“El siglo XXI será el siglo de las mujeres, también en África”
  1. Alma, Corazón, Vida
I CONGRESO DE INAKUWA

“El siglo XXI será el siglo de las mujeres, también en África”

La ONG Inakuwa inicia sus actividades con un primer Congreso. El siguiente paso será el desplazamiento de voluntarios a Tanzania. El desarrollo de la mujer está entre los objetivos.

Foto: Los jóvenes miembros del equipo voluntario de la ONG Inakuwa.
Los jóvenes miembros del equipo voluntario de la ONG Inakuwa.

Hay muchas asociaciones y entidades sin ánimo de lucro que luchan por cambiar el mundo, pero pocas, muy pocas, que tengan una singularidad: la mayoría de sus impulsores rozan la veintena de años, que es la edad, precisamente, de su presidenta.

A pesar de ser una Millennial María Caso, sentía que podía hacer más para mejorar el planeta, y por eso, ella y un grupo de estudiantes fundaron Inakuwa, una Asociación sin ánimo de lucro que trabaja para llevar la educación a cada rincón del mundo. Los miembros de esta ONG, todos estudiantes procedentes de diferentes carreras, buscan el desarrollo de la autonomía de las personas en situaciones de extrema necesidad.

Recientemente, se llevó a cabo el I Congreso de Inakuwa sobre la cooperación y la mujer. En este evento, el cual se realizó en la Torre de Cristal, de Madrid, se llevaron a cabo una serie de ponencias impartidas por expertos y profesionales en su campo.

El camino hacia un mundo sostenible pasa por el apoyo político y una forma de entender el desarrollo que no solo consista en aumentar los bienes

El Congreso empezó con la exposición de Carmen Hernández Pérez, directora médica de Cirugía en Turkana (Kenia), quien contó sus experiencias de voluntaria y lo duro que es ser mujer en aquel territorio, donde falta de todo y sobra miseria.

A continuación, Ainhoa Fernández del Rincón, antigua colaboradora en la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA), aseguró que la cooperación responde a unos problemas que nos afectan a todos e hizo una proposición al conjunto de la sala, “¿Quieres ser parte de la solución?”. Según Fernández del Rincón, la experiencia es tan intensa que ya siempre te acompaña. Hasta el punto de que quien recibe realmente un soplo de felicidad son los voluntarios y los gestores de las ayudas. Ella misma ha coordinado diversas actuaciones en muchas partes del planeta.

Vídeo del congreso Inakuwa.

Más tarde, Ramiro Viñuales Ferreiro, coordinador de la Fundación Salvador Soler, sostuvo que el camino hacia un mundo más sostenible pasa por el apoyo político y una nueva forma de entender el desarrollo, que no sólo consiste en aumentar los bienes materiales. Viñuales lideró la lista a las últimas elecciones europeas al frente del partido Por un mundo más justo (PUM+J), y piensa que la acción política es clave para erradicar la pobreza y hacer un mundo mejor.

Hombre y mujer

El Congreso sirvió, igualmente, para presentar una exposición de fotografías realizadas por voluntarios de la asociación, y el auditorio se contagió de entusiasmo con la ponencia de José Ramón Regueiro González-Barros, biólogo especialista en Inmunología, quien describió de forma muy pedagógica los aspectos básicos de la inmunología, un factor clave en países con pobreza extrema. Sobre todo, en lo que respecta a la diferencia entre el hombre y la mujer.

María Luengo Balbás, doctora en Filología, Juan Laborda Barceló, doctor en Historia Moderna, y Elena Flórez Plaza, directora del Colegio Madrid llevaron a cabo una mesa redonda, planteando los papeles de la mujer en la historia, la literatura y la educación. “El siglo XXI es el siglo de las mujeres, también en África”, se dijo en el coloquio.

El primer plan se llevará a cabo en Rau, Moshi, Tanzania, en colaboración con la ONG Jiendeleze Women, al cual acudirán once voluntarios

Por último, la actriz Esperanza Morales Elipe hizo un divertido recorrido sobre el paso de la mujer a lo largo de la historia del teatro y el cine, muchas de ellas olvidadas o ninguneadas por el hecho de ser mujeres.

Inakuwa, a pesar de ser una entidad muy reciente, ya que se constituyó en octubre de 2017, dentro de un par de meses ya se podrá ver en pie uno de sus principales proyectos del 2018. El primer plan se llevará a cabo en Rau, Moshi, Tanzania, en colaboración con la ONG Jiendeleze Women, al cual acudirán once voluntarios.

Otro de los momentos del congreso.
Otro de los momentos del congreso.

En esa localidad hay un centro al que van diariamente 60 mujeres, y el objetivo es mejorar la situación de desamparo y opresión a la que se ven sometidas. Durante un mes, se impartirán clases de alimentación y cocina, agricultura, economía, arte, medicina, educación sexual e inglés.

El grupo de estudiantes, la mayoría compañeros del Colegio Estudio, tenía claro desde el principio que quería hacer un voluntariado en Tanzania, y se puso manos a la obra para organizarlo, pero después de unas semanas, los jóvenes se dieron cuenta de que podían dar más, hacer más, crear una asociación, con menos de 20 años. Medio año después, Inakuwa cuenta con más de una veintena de voluntarios.

Mujer ONG Siglo XXI Felicidad ONU Voluntariado
El redactor recomienda