son muy sencillos

Los entrenamientos de 5x5 que ayudaron a este hombre a perder 90 kilos

Eric Clarke entendió que tenía que perder peso, y así lo hizo: comenzó la dieta keto y se ejercita con este sencillo plan, ideal si eres nuevo en el gimnasio

Foto: Fuente: Eric Clarke.
Fuente: Eric Clarke.

Eric Clarke tiene 33 años y trabaja en un parque estatal de Virginia. Su vida es feliz y plena, pero hasta hace muy poco tiempo no era así en absoluto. Desde el instituto era el chico grande de su clase, y esto no mejoró en la universidad, con muchas fiestas, bebidas y excesos. Una trayectoria que siguió hasta que cumplió los 30 años, cuando llegó a pesar (en los peores momentos) 187 kilos.

"No era feliz", admite a la revista masculina 'Men's Health'. "El peso, por supuesto, era parte del problema, pero no era el único. Era un tipo solitario, y tener la autoestima por los suelos agravaba el contratiempo. Reflexionaba continuamente por qué me hacía eso, ¿cómo podía pedirle a una futura e hipotética pareja que me cuidara si ni siquiera yo era capaz de hacerlo?", sabía que solo tenía que comenzar un estilo de vida más sano para mejorar su condición.

Cambiando de piel

Primero, su relación con la comida debía cambiar. Después de hablar con sus amigos y un médico, se decidió por la dieta keto: es aquel plan que se basa en la ingesta de alimentos ricos en proteínas y grasas y la restricción de glúcidos y azúcares con el objetivo de generar una situación de "cetosis" –exceso de cetonas en la sangre– similar al ayuno. Descubrió que había comidas que podía disfrutar y que este era un plan semanal que podía seguir, con batidos de proteínas bajos en carbohidratos que disfrutaba después de las caminatas que comenzó a practicar entre semana.

En el primer mes, Eric perdió 11 kilos, lo que ayudó a que se mantuviera motivado. Perdió tres en el siguiente mes, y estableció que esos serían aproximadamente los que iría perdiendo poco a poco. Sin embargo, no se sentía más sano y se cercioró de que aún tenía un largo camino por recorrer. Después de un año en el que continuaba siguiendo esa línea, comenzó a ir al gimnasio, pero era la primera vez que se apuntaba y estaba un poco perdido.

Comenzó la dieta keto, después se pasó al ayuno intermitente y cada día de la semana en el gimnasio trabaja un músculo diferente

Fue un amigo el que aportó la solución: los entrenamientos de cinco por cinco. Si nunca has oído hablar de ellos, quizá te llamen la atención: se trata de trabajar un grupo muscular diferente todos los días. Los lunes hace pecho, los martes le toca a tríceps y bíceps, hombros los miércoles, los jueves descansa y a final de semana se pone con piernas. En realidad, esta rutina (que se basa en un entrenamiento básico de fuerza, como has podido ver) tiene una serie de ejercicios básicos: sentadilla, press de banca (fuerza en banco con barra), peso muerto, remo con barra y power clean (elevar la barra con la fuerza de todo el cuerpo y colocarla en la parte anterior de los hombros, haciendo una sentadilla), con al menos un día de descanso, pero Clarke decidió hacer lo que creía le vendría mejor.

Clarke en la actualidad.
Clarke en la actualidad.

Se trata de uno de los métodos más básicos si eres 'primerizo' en el gimnasio, y por eso le fue tan bien. Aunque quizá no lo hayas escuchado hasta ahora, lo cierto es que este sistema empezó a ganar popularidad allá por los años 30 del pasado siglo gracias a Mark H. Berry, levantador y posteriormente entrenador nacional del equipo de Estados Unidos. La metodología aparece en su libro 'Physical Training Simplified'.

En cuanto a Clarke, abandonó la keto y se comprometió con el ayuno intermitente, limitando su alimentación a una ventana de ocho horas durante el día. Hasta la fecha ha perdido un total de 86 kilos (actualmente se encuentra en los 100), aunque quiere llegar a los 90. "Al adelgazar tanto tengo mucha piel flácida, así que mi próximo objetivo es lidiar con ello", señala. Sus amigos y familiares lo apoyaron desde el principio, y algunos de ellos se unieron a él en sus caminatas.

"Ahora tengo mucha más energía, puedo ponerme ropa que antes no me cabía y he restaurado mi confianza. Eso sí", apunta, "mi consejo es que no trates de imitarme. Cada cuerpo es diferente y lo que debes hacer si realmente quieres perder peso es seguir una dieta que creas que puedes mantener. Que tus metas sean pequeñas al principio, y cuando las logres podrás ir eligiendo algunas más grandes pero que parezcan fáciles de alcanzar. Todo esto te servirá para mantener la fuerza de voluntad", concluye.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios