TAMBIÉN CREA SÍNDROME DE ABSTINENCIA

Opioides y embarazo, una combinación que puede afectar al cerebro del bebé

Los investigadores descubrieron conexiones anormales en una parte del cerebro llamada amígdala, responsable de la percepción y de la regulación de emociones

Foto: Tomar opioides durante el embarazo, totalmente desaconsejable (Foto: Unsplash)
Tomar opioides durante el embarazo, totalmente desaconsejable (Foto: Unsplash)

Un reciente estudio realizado por investigadores estadounidenses sugiere que la exposición prenatal a opioides puede tener un impacto significativo en el desarrollo cerebral de los bebés que van a nacer.

Según nos cuenta CBC Radio, un equipo de obstetras, neonatólogos, psicólogos y radiólogos dirigido por Rupa Radhakrishnan, radióloga de la Escuela de Medicina de la Universidad de Indiana (Estados Unidos), realizó resonancias magnéticas funcionales a 16 bebés que estaban a punto de nacer. Ocho de los bebés tenían madres que usaban opioides durante el embarazo y ocho tenían madres que no.

Usando resonancias magnéticas funcionales (IRMf), los investigadores pudieron medir la actividad cerebral mediante la detección de cambios en el flujo sanguíneo. Con la IRMf, se puede observar la conectividad entre las regiones neurales mientras el cerebro está en reposo.

Afecta a las emociones

Los investigadores descubrieron conexiones anormales hacia y desde una parte del cerebro llamada amígdala, una región que es responsable de la percepción y de la regulación de emociones, como la ira, el miedo, la tristeza y la agresividad.

El uso regular de opioides por parte de la madre deja al bebé físicamente dependiente de los mismos

Este es uno de los primeros estudios que sugiere que la función cerebral de los bebés puede verse afectada por la exposición prenatal a opioides. La función anormal en la amígdala podría dificultar que los niños expuestos a opioides regulen sus emociones, algo que con serias implicaciones en su desarrollo social y en su comportamiento.

Lo que hace que los resultados del estudio sean plausibles es que es bien sabido que los opioides pueden pasar a través de la placenta de madre a bebé. El uso regular de opioides por parte de la madre deja al bebé físicamente dependiente de los opioides. Inmediatamente después del nacimiento y el corte del cordón umbilical, el bebé deja de recibir opioides. Eso los pone en un síndrome de abstinencia de opioides.

Síndrome de abstinencia

Los opioides no solo se refieren a drogas ilegales, sino incluyen medicamentos de prescripción médica como el fentanilo, la oxicodona, la codeína o la morfina, entre otros. Los síntomas varían según el tipo de sustancia utilizada, la última vez que se usó y si el bebé es prematuro o no. Los síntomas de abstinencia comienzan tan pronto como 24 horas y tan tarde como diez días después del nacimiento.

Y en cuanto a los síntomas, pueden incluir: temblores, irritabilidad, problemas de sueño, llanto agudo, sudoración, reflejos hiperactivos, convulsiones, vómitos, diarreas, deshidratación y fiebre.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios