No te comas la cabeza

Por qué los regalos de Navidad gustan más a la gente cuando están mal envueltos

Aunque creas que un papel original y un buen lazo dorado pueden salvar hasta al presente más cutre, podría ser completamente al revés

Foto: Foto: iStock
Foto: iStock

Por mucho que envuelvas unos simples calcetines en un papel de regalo con un estampado curioso y corones el paquete con un gran lazo dorado, van a seguir siendo eso, una triste prenda para cubrir tus pies. Darle un buen empaque de última hora no lo hará mejor, de hecho, lo empeorará, según un nuevo estudio.

Investigadores de la Universidad de Nevada descubrieron que envolver bien los regalos eleva demasiado las expectativas de lo que hay dentro, lo que puede llevar a una decepción bastante grande. Mientras que hacerlo de una manera descuidada no nos hace creer que dentro del paquete puede haber algo increíble y ayuda a que el presente sea mejor, recoge 'New York Post'.

"Nuestra investigación muestra que cuando los regalos se envuelven cuidadosamente y se entregan a un amigo, aumentan las expectativas del objeto del interior, lo que hace que termine gustándole menos", explica la profesora de marketing e investigadora principal del estudio Jessica Rixom. "Sin embargo, con un envoltorio descuidado, el destinatario se crea unas expectativas más bajas y finalmente le acabará gustando más el regalo", añade.

Experimento con hinchas de la NBA

Los investigadores realizaron este sorprendente hallazgo al estudiar a un grupo de fanáticos del equipo de baloncesto de la NBA Miami Heat. Algunos recibieron tazas con el logotipo del equipo, mientras que otros recibieron el mismo objeto pero con la insignia del Orlando Magic. Cuando les entregaron una del equipo contrario que estaba envuelta mal, los seguidores del Heat dieron una respuesta positiva.

Envolver bien los regalos eleva demasiado las expectativas de lo que hay dentro, lo que puede llevar a una gran decepción

El estudio, publicado en el 'Journal of Consumer Psychology', también señala que los sentimientos contrarios por los regalos bien envueltos probablemente empeoran cuando vienen de un ser querido en lugar de un simple conocido.

"Esta respuesta ocurre porque cuando le das un regalo a un amigo, él sabe en que punto se encuentra vuestra relación, por lo que el envoltorio sirve como señal del interior", explica Rixom. "Pero si viene de un conocido y el presente está bien envuelto, indica sentimientos positivos sobre la relación con el destinatario y esto se extiende al regalo", añade.

Evita los clásicos calcetines

Si has entrado en este artículo, no solo para saber cómo envolver un regalo para hacer feliz al destinatario, sino también para conocer qué puedes comprar a tu amigo invisible. Aquí van unos consejos.

Si eres de los que prefiere no romperse la cabeza y vas a lo mismo cada año, procura que al menos tenga un toque de originalidad. Hay muchas tiendas que tienen tazas originales con mensajes graciosos tipo: "mamá, eres una pesada", "ya no eres joven", "no ligas ni en Tinder" o con constelaciones que cambian de color; o agendas en las que puedes apuntar los "despropósitos de Año Nuevo" o "todo lo que quiero hacer y al final no hago".

Y si quieres recurrir a unos calcetines, a pesar de que hayamos empezado este texto criticándolos. Algunas marcas diseñan prendas para proteger el pie con mucho estilo. Una de las más conocidas es Jimmy Lion, que acaba de sacar una línea de calcetines con motivos cerveceros para los amantes de la bebida de cebada.

También puedes regalar manteles con forma de vinilo, bolsas con cuadros famosos, limpiadores de microondas, tablas de cortar con motivos originales, cajas de música con la canción de tu película preferida, bombas de semillas para combatir el cambio climático, felpudos con frases graciosas... etc. Lo mismo de siempre, pero con un toque distinto.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios