Prometieron casarse a los 50 en caso de estar solteros. Cumplieron 50 y...
  1. Alma, Corazón, Vida
el amor siempre gana

Prometieron casarse a los 50 en caso de estar solteros. Cumplieron 50 y...

Kimberley Dean y Ron Palmer lo dejaron en educación secundaria. Ahora, 30 años después, han decidido que quieren estar juntos para siempre

Foto: Prometieron casarse a los 50 en caso de estar solteros. Cumplieron 50 y...
Prometieron casarse a los 50 en caso de estar solteros. Cumplieron 50 y...

Hay promesas que se tienen que cumplir. Antes de que Iván Ferreiro venga a decirnos otra vez que no valen nada, nos llega una historia del estado norteamericano de Minnesota que parece salida de una 'sitcom' estadounidense rollo 'Friends' o 'Cómo conocí a vuestra madre'. Una entrañable relato que une a dos amigos desde la infancia frente al altar: Kimberley Dean y Ron Palmer se casarán el próximo viernes por la promesa que hicieron hace más de cuarenta años, informa 'The Star Tribune'.

Tal vez, ante los grandes males de ser soltero en edad adulta y la frustración que supone el no haber formado todavía una familia, lo mejor que puedas hacer sea dar el paso, atreverte y levantar el teléfono para llamar a aquella persona que fue tan importante para ti cuando apenas érais unos párvulos que no tenían ni idea de lo que les iba a deparar la vida.

Creo que los dos sabíamos, ya en la escuela primaria, que un día llegaríamos a estar juntos para siempre

"Nunca me llevé bien con nadie más, solo con ella", declara, romántico y afectado Ron Palmer, de 54 años, a la hora de describir su relación con la que será su futura esposa, Kimberley Dean. Ambos se conocieron en la adolescencia y pasaron a ser novios en secundaria. A llegar la universidad, como sucede con muchas parejas, sus caminos se separaron y terminaron distanciándose el uno del otro. Con el paso de los años, los dos se vieron abocados a matrimonios insatisfechos y discusiones conyugales, y acabaron divorciados de sus respectivas parejas.

Pero algo hizo 'clic'. La nostalgia propiciada por los recuerdos quizás, o la propia conciencia, les chivó al oído que ellos se merecían más, que tenían todo el derecho del mundo a iniciar una nueva etapa vital al margen del silencio, la soledad y el desengaño. Y así fue. Treinta años después de haberlo dejado, volvieron a retomar contacto. Y claro, supieron que no era provisional, como en la escuela secundaria: decidieron de mutuo acuerdo resetear y reiniciar su relación allí donde la dejaron. En 2016 comenzaron de nuevo, pero no fue hasta el año pasado, después del cumpleaños de Dean, cuando ambos recordaron su pacto, y Palmer finalmente se lo propuso: sonaron campanas de boda.

Un niño y una niña que perfectamente podrían ser nuestra pareja. (iStock)
Un niño y una niña que perfectamente podrían ser nuestra pareja. (iStock)

"Creo que los dos sabíamos, incluso en la escuela secundaria, que un día llegaríamos a estar juntos para siempre", confiesa Dean, quien trabaja de administradora en una escuela de Minnesota. Por su parte, Palmer admite: "Realmente, llevo amándola desde que éramos unos críos. Siempre la he querido, ella es mi gran amiga de toda la vida". La pareja lamenta haber tardado tanto en darse cuenta y volver a estar juntos. "Tuvimos que pasar por todas esas relaciones, por sus cosas buenas, malas, feas... También por el desamor. Todo nos ha llevado hasta donde estamos ahora", reconocen.

"Hemos llegado a pensar y a hablar de qué podría haber pasado si hubiéramos seguido juntos y nos hubiéramos casado... ¿aún seguiríamos siendo pareja? Tal vez no", opina Kimberley. Su hija del matrimonio anterior, Kayla, alega a 'The Star Tribune' que siempre supo que su madre terminaría con Palmer. "Las personas que se aman siempre acaban encontrándose, aunque sea después de 37 años; siempre pasa".

Amor Amor romántico
El redactor recomienda