco antes de acostarse, y casi nunca alimentos saludables

Poco a poco fue subiendo esa distancia y, como entonces trabajaba de ayudante en un gimnasio, pudo ir probando otras máquinas. Así, comenzó a usar la bicicleta estática y fue ampliando su capacidad cardiovascular caminando rápido, antes de lanzarse definitivamente a correr. Después de pocas semanas, ya era capaz de correr 5 kilómetros en la cinta.

También decidió cambiar sus hábitos alimenticios, y lo hizo paulatinamente, como con el deporte. En aquella época estaba soltero y no tenía que ponerse de acuerdo con nadie para los menús, por lo que empezó sustituyendo su desayuno calórico por una barra de cereales. Después introdujo las ensaladas a la hora de comer y, finalmente, cambió sus cenas calóricas por pollo a la plancha.

placeholder El deporte es fundamental a la hora de perder peso (EFE/Jorge Núñez)
El deporte es fundamental a la hora de perder peso (EFE/Jorge Núñez)

En apenas un año fue capaz de perder 35 kilos, por lo que su peso se redujo a solo 90 kilos… pero eso le llevó a dejar de tomarse en serio su proceso de adelgazamiento. Tenía casi 30 años, quería formar una familia y dejó de cuidarse para reforzar su vida social: adiós al running, a las comidas sanas, a las cenas poco calóricas y a mantener a raya la ingesta de calorías.

A la segunda fue la vencida

En 2010 conoció a una persona, en 2014 se casó y pronto tuvieron su primer hijo. Sin embargo, aunque él seguía haciendo algo de deporte, su cuerpo no lo notaba y su peso se había disparado de nuevo hasta los 107 kilos. Así que volvió a correr en serio y, en pocos meses, ya era capaz de recorrer entre 13 y 15 kilómetros diarios de entrenamiento.

Foto: Fuente: iStock

En 2015 se apuntó a su primer media maratón y la completó con éxito. Fue la primera de muchas, ya que después se aficionó a estas carreras y, más tarde, a los maratones. Aquel fue el momento en el que Drew, definitivamente, encontró su particular truco para adelgazar: desde que corrió largas distancias, su peso no hizo más que descender semana a semana.

Hoy, Drew apenas sobrepasa los 76 kilos, una cifra mucho más acorde a su físico. Ha perdido 50 kilos entre sus dos periodos de adelgazamiento y recomienda a las personas que quieran perder peso que lo hagan poco a poco: "Si alguien quisiera emprender un viaje similar, comience marcando metas pequeñas y alcanzables. Mi primer objetivo no era perder 50 kilos ni correr un maratón".

Comenzó corriendo apenas medio kilómetro y hoy es capaz de completar maratones por todo el mundo

Una vez que se den los primeros pasos, los siguientes serán más sencillos: "Pasé de correr una milla a tres y, después, a terminar una media maratón". Su objetivo era el mismo que el de millones de personas en todo el mundo: adelgazar. Pero haciéndolo poco a poco, incluso cuando se falle y se quiera abandonar, será un poco más sencillo.

Trucos adelgazar Adelgazar Perder peso Adelgazamiento
El redactor recomienda