sueño y belleza

La rutina perfecta para dormir: la utiliza Elle McPherson

La supermodelo compartió en un artículo su rutina para descansar y mantenerse así de joven y guapa a sus 54 años. Los resultados, según afirma, son inmediatos

Foto: Foto: Instagram.
Foto: Instagram.

Aunque suene paradójico, el más común de los sueños es poder soñar. El insomnio, pues, es una de las principales preocupaciones para la sociedad actual. Las cifras de quienes lo padecen no dejan de aumentar. Según la Sociedad Española del Sueño (SES), se estima que en España estos trastornos afectan en mayor o menor medida a uno de cada tres ciudadanos. Por otro lado, las pautas internacionales elaboradas por la Organización Mundial de la Salud (OMS) aconsejan entre siete y ocho horas de sueño para los adultos.

Pero al fin y al cabo, la cantidad de horas que debes dormir siempre responde a las necesidades de cada individuo. McPherson, supermodelo de éxito, ha compartido a través de su columna mensual en la revista 'Get the Gloss' sus rutinas de sueño y los trucos que le ayudan a relajarse antes de "meterse en la cama".

Una olla de té relajante y fragancia de lavanda es todo lo que necesito para disfrutar de un sueño reparador y de calidad

¿Cómo es para ti una noche perfecta? Seguramente se parezca a lo que opina McPherson, la cual se reconoce a sí misma como "una niña de siete horas". Además, cree que el sueño no es una cuestión meramente fisiológica incontrolable, sino que se puede educar, ya que confiesa haber aprendido a "dormir mejor con los años" gracias a su doctora y terapeuta en nutrición, Simone Laubscher.

"La capa exterior de nuestra piel está formada por células muertas compactas que se desprenden a lo largo del día", explica Laubscher, citando a la supermodelo. "Durante el sueño profundo, la tasa metabólica de la piel se acelera, lo que ayuda a su reparación. Ya sea que se trate de daños causados por factores como los rayos ultravioleta o la sobrecarga tóxica interna de muchas noches en vela, realmente necesitamos un sueño reparador, no solo por una cuestión de salud, sino también de belleza".

McPherson revela que cena a las seis de la tarde, una hora temprana para que su estómago no haga la digestión en el momento en que se tumba en la cama, un factor bastante perjudicial que contribuye al insomnio. Además, atrasa la hora del desayuno para asegurarse de que el estómago esté preparado para el resto del día. "Para un sueño bello y de calidad, preparo una olla de té relajante y disperso fragancia de lavanda por toda la habitación. El aroma hace mucho para aumentar la sensación de tranquilidad antes de irme a la cama".

Al final, "si verdaderamente tienes problemas para conciliar el sueño, lo que hago es acostarme al revés y de espaldas, boca arriba, coloco los pies en la pared (o en el cabecero de la cama) y estiro los brazos, como en la posición de yoga viparita karani, para obtener un efecto meditativo instantáneo", expresa. Cinco minutos después, asegura caer rendida.

Más consejos

Para dormir bien, es necesario seguir una dieta equilibrada digna de cualquier vida saludable, además de hacer ejercicio regular para que el cuerpo llegue lo suficientemente cansado a la cama y reciba a las sábanas como se merece. De nada vale buscar atajos, como consumir alcohol que, a pesar de su efecto depresor nervioso, el sueño que provoca no es real, sino un tipo de ensoñación en la que el cuerpo no descansa en absoluto. Al igual que sucede con las pastillas para dormir, que afectan a los mismos receptores de la mente que el alcohol. "Ningún medicamento para dormir pasado o presente, en el mercado lega o ilegal, induce al sueño natural", observa Eric Barker, escritor y periodista de 'The Week'.

De igual modo, también debes evitar la "luz azul" de tus dispositivos electrónicos si de verdad quieres disfrutar de un sueño reparador e instantáneo. No revises el móvil minutos antes de apagar la luz, ya que se ha demostrado que una sola pizca de luz tenue retrasa la liberación de melatonina nocturna en humanos, es decir, la hormona que hace que te duermas inmediatamente, por lo que debes esperar y tener paciencia. El mejor sustituto siempre es un libro a mano. Si de verdad no tienes nada de sueño, podrías probar con el ladrillo filosófico que hay alojado en algún punto de tu estantería, aunque el típico "best-seller" entretenido y accesible siempre viene bien. Ten cuidado, no sea que enganche tanto que te pases toda la noche leyendo y no puedas cerrar el libro.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios