Alimentación: Los 5 peores desayunos que puedes tomar: engordarás muchísimo
Y LOS SUELES COMER...

Los 5 peores desayunos que puedes tomar: engordarás muchísimo

Lo que comas a primera hora del día determinará el éxito de tu jornada. Si eliges mal y no desayunas adecuadamente, no sólo engordarás, sino que además no tendrás energía para nada

Foto:

La mayoría de la gente no da importancia al desayuno, cuando es una de las comidas más importantes del día. Lo que ingieras a primera hora de la mañana, determinará el trascurso de tu jornada, pues condicionará tu nivel de energía y, por ende, el éxito que tendrás (o no) en tus quehaceres.

La primera comida del día debe ser una combinación adecuada de fibra, proteínas y grasas saludables. Pero esto es mucho lío, tanto que al final no sabemos qué comer y qué no, si nos estamos pasando o nos estamos quedando cortos. También nos confunde la calidad de lo que tomamos.

En numerosas ocasiones, comemos algo pensando que es sano y, en realidad, nos está haciendo más mal que bien. Además, si no desayunas bien, luego estarás todo el día con ansias de dulces y comida basura, lo que acabará engordándote. Sin contar con que no tendrás fuerzas para nada, y menos aún para ir al gimnasio.

La primera comida del día es la más importante y debe ser una combinación adecuada de fibra, proteínas y grasas saludables

Pero no te preocupes: a continuación tienes una lista de cinco desayunos que debes evitar a toda costa.

1) Bagels

Cualquier tipo de pan blanco, como el bagel, será peor opción que el integral. Los bagels blancos son bastante grandes, y proporcionan la mitad de las necesidades diarias de cereales en una sola comida. Tienen un índice glucémico más alto, lo que significa que aumentan los niveles de azúcar en la sangre más rápido, dejándolos susceptibles a una subida a media tarde. Si vas a comerlo, mejor opta por la opción de sésamo tostado o integral con queso cottage, huevos revueltos o aguacate.

2) Cereales

Incluso los cereales supuestamente "sanos" pueden ser bombas de azúcar disfrazadas. No caigas en la trampa de las cajas, que te venden que son "integrales" y "bajos en grasa". Mira detenidamente la etiqueta de ingredientes para ver si tienen más azúcar de la que necesitas.

Esto no quiere decir que no tengas que consumir cereales, más bien al contrario. Lo que debes hacer, eso sí, es elegir la opción más sana, es decir, la que contenga más fibra y menos azúcar. La fibra reduce la velocidad de la digestión, lo que ayuda a mantener los niveles de energía más estables. La carencia en proteínas de los cereales no es tan importante, pues puedes introducirlas a través del acompañamiento de estos, en forma de leche, yogur o semillas.

3) Yogur bajo en grasa con frutas

Parece una forma sana de comenzar el día, y de hecho es mejor que un donut, pero no es del todo eficaz. El yogur con frutas es una bomba de azúcar que tu cuerpo quemará rápidamente para obtener energía, y cuando lo haga te dará bajón. La falta de grasa en el yogur te dejará con hambre también al poco tiempo.

Incluso los cereales supuestamente "sanos" pueden ser bombas de azúcar disfrazadas. No caigas en la trampa de las cajas y mira bien los ingredientes

Lo mejor es optar por el yogur griego con moras. También puedes añadirle muesli, cereales ricos en fibra o nueces.

4) Bollería

Donuts, cruasanes, palmeras... No están hechos para alimentarte, sólo para hacerte disfrutar con su sabor. Debido a su carencia en fibra y proteínas, y a que están repletos de azúcar y calorías, consumir estos bollos siempre te dejará en busca de más comida antes de la hora del almuerzo, lo que podría hacerte comer en exceso durante el día.

Hay ocasiones en que puede desear regalarse algo dulce, especialmente si tienes compañeros de trabajo que no paran de ofrecerte estos dulces. Sé inteligente y cómete sólo la mitad. Luego lo agradecerás, pues no te pasarás todo el día anhelando dulce.

5) Un café

Es posible que no tengas hambre por la mañana, especialmente si has cenado tarde, pero eso no es excusa para omitir la comida y tomar sólo un café. Eso no es desayunar.

El café puede tener muchos beneficios para la salud, pero hará que te mueras de hambre a las diez de la mañana. Asegúrate de tomar comida real, y si contiene proteínas y verduras mucho mejor.

Desayunar bollos hará que 'piques' durante del día debido a su pobreza en fibra y proteínas, y a que están repletos de azúcar y calorías

Si tu excusa es que no tienes tiempo, ve a lo fácil: coge una taza de yogur griego con una cucharada de semillas de sésamo, una cucharadita de aceite de oliva, un plátano pequeño y una cucharadita de miel. Si le echas un poco de proteína en polvo, mejor que mejor.

¡Buen provecho!

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios