el tamaño importa

El rasgo físico muy común que favorece el cáncer (y por qué)

Numerosos estudios ya habían avanzado lo que este último ha corroborado. Cuanto más centímetros te salgas de la media, mayor probabilidad de tener esta enfermedad

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Tu estatura es un simple hecho biológico y genético que no puedes cambiar. Seguramente pienses que ser más alto tiene muchos más beneficios que ser bajo, pero un nuevo estudio realizado por la Universidad de California y publicado en 'Proceedings of the Royal Society' asegura que hay un inconveniente muy importante: tienen más probabilidades de desarrollar cáncer.

Leonard Nunney, investigador del centro educativo, revisó cuatro grandes estudios de población que rastrearon la altura y la incidencia de esta enfermedad. El experto identificó más de 10.000 casos en total y cuando observó las posibilidades dada la altura de una persona, descubrió que el riesgo aumentaba en un 10% por cada 10 centímetros de más que mida la persona frente a la estatura media. ¿Por qué? Tienen más células en su cuerpo que pueden mutar. "Cuanta más división celular tenga el individuo, mayores serán las probabilidades de que las células muten y conduzcan al crecimiento del tumor", asegura.

La altura suele ser una preocupación recurrente en la mayoría de los adolescentes de ambos sexos y es el origen de muchos complejos casi siempre injustificados. Mundialmente ha aumentado de forma progresiva a lo largo del último siglo como consecuencia de los cambios positivos en la alimentación y el estilo de vida. En Europa la población española se encuentra entre las mas bajas con una media de 174 centímetros para los hombres y 163 centímetros para las mujeres, ¿significa que corremos menos riesgo?

La relación entre la altura y el desarrollo de células cancerígenas no se puede tomar como una regla inamovible

"Si estuvieras comparando a un hombre que mira 1,55 metros con un jugador de baloncesto que mide más de 2 metros, entonces este último tiene aproximadamente el doble de riesgo de cáncer", asegura Nunney a 'ABC'. El científico descubrió que la correlación entre la altura y el riesgo de padecerlo era consistente con 18 de los 23 tipos detectados. También descubrió que el riesgo de padecer melanoma tenía una relación inesperadamente más fuerte con este factor. Y las mujeres que miden más también tenían mayores posibilidades de padecer de tiroides.

Nunney también ha explicado que la cantidad de células es importante: "Ya sea que provengan de una mejor dieta o por el hecho de que tus padres sean altos no importa", y que estas diferencias de altura explican por qué ellos tienen más riesgos de tener diversos tipos de cáncer que las mujeres.

No es el único estudio

Otra investigación llevada a cabo por investigadores del Instituto Karolinska y la Universidad de Estocolmo (Suecia) y que fue presentado en la 54 ª Reunión Anual de la Sociedad Europea de Endocrinología Pediátrica celebrada en Barcelona, también lo corrobora.

Para llegar a esa conclusión los investigadores analizaron los datos de 5,5 millones de hombres y mujeres suecos nacidos entre 1938 y 1991 y con estaturas que rondaban desde los 100 cm a los 225 del Swedish Medical Birth, el registro del servicio militar obligatorio de Suecia y el Registro de Pasaportes suecos. Tras el seguimiento realizado a partir de los 20 años en toda la muestra y hasta final de 2011, descubrieron que por cada 10 centímetros más de altura, el riesgo de desarrollar cáncer aumentaba un 18% en ellas y un 11% en ellos.

Las probabilidades son mayores en las personas más altas porque tienen más células mutables

Pero no solo eso, en las mujeres las consecuencias eran peores. Las que su estatura estaba muy por encima de lo habitual tenían hasta un 20% más de riesgo de desarrollar cáncer de mama y un 30% más de riesgo de melanoma. A pesar de esto, la relación entre la altura y el desarrollo de células cancerígenas no se puede tomar como una regla inamovible. Como afirma Georgina Hill, de Cancer Research UK, “una serie de estudios a lo largo de los años han demostrado que las personas más altas parecen tener un riesgo ligeramente mayor de cáncer. Pero el aumento es pequeño y hay muchas cosas que se puede hacer para reducirlo, como no fumar y mantener un peso saludable”.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios