EMPLEOS DE 24/7

Por qué han aumentado los infartos entre los banqueros veinteañeros

Las condiciones laborales de los empleados en el sector financiero se vuelven aún más duras y se extiende a todo tipo de trabajos

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

El estrés laboral es el segundo problema de salud relacionado con el trabajo más frecuente de Europa. Según datos de la Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo, entre el 50% y el 60% de los días que se pierden en el trabajo se atribuyen a este factor, generado principalmente por la reorganización del trabajo o la precariedad (72%), la excesiva carga de trabajo (66%) o el acoso laboral (59%).

Pero en el volátil mundo de la economía, basado en una confianza que crece y decrece constantemente, parece ser más frecuente que en otros campos. Los jóvenes banqueros de entre 20 y 30 años son ingresados con mayor frecuencia en los hospitales del Reino Unido por ataques cardíacos, según informa 'Business Insider'. El doctor Arjun Ghosh, un cardiólogo consultor en el Centro del Corazón Barts londinense, estimó que en la última década ha visto un aumento del 10% de infartos entre banqueros menores de 30 años. Aproximadamente, uno de cada diez pacientes en este rango de edad se dedica a las finanzas.

Hoy en día es muy común que un chico de 25 años sufra un infarto y nadie se alarme. ¡Por Dios, solo tenía 25 años!

A pesar de los esfuerzos por reducir la carga de trabajo y del estrés en el sector bancario, como exigir que los sábados no se trabaje, los bancos están a la espera de encontrar una solución a tan grave problema de salud que salió a la luz con la muerte de un becario en 2013 del Bank of America tras trabajar 72 horas seguidas. "En la banca de inversión, las horas y la presión que se ejerce sobre estos muchachos son enormes", confiesa el cardiólogo Syed Ahsan a 'Business Insider', quien no ve un mero signo de mejora en las cifras. "Por mucho que se estén haciendo cosas para mejorar sus condiciones, no creo que haya cambiado nada".

Sin duda, el aumento de los infartos entre los jóvenes que se dedican a la banca refleja tendencias similares en el resto de trabajos, aunque todavía no se ha publicado ninguna investigación para probarlo. "Ahora mismo, es muy común que un chico de 25 sufra un ataque de corazón y nadie se alarme. ¡Por Dios, solo tenía 25 años! Estamos perdiendo la sensibilidad en estos sucesos", exclama el cardiólogo Ahmed Elghamaz. "Quizás también se debe a que llevan un estio de vida muy poco sano y que trabajan muchas más horas que en el siglo pasado".

Existen dos tipos de afecciones cardíacas entre estos jóvenes: arritmias y miocarditis. Ambas pueden provocar un infarto de miocardio letal y sin duda alguna proliferan mucho más en situaciones de estrés, consumo de drogas y, sobre todo, por trabajar en exceso. La miocarditis es una inflamación del corazón que puede ser causada por el estrés o una enfermedad de tipo vírico que se propaga a través del cuerpo, mientras que la arritmia consiste en un ritmo cardíaco desigual que puede ser provocado por la tensión o el consumo de drogas.

Según 'Business Insider', la más común de ambas es la miocarditis, por lo que el estrés y una vida poco sana influyen exponencialmente en las causas. Una investigación que profundiza este tema es la del Departamento de Epidemiología y Salud Pública de la Universidad de Londres, la cual siguió a 10.000 funcionarios británicos desde mediados de la década de 1980 y descubrió que los trabajadores menores de 50 años con estrés crónico tenían un 68% más de probabilidades de sufrir un ataque al corazón.

Drogas y trabajo 24/7

El famoso mito del banquero cocainómano no dista mucho de la realidad. La moda entre los yuppies de los 90 de consumir cantidades ingentes de estimulantes, representada a la perfección por las obras literarias de Bret Easton Ellis 'American Psycho' o 'Menos que cero', parece persistir entre este tipo de oficios. "Tenía un paciente de 20 años con problemas cardíacos que consumía cocaína en jornadas de 12 a 14 horas diarias, apenas dormía y llegaba a la consulta con episodios de desmayo y taquicardias", cuenta Ashnan.

Por otro lado, está el trabajo de 24 horas y siete días a la semana, que ya no solo ata a los corredores en bolsa o empleados del el sector financiero, sino que se está extendiendo a otros sectores laborales. Sin ir más lejos o el caso más notable, el de las estrellas de Internet. El caso más claro, por ejemplo, el de El Rubius, quien hace solo unas semanas emitió su último vídeo en el que declaraba que dejaba su actividad por ansiedad: "Cada vez me pongo más nervioso y cada vez me cuesta más respirar. Me dan como bajones después de los directos, notaba que me desmayaba".

Todo esto parece una dinámica que se va a extender de ahora en adelante y que no remitirá con el paso del tiempo. Los empleos del futuro ya no se reducirán a estar en una oficina durante 8 horas o ir a cualquier otro sitio para después volver a casa. La incógnita de cómo será el mundo laboral a corto y largo plazo hace vislumbrar un contexto en el que las tecnologías de la información imperen, tanto en la contratación como en la ejecución del trabajo.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios