EN BUSCA DE RESPUESTAS

El misterio Diatlov: Rusia reabre la investigación sobre un enigmático incidente

En 1959, un grupo de nueve excursionistas muere en las faldas de los montes Urales. Las teorías sobre la presencia de ovnis o seres extraordinarios no han cesado desde entonces

Foto: Imagen del estado de la tienda de la expedición en el momento en que fue encontrada. (Wikipedia)
Imagen del estado de la tienda de la expedición en el momento en que fue encontrada. (Wikipedia)

1 de febrero de 1959. Un grupo de nueve excursionistas rusos, estudiantes del Instituto Politécnico de los Urales, acampa en la ladera oriental de la montaña Kholat Syakhl (un nombre mansi que significa "Montaña Muerta"), en un punto entre la República de Komi y el óblast de Sverdlovsk. Por razones desconocidas, algo hizo que salieran de la tienda en la que se cobijaban, alejándose de su campamento varios metros bajo una intensa nevada y temperaturas gélidas de varios grados bajo cero. ¿Qué fue aquello que les hizo huir espantados?

Conocido como "el incidente del paso Diatlov", se trata de uno de los más profundos y escalofriantes misterios acaecidos en el país ruso. Después de varias investigaciones infructuosas, el tiempo hizo lo propio y el caso se archivó. La historia llegó a occidente de la mano del director Renny Harlin, cineasta de Hollywood, quien hizo una adaptación cinematográfica titulada 'Devil's Pass' estrenada en 2013. Ahora, las autoridades tienen la firme intención de desvelar lo que sucedió aquella noche de hace exactamente 60 años.

Los dos primeros excursionistas aparecieron en ropa interior y descalzos. A una mujer le faltaban los ojos, parte de la lengua y los labios

A los pocos días, el ejército soviétivo trazó un plan de rescate con la colaboración de la población local y los compañeros de la universidad donde cursaban sus estudios. Tras descubrir los cadáveres entre la nieve, se procedió a realizar las correspondientes autopsias de los fallecidos. Algunos de ellos murieron por hipotermia, mientras que otros lo hicieron por golpes, debido a las pruebas de politraumatismos. Incluso uno de los individuos tenía la lengua mutilada. A pesar de las pruebas forenses, los investigadores concluyeron que se trataba simplemente del ataque de "una fuerza desconocida e insuperable". Ante esta explicación tan parca, las teorías de la conspiración se hicieron hueco entre los contenidos de los medios de comunicación, produciendo auténticas historias de terror sobre lo ocurrido y teorías de lo más extravagante para determinar la causa de la muerte de los nueve.

El plan inicial era recorrer 350 kilómetros a través de terreno extremadamente adverso e inhóspito en los Urales del norte. No eran novatos y estaban bien equipados. La mayoría tenían 20 años y eran estudiantes graduados en una universidad local. Uno de ellos tuvo que abandonar la travesía debido a dolores agudos en las piernas, tomando una decisión que más tarde le salvaría la vida. El resto continuó. Tomaron fotos por el camino y redactaron diarios, describiendo el buen rollo entre ellos y aspectos nada extraños que indujeran a pensar en un recorrido anómalo o con complicaciones. Lo que viene a ser un viaje típico por las montañas.

La tienda se encontró en una pendiente de la ladera. Estaba vacía y cortada por un objeto afilado. Todas sus pertenencias seguían allí, intactas, incluso los zapatos. Esto es lo que llevó a muchos a pensar que los estudiantes se vieron obligados a salir de allí a toda prisa y aterrorizados. Los dos primeros excursionistas, vestidos con tan solo su ropa interior, fueron encontrados tumbados bajo un pino a un kilómetro y medio de distancia de la tienda, aproximadamente. Otros tres fueron localizados al salir de la tienda. Las últimas cuatro víctimas fueron encontradas varios meses después, enterradas bajo un arroyo cercano.

Lo bizarro llegó con el estado de los cuerpos. Cuatro excursionistas sufrieron lesiones internas masivas, fracturas de cráneo y daños en el pecho. A una mujer le faltaban los ojos, la lengua y parte de los labios, explica 'RT'. El caso provocó una oleada de más de 70 teorías sobre la causa de la muerte, que van desde pruebas militares secretas y radiación a ovnis y actividad paranormal. Ahora, los fiscales se han propuesto desclasificar los archivos para intentar llegar a una explicación plausible.

El yeti, ovnis o la hipotermia

Algunas de ellas son naturales: se ha sugerido muchas veces que la causa fue una avalancha. Para justificar esta razón, los datos meteorológicos mostraron que la temperatura se desplomó de los -11 grados a los -25. Otra de las teorías apunta a que todo se debió a la existencia de un infrasonido que desorientó y volvió locos a los exploradores. Fue extendida por Donnie Eichar en su libro 'Dead Mountain', publicado en 2013, y argumenta que esta fue la razón por la que los jóvenes decidieron salir de la tienda colina abajo. Posteriormente, recuperarían la cordura, pero las condiciones de vestimenta, tan precarias, y la oscuridad total del lugar les hizo imposible regresar hasta la tienda. La otra parte del grupo caería por accidente a las rocas del arroyo en el que se encontraron.

Ni el yeti les atacó, ni vinieron los extraterrestres, ni tampoco fueron asesinados por una tribu cercana. Ninguna de las teorías se sostiene

Hay indicios de que todo se debió a pruebas militares llevadas a cabo en las inmediaciones con cohetes secretos, una prueba de armas nucleares o el uso de minas lanzadas con paracaídas. También se encuentra la explicación del llamado "desnudo paradójico", es decir, el hecho de que un individuo se desvista al sufrir hipotermia, ya que le invade una falsa sensación de calor extremo a causa del intenso frío. Un artículo del 'International Sciente Times' asegura que la expedición pudo sufrir este trastorno.

Entre las más extravagantes, se encuentran las del famoso yeti o la de que los excursionistas pudieron haber tenido contacto extraterrestre. En el año 2014, el canal 'Discovery Channel' emitió un documental titulado 'Russian Yeti: The Killer Lives' ("El asesino vive"), en el que se sospecha de que los del paso de Dyatlov pudieron ser atacados por una versión rusa de este animal criptozoológico. Pese a todo, el documental concluye que no hay una evidencia directa para llegar a esta conclusión.

Las sospechas ufológicas nacen de la declaración de otro grupo de excursionistas que afirmó haber observado orbes de luz anaranjados cerca del lugar en el que fueron hallados los fallecidos, una hipótesis también sostenida por un antiguo polícia de la zona, Lev Ivanov. El incidente fue recogido por la popular serie 'Ancient Aliens' del canal Historia, pero sucede lo mismo que con el documental que daba fe de que fueron atacados por el yeti: las pruebas presentadas no son suficientes, y la teoría queda aparcada en el terreno de la especulación.

Existen algunas más aparte de estas, pues el caso sigue generando la misma estupefacción y falta de respuestas que en el pasado. Hay algunos que aseguran que las víctimas fueron asesinadas por una tribu vecina, que los cuerpos fueron confundidos por los de unos fugados de un gulag cercano o hasta que los excursionistas ingirieron setas alucinógenas. Habrá que esperar a ver si finalmente se disipan las dudas en torno a la investigación.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios