La imagen de la Sábana Santa es la de "una persona viva", según un médico español
  1. Alma, Corazón, Vida
MUESTRA DE LA RESURRECCIÓN

La imagen de la Sábana Santa es la de "una persona viva", según un médico español

"Si la Síndone cubrió el cuerpo de Jesús, a Él le interesaría no solo mostrarnos los signos de la muerte, sino también de resurrección en el mismo objeto"

Foto: La Sábana Santa. Foto: EFE/Tonino Di Marco
La Sábana Santa. Foto: EFE/Tonino Di Marco

La Sábana Santa de Turín es, desde hace siglos, fuente de polémica entre los que niegan su autenticidad y lo que creen que albergó el cuerpo de Jesucristo después de haber sido crucificado. Ahora, un médico español se une a la discusión y sostiene que la imagen que aparece en la tela es la de un hombre vivo.

Según cuenta ABC, el doctor Bernardo Hontanilla, catedrático de Cirugía Plástica, Estética y Reparadora de la Clínica Universidad de Navarra, ha publicado un estudio en la revista 'Sciencia et Fides', que edita la Universidad de Navarra junto a la Universidad Nicolás Copérnico de Torun (Polonia), en el que analiza la Sabana Santa "desde el punto de vista de un cirujano plástico", en contraposición de anteriores investigaciones forenses, hematológicas, textiles, químicas, biológicas e iconográficas.

Foto: Foto: iStock.

En su estudio, Hontanilla asegura que la Síndone "muestra a la vez signos de muerte como de vida de una persona que dejó su imagen impresa en un momento en el que estaba viva", algo que, en su opinión, "es razonable”, ya que "si la Síndone cubrió el cuerpo de Jesús, a Él le interesaría no solo mostrarnos los signos de la muerte, sino también de resurrección en el mismo objeto".

Intentando levantarse

El catedrático, especializado en cirugía de la parálisis facial, ha analizado varios detalles de la postura del cuerpo impreso en la Sábana Santa tomando como referencia la reconstrucción en 3D del artista andaluz José Manuel Miñarro López. Así, según explica Hontanilla, todos los estudios realizados hasta la fecha se refieren a un cadáver. "Se trata de estudios de medicina forense que describen que la postura fijada en la Síndone es típica de una rigidez post mortem, pero en realidad se trata del gesto habitual de una persona cuando está intentando levantarse partiendo de la posición decúbito supino (posición del cuerpo acostado mirando hacia arriba)", asegura.

"Muestra a la vez signos de muerte como de vida de una persona que dejó su imagen impresa en un momento en el que estaba viva"

La hipótesis de Hontanilla también se apoya en el hecho de que cuando realizamos ese gesto de levantarnos, se produce "un desplazamiento de las manos a los genitales al flexionar el tronco, una elevación y semiflexión de la cabeza y un apoyo de una planta del pie con menos flexión de la pierna contralateral y cierto grado de rotación interna como la figura observada en la Síndone". Para ello, tomó como referencia pruebas con sujetos varones de entre 30 y 40 años, con fenotipo atlético y de entre 1,70 y 1,80 metros de altura a los que les solicitó que se levantaran del suelo partiendo de la posición decúbito supino

Además, asegura que el rostro captado en la Sábana muestra los surcos nasogenianos y nasolabiales: "La presencia de ambas marcas en la cara impresa se asemeja más a la de una persona viva, ya que en un cadáver reciente la musculatura fácil se relaja y desaparecen los surcos". El experto confía plenamente en su diagnóstico: "En el momento en que se imprime esta imagen, la persona está viva. Lo afirmo y defiendo científicamente donde sea necesario", concluye.

Polémica Postura Cirugía plástica Misterios Religión
El redactor recomienda