Ponte en forma

El truco para lograr que cualquier ejercicio te adelgace mucho más

Aunque te hayas acostumbrado a entrenar siempre del mismo modo, un pequeño cambio en tu rutina aumentará la pérdida de grasa de tu cuerpo

Foto: iStock
iStock

Si estás pensando en adelgazar seguramente lo primero que se te venga a la cabeza sea hacer deporte y dieta: correr, comer menos, no tomar carbohidratos... Para perder unos kilos seguirás una rutina que incluya estos elementos como si estuvieras en 'Atrapado en el tiempo' (o como todos conocemos a la película del Bill Murray, por su nombre original, 'El día de la marmota').

Aunque creas que tiene que ser siempre el mismo bucle infinito para estar saludable y tener un cuerpo diez, una serie de pequeños cambios harán, no solo que el entrenamiento no sea tan rutinario, sino que incrementarán la pérdida de grasa.

Igual que no te pasas el día moviéndote solo en una dirección, en el gimnasio tampoco deberías repetir constantemente lo mismo si quieres obtener un mejor resultado, según recoge la revista 'Woman's Health'. Si tus entrenamientos son menos efectivos, no hay necesidad de revisar toda tu rutina, simplemente haz tu ejercicio favorito "dando una vuelta alrededor del mundo".

Esto significa que debes cambiar el ángulo de tu cuerpo a medida que realizas ejercicios -como planchas, zancadas o sentadillas- para ejercitar los músculos más pequeños en la fase de transición. En resumidas cuentas, tienes que mover ligeramente la cadera mientras entrenas.

La clave es cambiar el ángulo del cuerpo, usando la cadera, cuando haces los ejercicios para entrenar los músculos más pequeños en la fase de transición

También mejorará tu capacidad de movimiento y preparará mejor tu cuerpo para las actividades cotidianas, como levantar una maleta o cargar las bolsas de la compra, ya que estás cambiando ligeramente el entrenamiento y fortaleciéndote más, explica la entrenadora personal Lauren Kanski.

Cómo hacer planchas, zancadas y sentadillas

Por ejemplo, comienza con una plancha alta, luego muévete a una lateral (levantando un brazo y una pierna a la vez) para girar tu cuerpo hacia la izquierda y luego hacia la derecha. O muévete haciendo zancadas: avanza una pierna hacia adelante, después hacia un lado y luego detrás de ti; repite el mismo ejercicio con la otra pierna.

También prueba con unas sentadillas un tanto atípicas: salta mirando hacia adelante y aterriza con una sentadilla, después gira tu cuerpo hacia la derecha mientras saltas nuevamente, aterrizando hacia el mismo lado. Imagina un reloj: comienza a las 12, luego gira a las 3, 6, 9 y termina nuevamente a las 12. Concéntrate en involucrar tu abdomen y respirar. "Ahí es donde obtienes la mayor parte de tu poder y coordinación", señala Kanski. Pero ve despacio: la clave es usar tu fuerza, no el impulso.

Déficit calórico

Pero siendo claros, si lo que quieres es perder grasa la clave es el déficit calórico. Probablemente siempre has escuchado que adelgazar consiste en un 80% de dieta y otro 20% de ejercicio. "Tienes que quemar más calorías de las que comes", asegura a 'Pop Sugar' Kimberly Gomer, directora de un importante centro de nutrición.

"Si consigues crear un déficit de calorías y mantenerlo, perderás el exceso de grasa en cualquier parte del cuerpo", apunta. Consulta a dietistas especializados para saber con certeza si estás restringiendo el número de calorías. Sin embargo, no solo importa la cantidad que ingieres, sino la calidad. Necesitas enfocarte en alimentos altos en nutrientes: verduras de hoja verde, sin almidón y, sobre todo, mucha fruta.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios