Cómo reducir el estrés en tu empleo, según un psicólogo experto
  1. Alma, Corazón, Vida
el 'burnout'

Cómo reducir el estrés en tu empleo, según un psicólogo experto

Desgraciadamente el agobio y el agotamiento crónico son comunes en las empresas, pero existen formas muy efectivas de frenarlos

Foto:  Foto: iStock.
Foto: iStock.

Los domingos te deprimes porque el lunes está al caer, el día siguiente es un tedio, tu producción ha bajado y te sientes atrapado entre las cuatro paredes que conforman tu oficina. Es bastante probable que sufras 'burnout' o 'sindrome del trabajador quemado', un problema que la Organización Mundial de la Salud ha decidido recientemente que se puede clasificar como enfermedad.

Tiene tres síntomas principales: agotamiento o falta de energía, distanciamiento mental del puesto de trabajo y disminución de la eficacia laboral, y, sus efectos sobre los trabajadores son tales que a este estrés laboral se le atribuyen entre el 50 y el 60% de los días que se pierden de trabajo. Eso sí, este síntoma no aparece por casualidad: en un 72% de los casos está relacionado con la precariedad, en un 66% con la carga excesiva de trabajo y en un 59% a situaciones de acoso laboral.

Quizá te sientas identificado con todo esto. Es normal. El estrés y el agotamiento crónico son comunes en el lugar de trabajo; seguro que en el último mes has hecho horas de más y quizá has recibido llamadas o WhatsApps fuera de tu horario laboral, la cultura de la asistencia a expensas incluso de la salud es la que prima en la actualidad. ¿Qué puedes hacer exactamente para evitarlo?

El 'presentismo', (lo contrario al absentismo) puede parecer rentable para la empresa en un principio, pero a la larga conlleva enfermedades y estrés

Combatir el estrés laboral es complicado y, sin embargo, muy necesario, teniendo en cuenta que pasamos allí buena parte de la vida y vemos a nuestros colegas bastante más que a parejas, amigos o familia. Un estudio llevado a cabo en Países Bajos que analizó varios empleos descubrió que el 'presentismo' (sería lo contrario al absentismo, cuando los empleados acuden a su puesto en cualquier circunstancia, lo que paradójicamente reduce su productividad) puede parecer rentable para las empresas debido a la menor ausencia de empleados. A largo plazo, sin embargo, resulta en enfermedad y el absentismo antes mencionado.

Cómo reducir el estrés

Abordar el agotamiento es responsabilidad tanto del empleado como de la empresa. Mejorar tu salud tiene que ser una prioridad, pues la juega un papel fundamental física y mentalmente en tu vida y rus resultados.

Según cuenta la psicóloga Sarah Tottle en un artículo en 'The Conversation', si eres jefe o responsable lo mejor que puedes hacer es mandar con el ejemplo. "Generalmente los líderes no quieren parecer débiles y sienten que necesitan esforzarse más, pero si comienzas a tomar más descansos para comer o salen a caminar durante un rato, podrían ser un gran ejemplo para sus equipos", explica.

Foto: Carmen y Tosha ni siquiera soñaban con ganar 10.000 dólares a la lotería esa mañana (Foto: YouTube)

Si trabajas en Recursos Humanos, propone que abordes de frente los problemas que el equipo podría estar experimentado. Proporciona fruta, alienta las caminatas, dile al personal que salga a su hora. "Estos son solo algunos de los pequeños cambios que puede hacer para ayudar a crear un lugar de trabajo más saludable y feliz", cuenta la psicóloga.

Si eres empleado, no esperes a que tu jefe sea el único responsable de tu bienestar. Es probable que tú también necesites hacer cambios para aliviar el estrés y reducir las posibilidades de agotamiento. Aquí van algunos consejos:

  • Identifica lo que te estresa. Quizá es buena idea que escribas un diario durante varias semanas para identificar qué situaciones son las que te producen más ansiedad para saber cómo debes responder a ellas.
  • Elige una prioridad. Escribe lo que quieres que suceda este año, ¿un cambio en tu carrera profesional? ¿Un ascenso? ¿Priorizar tu vida fuera del trabajo? Sea lo que sea, defínelo.
  • Establece metas. Una vez que sepas lo que quieres lograr, establece objetivos mensuales, trabaja a un ritmo que te convenza.
  • Duerme mejor y haz más ejercicio. Es probable que lleves un estilo de vida sedentario, por lo que hacer ejercicio y tomar descansos te ayudarán.
  • Habla con tu jefe de cómo te sientes. Si es necesario tómate tu tiempo para descansar.

Reducir el estrés en el trabajo y mitigar el efecto que tiene se reduce a una combinación de actividades físicas y mentales. Es responsabilidad de todos.

Estrés Trabajo Psicología Social
El redactor recomienda