Trucos: David Copperfield y la demanda millonaria que le obliga a revelar uno de sus trucos
UN ESPECTADOR SALIÓ HERIDO EN UNA ACTUACIÓN

David Copperfield y la demanda millonaria que le obliga a revelar uno de sus trucos

El famoso ilusionista norteamericano testificará en un juicio en el que se le pide una importante indemnización contra un espectador que salió herido después de un truco

Foto: El famoso ilusionista norteamericano David Copperfield. (Reuters)
El famoso ilusionista norteamericano David Copperfield. (Reuters)

David Copperfield tendrá que revelar uno de sus trucos más famosos. El ilusionista norteamericano, uno de los mejores en su terreno, deberá declarar este viernes como testigo en un juicio que se antoja millonario, después de que un asistente a su espectáculo se viera envuelto en un accidente que le reportó consecuencias físicas. Ante un jurado popular, el mítico mago tendrá que desvelar paso a paso cómo lleva a cabo uno de los elementos básicos de su show.

Alcatraz, la Gran Muralla, la Estatua de la Libertad... nada se le resiste a Copperfield, que ha conseguido a encandilar a millones de personas alrededor del mundo. Escapar del penal más peligroso del mundo, caminar sobre el majestuoso monumento chino o hacer desaparecer la gran insignia de Nueva York son solo algunos de sus grandes logros. Pero uno de los trucos más virales del mago, el que siempre usa en su espectáculo, ahora está en el punto de mira.

Se trata de una ilusión en el que, al azar, selecciona a 13 personas del público, a los que sube al escenario. Tras meterlas en una urna mediante un juego de luces y de humo, consigue hacerlas desaparecer, consiguiendo el reconocimiento de sus seguidores, que no entienden cómo ha sido capaz de hacerlo. Como si se tratara de un día más, ese truco lo realizó en el MGM Las Vegas en el año 2013... pero no todo salió como debía, lo que le ha costado tener que verse involucrado en un juicio.

Aquel día, Copperfield seleccionó a 13 personas del público, como siempre, entre las que eligió a Gavin Cox, un conocido chef inglés. El ilusionista llevó a cabo su truco, con el que consiguió hacer desaparecer a las personas, que escaparon del espectáculo a través de un túnel secreto, invisible a los ojos del espectador. Pero en esa huida, ocurrió algo: Cox, mientras buscaba la escapatoria 'secreta', tropezó con algo que había en el suelo, sufriendo un grave accidente.

En la versión de Cox, él caminaba con tranquilidad cuando, de repente, tropezó con escombros de obra que se encontraban en el suelo. Este inesperado obstáculo provocó que tropezara y cayera al suelo, golpeándose la cabeza con el piso. Este impacto provocó daño cerebral en el chef. quien se tuvo incluso que someterse a dos cirugías. Este hecho provocó una demanda contra Copperfield, sobre la que este viernes deberá de testificar para revelar el truco y poder esclarecer lo sucedido.

"Que explique qué pasó"

El abogado de Cox anuncia que pedirá al ilusionista una importante cantidad económica para resarcir el daño sufrido por su cliente: "Solicitaremos una suma muy importante. Para nosotros, es importante que testifique, así el jurado puede escuchar cómo realiza exactamente la ilusión. Yo le voy a preguntar de manera muy directa qué fue exactamente lo que pasó y por qué mi cliente fue puesto en una situación en la que salió gravemente herido", confesó.

Durante el inicio del juicio, que se prevé que dure tres semanas, Copperfield participará como testigo. La defensa del ilusionista considera que simplemente se trató de un accidente puntual, pues se trata de un truco "que ha sido realizado exitosamente durante 15 años, con más de 100.000 espectadores participando en él" y en el que solo ha habido un herido. Sea como fuere, el mago deberá de revelar uno de los trucos que le ha hecho ser uno de los magos más famosos del mundo.

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios